Las patatas no son malas para las personas con diabetes tipo 2, según un estudio

Las suposiciones de larga data sobre este alimento de alto índice glucémico no se sostienen bajo un estudio riguroso
Por MAT LECOMPTE
10 de Noviembre de 2020
Actualizado: 10 de Noviembre de 2020

Una nueva investigación confirma que las patatas no son tan malas como se pensaba para las personas con diabetes tipo 2.

Los hallazgos cuestionan la creencia generalizada de que los alimentos con alto índice glucémico, como las patatas, deben ser evitados por los diabéticos ya que afectaría los niveles de azúcar en la sangre. Sin embargo, esta nueva información va en contra de lo que los expertos han sugerido durante décadas.

Los hallazgos del estudio publicados en Clinical Nutrition muestran que cuando las personas con diabetes tipo 2 comieron una comida mixta con patatas blancas sin piel, tuvieron un mejor GR “nocturno”, en comparación a los que consumieron una comida mixta combinada con macronutrientes que incluía arroz basmati, un alimento de carbohidratos de bajo IG. El aumento de azúcar en la sangre durante la noche se ha asociado durante mucho tiempo a las enfermedades cardiovasculares y a la disfunción endotelial.

Los participantes consumieron el mismo desayuno y almuerzo para el estudio, pero fueron asignados aleatoriamente de 1 a 4 cenas. Cada comida incluía patatas blancas sin cáscara (comida de prueba) preparadas de tres maneras distintas (asadas, hervidas o cocidas y luego enfriadas y recalentadas) o arroz basmati (comida de control). Las comidas se repitieron con una pausa de nueve días entre cada prueba para pasar por todas las comidas de prueba y el control.

A todos los participantes se les tomaron muestras de sangre inmediatamente después de la comida y de nuevo cada 30 minutos durante dos horas. También se les pidió que llevaran un medidor continuo de glucosa durante la noche para seguir los cambios en los niveles de azúcar en la sangre mientras dormían.

Después de seguir una rigurosa metodología mediante el uso de un sistema de cruce aleatorio y la medición de los niveles de glucosa tanto inmediatamente después de la comida como durante la noche para obtener una mejor imagen del impacto de las patatas en la RG (Respuesta glucémica), los investigadores pudieron obtener una mejor comprensión de cómo las patatas pueden afectar los niveles de azúcar en la sangre.

Los investigadores concluyeron que no encontraron diferencias en la respuesta de la glucosa entre las comidas o después de la cena que contenía las patatas o el arroz basmati. La RG de los participantes durante la noche también fue más favorable después de comer la cena que incluía cualquiera de los acompañamientos de papas de alto IG (índice glucémico) en comparación con el arroz basmati de bajo IG.

Otros factores a considerar

La Dra. Brooke Devlin, investigadora principal de la Universidad Católica Australiana en Melbourne explica: “A pesar de su frecuente uso entre los investigadores nutricionistas, la IG no es un instrumento apropiado para comprender cómo una comida impacta en el control glicémico; es una medida muy específica para los alimentos consumidos de forma aislada, típicamente realizada en condiciones controladas de laboratorio. Es raro que las personas coman alimentos de forma aislada, y los resultados de este estudio demuestran cómo deben considerarse otros factores, como la hora del día o las combinaciones de alimentos, cuando se investiga el IG de las comidas mixtas en personas con diabetes de tipo 2”.

Esta investigación ayuda a comprender mejor la relación entre la elección de alimentos y la diabetes tipo 2. Desafía la orientación dietética y la investigación de observación que ha sugerido anteriormente que las patatas no son una opción de alimento apropiada para los que tienen diabetes de tipo 2. Esta nueva información ayuda a la gente a entender que las patatas blancas pueden ser consumidas como parte de una cena saludable sin afectar negativamente a los RG. Las patatas pueden aportar nutrientes clave, relativamente con pocas calorías, lo que es esencial para las personas con diabetes de tipo 2.

Mat Lecompte es un periodista independiente de salud y bienestar. Este artículo fue publicado por primera vez en Bel Marra Health.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Le puede interesar

El secreto de una mujer alemana para una vida armoniosa y feliz

TE RECOMENDAMOS