La migraña aumenta el riesgo de sensibilidad severa en la piel

Por NISHA BAGHADIA
02 de Diciembre de 2019 Actualizado: 02 de Diciembre de 2019

Las personas con migrañas experimentan sensibilidad al sonido, al olfato y a la luz. Durante algunos estudios recientes, los investigadores descubrieron que la migraña también puede provocar sensibilidad cutánea severa.

Este efecto secundario de la migraña se le llama Alodinia, dolor que se desencadena por algo que generalmente no es doloroso, por ejemplo, frotarse la cabeza, usar collares, ponerse ropa, peinarse, etc.

Según una encuesta, de 16,573 participantes con dolores de cabeza, 11,737 de ellos informaron dolores por migraña. El estudio encontró que el 68 por ciento de los participantes informaron sufrir dolores de cabeza casi diarios (migraña crónica) y el 63 por ciento de los que tenían migrañas episódicas sufrían de Alodinia.

¿Qué es la migraña?

La migraña es un dolor de cabeza intenso que a menudo aparece en un lado de la cabeza después de las alteraciones sensoriales. La migraña puede durar hasta 3 o 4 días.

Causas de la migraña

Un nervio llamado nervio trigémino es responsable de la sensación en la cabeza y la cara. Cuando las células nerviosas se vuelven hiperactivas, desencadenan el nervio trigémino. Una vez que este nervio se activa, libera sustancias químicas que conducen a la inflamación de los vasos sanguíneos en el revestimiento del cerebro. Esto causa inflamación y dolor.

Los factores desencadenantes de la migraña son: fatiga, luces brillantes, cambios climáticos, estrés, ciertos alimentos, cambios en el sueño u omitir comidas.

Imagen Ilustrativa (Crédito: VSRao / Pixabay)

Síntomas de la migraña

Dolor sordo que se transforma en dolor punzante; sensibilidad a la luz, al ruido y al olor; náuseas y vómitos; piel pálida; visión borrosa; o fatiga.

El vínculo entre la rosácea y la migraña

Según un estudio publicado en la Revista de la Academia Americana de Dermatología, se descubrió que los pacientes con rosácea tenían un alto riesgo de migraña.

La rosácea es una afección cutánea caracterizada por el enrojecimiento de la piel y las pústulas faciales. Se desconoce la causa exacta de la rosácea, pero algunos ingredientes alimentarios pueden empeorar los síntomas. Los siguientes son cuatro tipos de rosácea:

  1. La rosácea fitosa hace que la piel se espese y forme una textura irregular.
  2. La rosácea ocular causa enrojecimiento e irritación en los ojos y los párpados hinchados.
  3. La rosácea eritematotelangiectásica presenta enrojecimiento con vasos sanguíneos visibles.
  4. La rosácea papulopustular implica enrojecimiento, hinchazón y brotes que se asemejan al acné.

Se desconoce la base del inicio de la rosácea y la migraña, pero la anormalidad vascular es fundamental para ambos. Según los investigadores, varios factores desencadenantes de la migraña comparten una superposición con los factores desencadenantes de la rosácea, incluidos el estrés y el alcohol.

Los antibióticos (metronidazol), tretinoína, peróxido de benzoilo y ácido azelaico se pueden usar tópicamente para tratar la rosácea. Los antibióticos orales pueden dar resultados más rápidos.

Cómo la migraña daña la piel

La Alodinia, la sensibilidad cutánea severa mencionada anteriormente, es un efecto secundario de la migraña y está presente en casi el 70 por ciento de las personas que viven con migraña.

El dolor relacionado con la Alodinia puede ocurrir con el más mínimo toque o por estímulos que normalmente no provocarían dolor. Los actos, como frotar la cabeza, peinarse y usar collares o aretes, pueden sensibilizar la piel y provocar dolor. Actividades tan simples como lavarse la cara, recostar la cabeza sobre la almohada o golpear suavemente la mano pueden causar dolor. La alodinia ocurre en otros casos, además de las migrañas.

Cuando se activa la Alodinia, los nervios envían señales de dolor al cerebro en respuesta a los estímulos. Esto puede o no disminuir a medida que la migraña disminuye. Es una condición independiente pero a menudo un efecto secundario de la migraña.

Tipos de Alodinia

  1. La alodinia estática resulta de un ligero toque en la piel.
  2. La alodinia dinámica ocurre con el movimiento a través de la piel.
  3. La alodinia térmica se produce en respuesta a cambios leves de temperatura.

¿Cómo se relacionan la alodinia y las migrañas?

La Alodinia indica la gravedad de las migrañas. La migraña más grave se relaciona con mayores posibilidades de adquirir alodinia.

¿Cuáles son los factores de riesgo para desarrollar alodinia?

Alta intensidad y frecuencia de migrañas; años de vivir con migraña; mujeres con migraña (debido a cambios hormonales durante un período, obesidad o fumar).

Cómo tratar la migraña

1. Aliviar el dolor: su médico puede recetar analgésicos o calmantes como acetaminofén, aspirina, ibuprofeno y aspirina.

2. Prevención de la migraña: medicamentos para la presión arterial (como betabloqueantes y bloqueadores de los canales de calcio) y algunos antidepresivos.

3. Sesión de Bioretroalimentación biológica (Biofeedback): cuando pedalea una bicicleta, usted tiene el control (voluntario) de esta acción. Algunas funciones corporales están fuera de su control (involuntarias), como los latidos del corazón, la presión arterial, la temperatura, etc.

La Bioretroalimentación utiliza el poder de su cerebro para ser más consciente de lo que está pasando dentro de su cuerpo y cómo puede controlarlo.

Cómo prevenir la migraña

  1. Identificar y evitar los desencadenantes de la migraña.
  2. Manejar el estrés con relajación y yoga.
  3. Coma saludablemente y haga ejercicio con moderación.

Nisha Baghadia es escritora de salud y bienestar. Ha escrito muchos artículos sobre yoga, fitness, bienestar, remedios y belleza.

 

Descubre

Cómo el comunismo destruye a la familia

TE RECOMENDAMOS