Madre hace una advertencia luego de que su bebé deja de respirar durante un viaje de 2 horas en coche

Por Jack Phillips - La Gran Época
06 de Junio de 2019 Actualizado: 06 de Junio de 2019

Una madre realizó una advertencia después de que su bebé recién nacida dejó de respirar luego de un largo viaje en automóvil en su asiento de seguridad.

Kirsti y Christopher Clark, de Escocia, dijeron que descubrieron a su hija de cuatro semanas de edad, Harper, espumando por la boca y sin respirar después de manejar a casa en el tráfico de la hora pico, según informó el Daily Mail.

Los padres agarraron a Harper y a su otra hija de 3 años, Malena, y fueron al hospital.

Afortunadamente, los médicos pudieron revivir a Harper después de que sufriera una convulsión, reportó el Mail.

El informe señala que la pareja salió alrededor de las 2:30 p.m. para ir de compras con sus hijos. Salieron de casa alrededor de las 6:30 p.m., y el viaje duró más de lo habitual, alrededor de 1 hora y 45 minutos.

“Cuando llegamos a casa ya había pasado la hora de acostarse de Malena, así que trajimos a Harper en su asiento de seguridad y la dejamos ahí durante 15 minutos mientras la llevábamos a la cama”, dijo Kirsti, según el Daily Record.

“Mi esposo sacó a Harper y la puso sobre su rodilla, pero parecía que no podía ponerse cómoda, así que la acostó sobre su colchoneta y ella estaba dando pataditas”, contó la madre. “Le dije que sus labios se veían azules y luego me señaló lo rojas que estaban sus mejillas. Él la agarró y pude ver de inmediato que algo andaba mal”.

Los médicos advirtieron a los padres que los recién nacidos que pasan más de una hora en un asiento de seguridad pueden sufrir de falta de oxígeno. Los informes dicen que Harper sufrió una convulsión debido a los bajos niveles de oxígeno.

“Cuando el especialista nos dijo que era el asiento del coche, no podía creerlo. Pensé: ‘No hay manera’. No podía entender por qué nadie nos lo había dicho nunca”, aseguró a los medios de comunicación locales. “Obviamente habíamos oído hablar de no mantener a los bebés en asientos de seguridad durante la noche porque causa curvatura de la columna vertebral, pero no de algo como esto”.

“Cuando mi niña pequeña era un bebé, íbamos en coche durante cuatro horas a visitar a la familia en Cornualles y nunca tuvimos ningún problema”, agregó.

Pero los médicos le informaron que el problema suele estar presente en los bebés prematuros. Sin embargo, su hija nació sana con un peso de 3,9 kilos.

“Después de que nos dimos cuenta de que esa era la razón, Christopher y yo nos enojamos mucho con nosotros mismos, porque sentimos que le hicimos esto a nuestro bebé. Fue horrible”, recordó Kristi, añadiendo que otras personas nunca han oído hablar de algo así.

“Por eso sabíamos que teníamos que compartir lo que le pasó a Harper, porque los padres necesitan saberlo. Solo dos horas en un asiento de seguridad y podríamos haberla perdido, es aterrador”, dijo la madre preocupada. “Yo les diría a todos los padres que vigilen muy de cerca a sus bebés y si no necesitan estar en el asiento de seguridad, que los saquen porque no vale la pena vivir lo que tuvimos que pasar”.

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics, AAP) dice que las sillas para automóvil pueden reducir los niveles de oxígeno en los recién nacidos.

“Los asientos de seguridad son una de las maneras más efectivas de proteger a los niños de lesiones y muerte en los primeros años de vida. Para obtener la mejor protección en un choque, las sillas de auto requieren que los bebés se coloquen en posición vertical. Sin embargo, esta postura puede comprimir parcialmente la pared torácica y reducir el tamaño de las vías respiratorias, lo que resulta en menores niveles de oxígeno”, dice la organización en su sitio web.

En un estudio, “el nivel medio de saturación de oxígeno fue significativamente menor en el asiento para coche (95,7 por ciento) y en la cama para coche (96,3 por ciento) en comparación con la cuna (97,9 por ciento). Estudios anteriores encontraron efectos similares en bebés prematuros; este estudio confirma que la respiración de los bebés nacidos a término también se ve afectada por los asientos y las camas para automóvil”, señaló la AAP.

*****

A continuación:

Cómo el régimen comunista negó la responsabilidad de todas sus masacres

TE RECOMENDAMOS