Lider revolucionario iraní advierte que destruirá buques estadounidenses que considere una amenaza

Por Jack Phillips
23 de Abril de 2020 2:01 PM Actualizado: 23 de Abril de 2020 2:01 PM

El líder de la Guardia Revolucionaria de Irán advirtió que los barcos estadounidenses serán destruidos si se los considera una amenaza a la seguridad de Irán en el Golfo Pérsico.

El mayor general Hossein Salami, el comandante en jefe de la Guardia Revolucionaria, amenazó con atacar a cualquier buque de guerra estadounidense que crea que es una amenaza para un buque iraní o su ejército.

“También hemos ordenado a nuestras unidades militares en el mar, que si un buque o unidad militar de la armada del ejército terrorista de EE. UU. busca amenazar la seguridad de nuestros buques civiles o buques de combate, deben apuntar a ese buque (enemigo) o unidad militar”, expresó a los medios estatales , y agregó que “estamos totalmente determinados y serios en la defensa de nuestra seguridad nacional, fronteras marítimas, intereses marítimos, seguridad marítima y seguridad de nuestras fuerzas en el mar”.

Salami luego afirmó que “cualquier movimiento (incorrecto por parte de los enemigos) se encontrará con nuestra respuesta decisiva, efectiva y rápida”.

Sus comentarios se producen un día después de que el presidente Donald Trump escribió en Twitter comentando a la Armada “que derribara y destruyera todos y cada uno de los cañoneros iraníes si hostigan a nuestros barcos en el mar”.

Soldados con máscaras faciales custodian una carretera que conduce a un Centro de cuarentena COVID-19 en Sukkur, Irán, el 17 de marzo de 2020. (Shahid Ali/AFP/Getty Images)

A principios de esta semana, Irán señaló que lanzó su primer satélite militar en órbita.

“Hoy, estamos mirando la Tierra desde el cielo, y es el comienzo de la formación de una potencia mundial”, exclamó Salami el miércoles, según la agencia estatal de noticias Fars.

El ejército de Estados Unidos también mencionó que 11 buques iraníes hicieron “acercamientos peligrosos y hostigadores” a los barcos de la Guardia Costera y la Marina en el área del Golfo Pérsico la semana pasada.

Las tensiones entre Washington y Teherán fueron altas después que Trump se retiró del acuerdo nuclear de la era Obama de 2015 con Irán y varios otros países.

A fines del año pasado, grupos de la milicia, mercenaria, respaldados por Irán lanzaron un ataque que mató a un contratista estadounidense en Irak, lo que provocó que EE. UU. llevara a cabo ataques aéreos en el país. Luego, los grupos de la milicia chiíta iraquí intentaron asaltar la embajada de Estados Unidos en Bagdad antes de que la Casa Blanca autorizara un ataque con aviones no tripulados para matar al comandante iraní Qassem Soleimani en enero.

En ese momento, altos funcionarios del Departamento de Defensa manifestaron que Soleimani planeaba ataques en el área, al tiempo que señalaron que las fuerzas leales en la región mataron a decenas de soldados estadounidenses. Días después, Irán lanzó un aluvión de misiles en dos bases aéreas iraquíes que albergan tropas estadounidenses, causando heridas leves a más de 100 soldados.

Sin embargo, las tensiones parecen haber disminuido a raíz de los ataques y el aumento de los casos de virus del PCCh (Partido Comunista Chino) en Irán y más tarde en Estados Unidos.

En marzo, se lanzaron misiles contra varias bases que albergan tropas estadounidenses en Irak.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubra

El virus del PCCh sigue los vínculos con la China comunista

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.