Madre Tierra, otoño y medicina china

Por LYNN JAFFEE
22 de Agosto de 2020
Actualizado: 22 de Agosto de 2020

Recientemente, llegó el momento de acondicionar nuestro huerto comunitario para este año. Nuestras mayores tareas eran quitar todas las cercas a prueba de bichos, arrancar cualquier planta grande, y llevar nuestras herramientas y regaderas a casa. A pesar de que era el final de la temporada, el huerto continuaba produciendo comida. Sorprendentemente, todavía había judías verdes, tomates cherry, calabazas, pimientos, tomates verdes y berenjenas. A pesar del clima gris y fresco, aún no habíamos tenido una helada fuerte, y la tierra parecía empeñada en alimentarnos durante el mayor tiempo posible.

En la medicina china cada estación conlleva una tarea, algo que debemos hacer para sobrevivir o al menos para mantenernos lo más sanos posible. Nuestra tarea durante el otoño es comer bien y abastecernos para el próximo invierno, y parece que nuestros jardines y huertos en todas partes están felices de cumplirlo. Incluso nuestro pequeño huerto, está claro que el otoño es una época de abundancia.

La medicina china tiene mucho que decir sobre cada estación. Aquí hay algunas cosas claves que hay que saber sobre el otoño:

Comer alimentos de la estación: la tierra no solo nos proporciona una cosecha abundante en otoño, sino que también nos proporciona los tipos de alimentos adecuados. Durante el verano, recogemos bayas, tomates, pepinos y lechugas, todos los alimentos que no se conservan bien, sin necesidad de intervenir enlatándolos, cocinándolos o congelándolos. Sin embargo, a medida que el clima se enfría, obtenemos calabaza, tubérculos, frijoles y manzanas, alimentos que se conservan mucho más tiempo en el invierno. Se siente como si la Madre Tierra nos cubriera las espaldas.

(Piqsels/CCO)

Además de mantenerse hasta el comienzo del invierno, las cosechas de otoño son también más pesadas y abundantes. Son más fáciles de digerir, nos dan más energía, y son más cálidas energéticamente. Estos son alimentos que nos darán volumen y nos ayudarán a pasar los meses fríos.

Comer bien: en la medicina china, el otoño abarca en realidad dos estaciones, la del final del verano y la del otoño. Como símbolo de la cosecha, el final del verano se asocia con el bazo y el proceso de alimentación y digestión. Es una época de abundancia, y se supone que debes comer mucho, digerir bien y almacenar energía.

Los alimentos de otoño pueden combatir las enfermedades: El otoño es típicamente una época de sequía. En la medicina china, se asocia con los pulmones, que también abarcan el sistema respiratorio y las funciones inmunológicas. El otoño es una época de alergias estacionales y de los primeros resfriados de la temporada de invierno. Una vez más, la Madre Naturaleza lo tiene cubierto, porque las frutas tradicionales del otoño como las manzanas y las peras se utilizan para fortalecer y humedecer los pulmones. Además, los alimentos ácidos que están madurando ahora como la cebolla y el ajo se mantienen a temperatura ambiente, y son buenos para combatir los resfriados y la gripe.

(Pxfuel/CCO)

Ve más despacio: mientras que algunas personas luchan con la disminución de la luz del día, los días más cortos son una señal para disminuir la velocidad, descansar y conservar la energía para el próximo invierno. Ha trabajado duro en el jardín; ahora descanse mientras la tierra descansa.

De hecho, el otoño se caracteriza por la construcción y la conservación de la energía. Desde los copiosos y abundantes alimentos que se cosechan, hasta los días más cortos que te obligan a acostarte más temprano y levantarte más tarde, la tierra le está diciendo que el invierno está llegando. Es largo y frío, y necesitará un poco de energía extra, así que resguardase y manténgase caliente.

Lynn Jaffee es acupuntora licenciada y autora de “Simple Steps”: El camino chino hacia una mejor salud”. Este artículo fue publicado originalmente en AcupunctureTwinCities.com

Si disfrutaste de la lectura de este artículo, por favor considera apoyar nuestro periodismo independiente compartiéndolo en las redes sociales. Gracias.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubre

Una verdadera historia de dificultad y resiliencia que te hará emocionar hasta las lágrimas

TE RECOMENDAMOS