Mamá pensó que herida en su lengua era por una mordedura, hasta que el doctor le dio la mala noticia

Por Jenni Julander
07 de Enero de 2021
Actualizado: 07 de Enero de 2021

Cuando una mamá de California se despertó con una herida en la lengua, pensó que se la había mordido mientras dormía. Pero después de que no sanara, se percató que era mucho peor de lo que pensaba.

Jamie Powell, de 37 años, encontró una protuberancia en su lengua en diciembre de 2019, le dijo a LAD Bible. No se imaginaba que era el comienzo de una batalla para salvar su vida.

“Me desperté una mañana de diciembre de 2019 con un bulto en la parte posterior del lado izquierdo de mi lengua y pensé que debía haberla mordido mientras dormía”, dijo. “No pensé que fuera gran cosa y esperaba que se curara rápidamente”.

(Cortesía de Jamie Powell)

Sin embargo, el bulto fue creciendo de tamaño durante las siguientes semanas, y Jamie se dio cuenta de que no era normal.

“No fue hasta que pasaron dos semanas que noté que no estaba sanando”, dijo. “El bulto se estaba haciendo más grande”.

A pesar de que su dentista dijo que no tenía nada de qué preocuparse, Jamie decidió buscar una segunda opinión. Ella compartió: “Sabía en mi interior que algo estaba mal”.

Fue a su médico, que le hizo pruebas. Entonces, en enero de 2020, Jamie recibió la noticia de que el bulto era canceroso.

“Después del diagnóstico, unas semanas más tarde, instantáneamente ya no sabía quién era y me sentí traicionada por mi cuerpo”, dijo Jamie a Metro. “Después de todas las cosas saludables que he hecho día tras día, aún así tengo cáncer. Estaba enojada, pero convertí esa ira en fuerza”.

Primero, el doctor realizó una glosectomía, una cirugía diseñada para remover la sección de la lengua afectada por el cáncer. Luego reconstruyeron la pieza que faltaba con la piel extraída de su pierna.

(Cortesía de Jamie Powell)

Sin embargo, los estudios posteriores mostraron que el cáncer se había extendido a sus nódulos linfáticos. Se sometió a una disección del cuello y a una cirugía, después de la cual quedó atrapada en el hospital sin contacto con sus seres queridos debido a la pandemia.

Desafortunadamente, el cáncer se propagó de nuevo.

Los médicos pronto descubrieron que había entrado en su sistema nervioso. En un esfuerzo por erradicar la enfermedad, sometieron a Jamie a 30 ciclos de radiación en su cabeza y cuello. La radiación fue tan intensa que le dejó quemaduras en la piel.

“La radiación fue lo más difícil que jamás haya hecho”, recuerda Jamie. “Me reuní con mi radiólogo y me explicó que era un tratamiento mórbido y uno de los tipos de radiación más difíciles”.

(Cortesía de Jamie Powell)

Pero el dolor del procedimiento no fue la peor parte; fueron los efectos secundarios los más devastadores.

“Me dijeron que tal vez nunca podría hablar o escucharme igual, lo cual era desgarrador y me preocupaba el efecto que esto tendría en mis hijos”, explicó. “Todos los días durante seis semanas sufrí quemaduras graves en el interior de la boca y el cuello, y fui sujetada a la mesa de radiación con una máscara de malla y sometida a radiaciones durante quince minutos”.

Pronto, tal y como los médicos predijeron, afectó su capacidad de hablar con normalidad.

Describió que su lengua se sentía como un objeto extraño en su boca, y tuvo que volver a aprender a moverla y controlarla. La boca de Jamie tenía una inclinación, ya que no sentía nada en el lado izquierdo, y perdió 40 libras (aproximadamente 18 kg) por no poder comer.

(Cortesía de Jamie Powell)

“El cáncer es tanto una lucha mental como física”, compartió. “Me sentí fea y me avergoncé de cómo me veía y me escuchaba”.

Empezó a compartir su historia en las redes sociales en marzo de 2020 después de darse cuenta de que su condición era rara en los no fumadores. Le dijo a Metro que nunca había fumado antes, pero que quería compartir su batalla y conectarse con otros.

Aunque su voz ya no suena igual, no deja que la deprima.

“He sobrevivido el cien por ciento de mis días malos y seguiré haciéndolo”, dijo. “Planeo estar por aquí durante mucho tiempo para criar a mis hijos”, agregó.

Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

Trabajó para la mafia y fue un adicto durante décadas, al fin se libera con ayuda de la meditación

TE RECOMENDAMOS