Varias personas ven a una chica guapa robando y la ignoran, hasta que un hombre la detiene

Por Li Yen y Simone Jonker - La Gran Época
05 de Julio de 2019 Actualizado: 05 de Julio de 2019

En un experimento social llamado Stealing From The Homeless, escenificado por los ModelPranksters en Nueva York, los actores instalaron cámaras ocultas y recrearon una escena en la que a una persona sin hogar le robaron su dinero.

El grupo buscó probar cómo reaccionaría la gente y qué harían cuando se enfrentaran a un delito. ¿Y si el ladrón era una jovencita sexy?

A través del experimento, los ModelPranksters determinaron que las apariencias pueden ser engañosas.

En el video de experimentos sociales publicado en YouTube por Coby Persin, el primer hombre solo fija la mirada en la atractiva mujer después de presenciar su robo a un hombre sin hogar a plena luz del día. En vez de confrontar a la mujer bonita, elige irse.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: ravipat/Shutterstock)

Lo mismo sucede cuando la bella dama recrea la escena una y otra vez durante una hora. Este “lobo con piel de cordero” se libra por completo del delito, y sonríe en cada ocasión. Nadie habla en nombre del vagabundo, excepto un hombre, que exige que la mujer bonita devuelva el dinero.

Entonces, ¿qué pasa cuando un hombre le roba a un vagabundo? En la siguiente secuencia, un joven le roba al hombre sin hogar, y casi de inmediato, es perseguido y reprendido por la mayoría de las personas que ven el robo.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Photographee.eu/Shutterstock)

“Devuelve eso ahora mismo. Devuelve eso ahora mismo. Devuelve eso ahora mismo. Devuelve eso ahora mismo”, una persona ordena repetidamente al ladrón masculino. Mientras se encuentra en otra escena, un transeúnte atrapa con rapidez al ladrón con las manos en la masa en cuanto intenta huir. Más tarde, una multitud se reúne alrededor del ladrón, causando una ligera conmoción, hasta que por fin le revelan que se trata de un experimento social.

Aunque no existe una definición de cómo debe ser un ladrón, el experimento social mostró que el factor más importante para su captura era el género y el atractivo del “ladrón”. “Cuando la chica le robó al vagabundo, solo una persona se enfrentó a ella. “¡Cuando un tipo le robó al vagabundo 9/10 veces alguien dijo algo!”, escribió Coby Persin.

Un vagabundo duerme en la Séptima Avenida en Nueva York el 3 de octubre de 2016. (Crédito: Samira Bouaou/La Gran Época)

El video de este interesante experimento social acumuló más de 16 millones de visitas y más de 130.000 me gusta, incluso desde su publicación en junio de 2014. Muchos usuarios de las redes sociales se enojaron porque una mujer atractiva se puede salir con la suya, mientras que un hombre no puede.

“Los chicos lo hacen= crimen. Las mujeres lo hacen= ignorar”,  escribió un usuario. Otro metió la pata: “Así que si eres una chica sexy, ¿te puedes salir con la tuya?”. Otro comentó: “¿Por qué la gente tiene tanto miedo de confrontar a las chicas?”. Mientras otro opinaba: “Reaccionaría sin importar el género”.

Entonces, ¿estás de acuerdo o en desacuerdo con la conclusión de los ModelPranksters sobre este experimento social? ¿Cómo reaccionarías si fueras testigo de un delito de una mujer guapa? ¿Harías la vista gorda ante su crimen o te enfrentarías a ella? ¿Podrías defender al vagabundo? Bueno… ¡si ves algo, di algo!

Mira el sorprendente experimento social:

¡Cómo un exitoso empresario encuentra alivio al estrés y un significado más profundo para la vida!

¿Te gustó este artículo? Entonces, te pedimos un pequeño favor. Apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS