Luego de la manifestación europea, exigen medidas urgentes contra el dumping chino en el acero

21 de Febrero de 2016 Actualizado: 21 de Febrero de 2016

Luego de la manifestación del pasado lunes en Bruselas, donde trabajadores, representantes sindicales y autoridades de la industria siderúrgica protestaron en contra el comercio desleal de China, en varios lugares del mundo se sintió la repercusión y se alzaron voces contra el dumping ejercido por el gigante asiático en este rubro.

La secretaria general del PSE-EE de España, Idoia Mendia, en calidad de urgente, solicitó a la Comisión Europea, tomar decisiones para evitar el dumping del acero chino y llamó a rechazar el estatus de economía de mercado para este país en diciembre de 2016. “Tenemos que proteger nuestro acero”, afirmó la funcionaria, según Europress, el 17 de febrero.

En Latinoamérica, la Cámara Argentina del Acero se reunió para trasmitir los hechos sucedidos en Bélgica y dar a conocer el comunicado de la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero), donde exigen que el país asiático no sea reconocido como economía de mercado y se establezcan medidas para proteger a la industria del acero.

Las siderúrgicas latinoamericanas afirmaron que la delicada situación que atraviesa Europa es similar a la de América Latina: en 2015, China exportó 9,4 millones de toneladas de acero a la región.

Asimismo, Alacero advirtió sobre la constante y sistemática injerencia del Estado chino en su economía. “Dado el papel significativo que continúa desempeñando el gobierno de China en muchos aspectos clave de su economía, y especialmente en su industria siderúrgica estatal y controlada, no cabe ninguna duda de que China sigue siendo en gran medida una economía de no-mercado en la actualidad”, habían afirmado en conjunto 9 entidades siderúrgicas mundiales, el 5 de noviembre de 2015.

El pasado jueves 18 de febrero BAE Negocios afirmó que, ante este marco, el gobierno argentino está estudiando “normas técnicas para frenar el ingreso de importaciones y proteger el empleo y la producción” en la industria del acero.

Al respecto este medio especializado en economía detalló que el Ejecutivo nacional, la Cámara Argentina del Acero y las empresas del sector iniciaron el análisis de barreras paraarancelarias “como la calidad y la seguridad del acero” para que las licencias no automáticas para la importación no sean las únicas herramientas para proteger a este rubro. En este sentido, fuentes sectoriales señalaron: “Pasan los sesenta o noventa días, y ese acero entra; debe haber normas complementarias”.

Por su parte, en México, el Secretario de Economía de la Nación, Ildefonso Guajardo Villarreal, se reunió con Guillermo Vogel, Presidente de la Cámara Nacional de la Industria del Hierro y del Acero (CANACERO), para darle seguimiento a las medidas implementadas por el gobierno federal para salvaguardar y detener las importaciones de acero a México bajo prácticas desleales. En tanto que la cámara patronal solicitó incluir en estas medidas a familias de productos sensibles a las importaciones de países sin TLC a través de la competencia desleal, informó en un comunicado CANACERO, el 16 de febrero.

La manifestación en Bruselas fue impulsada por EUROFER, -la Asociación Europea del Acero- y AEGIS Europe, una alianza que reúne alrededor de 30 sectores industriales. Además de la industria del acero, también asistieron sectores del aluminio, metales no ferrosos, paneles solares, fibra de vidrio e industrias cerámicas, entre otros, comunicó Alacero.

En el documento, el presidente de EUROFER, Mr Geert Van Poelvoorde, argumentó que desde que inició la crisis, se han perdido 85 mil empleos en la industria del acero europea; en tanto que, en los últimos 6 meses, esta pérdida se extendió a 7 mil puestos de trabajo adicionales. “Existe un riesgo sustancial (…) vamos a ver más cierres de plantas y pérdidas de empleos”, advirtió.

“China no es una economía de mercado y solo cumple uno los 5 criterios establecidos por la Unión Europea para los países que se consideren como tal”, agregó el dirigente en referencia a la ratificación que tiene que dar la comunidad internacional en la Organización Mundial de Comercio (OMC), a fines de este año.

TE RECOMENDAMOS