La ruptura del iceberg en la Antártida no fue causada por el cambio climático

24 de Julio de 2017 Actualizado: 24 de Julio de 2017

La ruptura del enorme iceberg en la plataforma de hielo Larsen C de la Antártida suena alarmante, pero no significa que la Antártida se esté desmoronando. El iceberg es comparativamente pequeño. Su desprendimiento no tendrá ninguna consecuencia catastrófica, ni se relaciona con el cambio climático. Es un proceso natural del hielo que se acumula a través de las nevadas y luego en algún momento vuelve al mar.

Pero debido al inmenso fragmento que se desprendió, sí cambia la naturaleza de la plataforma de hielo. Martin O’Leary, un glaciólogo de la Universidad de Swansea en Gales y miembro de un proyecto británico que observan a Larsen C habló de la ruptura en el sitio web del proyecto.

“Aunque sea un evento natural y no observamos ningún vínculo con el cambio climático inducido por el hombre, esto coloca a la plataforma de hielo en una posición muy vulnerable. Esto es lo que más ha retrocedido el frente de hielo en la historia. Observaremos con mucha atención cualquier señal de que el resto de la plataforma se esté volviendo inestable”.

El iceberg pesa más de 1 billón de toneladas. La ruptura reduce el área de la plataforma de hielo en más del 12%. Aunque para los científicos no tiene precedentes, no ha creado una emergencia.

La tragedia más grande que podría provocar es un colapso de la plataforma de hielo, como sucedió con su vecino Larsen B en 2002. La plataforma de hielo Larsen B finalmente se desintegró siete años después de un evento de separación como el que estamos viendo ahora.

Sin embargo, incluso si esto se convierte en el destino de Larsen C, los niveles del mar apenas se verían afectados.

TE RECOMENDAMOS