Legisladores de California se esfuerzan por ampliar acceso al aborto y acoger personas de otros estados

Por Jamie Joseph
28 de Junio de 2022 12:59 PM Actualizado: 28 de Junio de 2022 12:59 PM

SACRAMENTO— Tras la histórica decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos la semana pasada de anular el caso Roe vs. Wade, el gobernador Gavin Newsom firmó una nueva legislación para hacer que los servicios de aborto en California para personas que los buscan desde otros estados sean ampliamente accesibles y legales.

Dado que el precedente de 1973 —que anuló las restricciones al aborto a nivel estatal y legalizó en gran medida el procedimiento en todo el país— fue anulado, la cuestión de si regular o no el acceso al aborto, y cómo hacerlo, vuelve a quedar a discreción de los estados.

“Sabemos que estados como Missouri ya están atacando a las mujeres que buscan abortar en estados como California, donde el aborto sigue siendo legal”, dijo Newsom en una declaración el 24 de junio. “Esta legislación busca proteger a las mujeres y a los proveedores de atención de la responsabilidad civil impuesta por otros estados y envía un mensaje claro de que California seguirá siendo un refugio seguro para todas las mujeres que buscan servicios de atención de la salud reproductiva en nuestro estado”.

Un proyecto legislativo de la Asamblea 1666 (AB 1666), presentado por la asambleísta Rebecca Bauer-Kahan (D-Orinda), pretende evitar que otros estados que prohíben el aborto impongan “responsabilidad civil porque se proporcione, ayude o reciba atención de aborto” en California.

La AB 1666 se promulgó como ley mientras los legisladores de Missouri estaban avanzando en un proyecto para permitir a los ciudadanos privados demandar a los residentes que viajan fuera del estado para recibir abortos, así como a los proveedores de atención médica involucrados en el procedimiento. Texas introdujo una medida similar junto a la prohibición de abortar a las seis semanas.

A principios de este mes se presentó en California la Enmienda Constitucional del Senado 10 (SCA 10), que convertiría el aborto en un derecho constitucional en el estado al “[prohibir] que el estado niegue o interfiera en la libertad reproductiva de una persona en sus decisiones más íntimas, lo que incluye su derecho fundamental a elegir abortar y su derecho fundamental a elegir o rechazar anticonceptivos”, según el texto del proyecto de ley.

La enmienda ya fue aprobada por el Senado el 20 de junio y por la Asamblea el 27 de junio, lo que significa que aparecerá en la papeleta de noviembre para que los votantes decidan si la ratifican.

“En California, estamos decididos a proteger a las mujeres y a las familias, independientemente de quién ejerza el poder a nivel federal”, dijo la presidenta pro tempore del Senado, Toni G. Atkins (D-San Diego), en una declaración del 20 de junio.

En la actualidad, California ya protege el derecho a la intimidad de quienes desean abortar. Los nuevos proyectos de ley consolidarán aún más el acceso al aborto en la constitución del estado, haciendo más difícil su anulación.

Otros dos proyectos de ley relacionados que están pendientes en la Legislatura permitirían a las enfermeras profesionales realizar abortos en el primer trimestre sin la supervisión de un médico (SB 1375) y crearían un fondo para el aborto con el fin de animar a los profesionales de la salud reproductiva a prestar servicios en zonas desatendidas (AB 1918).

El viernes Newsom también anunció durante una rueda de prensa que uniría fuerzas con la gobernadora de Oregón, Kate Brown, y el gobernador de Washington, Jay Inslee, para crear un refugio seguro en la Costa Oeste para quienes busquen abortar fuera del estado.

Casi 15 estados, con la adición del Distrito de Columbia, comenzaron a ampliar el acceso al aborto antes de la decisión de la Corte Suprema. Por otro lado, otros 24 estados tienen la intención de endurecer las restricciones al aborto o poner fin al acceso al procedimiento por completo.

“A las personas de todo el país que viven en un estado hostil al aborto, California está aquí para ustedes”, dijo la directora general de California Planned Parenthood, Jodi Hicks, en una declaración del 24 de junio. “No vamos a rechazar a las personas y encontraremos una manera de apoyar a ustedes para que puedan obtener la atención que necesitan”.

Por su parte, la Liga del Derecho a la Vida, con sede en Pasadena, un grupo de defensa de la vida, elogió el fallo de la Corte Suprema al tiempo que denunció la serie de proyectos de ley a favor del aborto de California que se abren paso en la Legislatura.

“La Liga ha trabajado durante casi 50 años para este día histórico”, dijo la vicepresidenta de Asuntos Legales del grupo, Susan S. Arnall, en una declaración. “Mañana continuaremos la lucha contra el aborto en California, donde todo comenzó en 1967, pero hoy es un día para celebrar una victoria trascendental para el movimiento provida”.

La Conferencia de Obispos Católicos de California también celebró la decisión de la Corte Suprema, afirmando que “caminar con las familias que enfrentan un embarazo no planificado” ha sido parte de su trabajo.

“A su vez, debemos redoblar nuestros esfuerzos para revertir la priorización estatal del aborto en favor de ayudar a las mujeres a criar a sus hijos a pesar de las circunstancias desalentadoras”, dijeron los obispos en una declaración.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.