Joven cambia su vida de convicto para convertirse en entrenador de fútbol y estudiante ejemplar

Por The Epoch Times
16 de Agosto de 2017
Actualizado: 26 de Febrero de 2021

Un joven que termino en prisión a los 19 años logra cambiar su vida y convertirse en entrenador de fútbol y estudiante ejemplar gracias al apoyo de un consejero.

Adarsh ​​fue arrestado en 2015, tras una acusación de intento de asesinato a los 16 ños.

En un fatídico día, Adarsh y su primo, un estudiante universitario salieron a ver una película al cine, pero terminaron en una pelea que dejó con una herida grave en la cabeza del estudiante universitario.

Después del incidente, fue enviado a un hogar de supervición. Seguramente fue un momento difícil para Adarsh, ​​ya que nadie lo visitó, ni siquiera sus familiares.

Imagen ilustrativa (lechenie-narkomanii/Pixabay)

Sin embargo, el joven encontró consuelo en su consejero, Moonis Iqbal, quien lo visitó y le dio un abrazo. “Todo lo que necesité fue un cálido abrazo que me enseñó a nunca mirar hacia atrás en la vida y me dio coraje para cambiar las cosas”, dijo Adarsh a India Today.

Por otro lado, el consejero le dio una tarea a Adarsh que lo motivó a mejorar.

“Se nos pidió que observáramos y preparáramos una lista de aquellos reclusos que mostraban signos de mejoría o que querían dejar atrás su pasado y empezar de nuevo”, dijo Adash.

Si bien, la mayoría de las personas a menudo tiende a transitar en los caminos más oscuros, volviendose reincidentes, para Adarsh no fue así. Gracias a Iqbal, se involucró en discusiones de varios temas, que lo animaron a leer buenos libros y a aprender de ellos.

Imagen ilustrativa (Pxhere/CCO)

Tras salir del hogar de supervición, 2 años después, la vida no fue tan fácil para Adarsh. El joven sufrió explotación laboral y maltrato en un taller de automóviles en el que trabajó.

En ese dificil momento por el que atravesaba, su consejero le pidió que se presentara para los exámenes de último año de la escuela secundaria, y un alto funcionario de asuntos legales también lo envió a la academia de fútbol donde descubrió su amor por el deporte.

“Comencé a entrenar fútbol. Lo aprendí muy rápido y esto también me dio una amplia oportunidad para estudiar y terminé la clase 12 con distinción”, dijo Adarsh a India Today.

Imagen ilustrativa (Pxhere/CCO)

Ahora, Adarsh es un exitoso entrenador de fútbol y también ayuda en la Oficina de Asuntos Legales de Delhi a generar conciencia sobre la ley a los jovenes en las comunidades y escuelas.

Al igual que Adarsh, otro joven llevaba una vida conflictiva que lo llevó a la delincuencia, pero pudo reconstituir su vida y converirse en un chef gourmet en un restaurante en Punjab, India.

Badri Prasad, de 22 años, de Nepal, llegó a la India cuando tenía ocho años.

Prasad trabajaba como ayudante en varios establecimientos. Sin embargo, un día asesinó a su empleadora, una mujer de 80 años.

El joven estuvo en la prisión de Tihar, en Delhi durante más de tres años.

Cuando el joven estuvo en prisión aprendió a cocinar y dedicaba todo su tiempo a descubrir recetas. Cocinaba deliciosos platillos para los prisioneros.

“A menudo experimenté con recetas y recibí muy buenos comentarios”, dijo Prasad a Mail Today.

Luego de salir de prisión consiguió trabajo en un hotel de tres estrellas y en pequeños restaurantes.

Actualmente, su vida dio un giro cuando un ex jefe de cocina lo contrató para un nuevo proyecto de comida gourmet.

Ambos jóvenes pudieron salir del camino equivocado al cual se enfrentaban con sacrificio y esfuerzo. Solo así, pudieron cambiaron su vida de forma positiva.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS