Marcha y mítin “Derrotar los mandatos” tendrá lugar el 23 de enero en Washington

Por Enrico Trigoso
22 de Enero de 2022 5:09 PM Actualizado: 28 de Enero de 2022 2:09 PM

El 23 de enero se celebrará en Washington una gran concentración y marcha contra la obligación de vacunarse.

El evento ha recibido poca atención por parte de los medios de comunicación, ya que muchos de los oradores que intervendrán tienen puntos de vista contrarios del discurso establecido por las industrias farmacéuticas, las grandes empresas tecnológicas y algunas agencias gubernamentales.

“Americanos de todas las clases y colores. Demócratas y republicanos. Vacunados y no vacunados. Estamos unidos. En paz marchamos”, dice su página web oficial.

Los manifestantes tienen previsto reunirse en el Monumento a Washington a las 10:30 horas.

Uno de los oradores destacados, Kevin Jenkins, es el director ejecutivo de Urban Global Health Alliance.

“Esto es lo que ocurre. El movimiento moderno por los derechos civiles es un movimiento por la libertad médica”, dijo Jenkins a The Epoch Times. “Ahora estamos luchando para salvar a la humanidad. Ahora no estamos luchando solo para salvar nuestra raza. Ahora luchamos para salvar la especie”.

A principios de este mes, en el podcast de Joe Rogan, el Dr. Robert Malone habló sobre la marcha:

“No se trata de ser antivacunas, se trata de ser antiórdenes, y nuestra esperanza es que unamos a la gente. Personas de todas las profesiones y condiciones sociales, de todos los partidos, de todas las religiones, de todos los orígenes étnicos, demócratas, republicanos, vacunados o no vacunados, en lo que podemos estar de acuerdo es en la libertad personal y en el derecho de las personas a tomar sus propias decisiones, y de eso se trata esta manifestación, de oponerse a estas órdenes de la vacuna. Tanto si crees en esto como si no, espero que creas en la integridad y la libertad de tus semejantes para tomar sus propias decisiones sobre su cuerpo”.

Malone es un colaborador clave, y algunos lo llaman el inventor de la tecnología de las vacunas de ARNm. Ha sido fuertemente censurado y atacado por tener puntos de vista diferentes sobre la pandemia y los peligros potenciales de las vacunas contra el virus del PCCh (Partido Comunista Chino).

El Dr. Robert Malone, quien inventó la tecnología de la vacuna de ARNm, en Washington, el 30 de agosto de 2021. (The Epoch Times)

El evento formará parte de una manifestación mundial por la libertad que también tendrá lugar en Australia, así como en diferentes países de Europa.

“Nuestro objetivo es acabar con las órdenes de las vacunas y también: no a los pasaportes de vacunas, no a la vacunación de niños sanos, no a la censura, no a las limitaciones del debate razonable y [no a] la propaganda con la que nos bombardean constantemente”, declaró además Malone. “Creemos en el poder de la inmunidad natural, creemos e insistimos en el consentimiento informado, e insistimos en permitir que los médicos y los pacientes tomen decisiones sin interferencia”.

El Dr. Peter McCullough también es un orador destacado. Anunció la marcha, calificándola de “un regreso a casa americano”.

“El domingo nos da la oportunidad de recuperar el sueño”, señaló además Jenkins. “¿De qué hablaba realmente Martin Luther King? Hablaba de unificar América. Nos estaba haciendo entender que el amor es primordial para luchar contra cualquier tiranía de nuestro tiempo. Y creo que el espíritu de esta marcha es captar lo que realmente estaba diciendo, porque creo que las palabras de Martin Luther King han sido tan corrompidas, y tan debilitadas, que la gente no entiende realmente lo que estaba diciendo a América”.

Epoch Times Photo
Angela Stanton King (izq.) y Kevin Jenkins (der.) organizan una reunión dirigida a las comunidades negras para informarles sobre la soberanía corporal en Brooklyn, Nueva York, el 2 de octubre de 2021. (Enrico Trigoso/The Epoch Times)

“Se trataba de salvar el mundo, salvar el planeta, salvar a nuestros hijos. Lo que hacía iba mucho más allá de los derechos civiles. Hablaba de salvar el planeta. Quiero que la gente lo entienda”.

Epoch Times Photo
El líder de los derechos civiles Martin Luther King (1929-1968) se dirige a la multitud durante la “Marcha en Washington” en el Lincoln Memorial, donde pronunció su discurso “Tengo un sueño”, en Washington el 28 de agosto de 1963. (Central Press/Getty Images)

El Dr. Pierre Kory, presidente y director médico de Frontline COVID-19 Critical Care Alliance, pretende, con su participación en la marcha junto con los miembros de su organización, “difundir la esperanza a millones de personas reforzando la verdad de que el COVID-19 es una enfermedad altamente prevenible y tratable”, declaró a The Epoch Times.

“Nuestro gobierno y las autoridades médicas tienen un enfoque único para tratar el COVID-19 utilizando tratamientos costosos y experimentales que no están funcionando. Su negativa a examinar la gran cantidad de datos sobre diversos protocolos de tratamiento probados es inaceptable. Las autoridades estatales y locales están asustando, intimidando e incluso prohibiendo a los profesionales de la salud el uso de tratamientos que sabemos que funcionan. Este nivel de comportamiento malintencionado por parte de muchos de nuestros funcionarios ha hecho que se pierdan innumerables vidas”.

Epoch Times Photo
El Dr. Pierre Kory (C) habla a los miembros del House Freedom Caucus sobre la eficacia de la ivermectina contra el COVID-19 en el Conservative Partnership Institute en Washington el 27 de septiembre de 2021. (Emel Akan/The Epoch Times)

“Marchamos para recuperar nuestro país de las políticas que favorecen el beneficio sobre las personas y para detener la corrupción que ha infectado nuestro sistema de salud”, añadió Kory. “Las órdenes de las vacunas son solo una muestra de esta corrupción. Nunca habíamos visto la negación y el rechazo deliberados de la inmunidad natural. La propaganda y la censura utilizadas para impedir el pensamiento crítico durante esta pandemia son opresivas y no tienen precedentes. La supresión y la demonización de la ciencia y la información han hecho que una gran parte de la población crea que la vacunación es la única manera de protegerse. Esta no es una pandemia de los no vacunados. Es una pandemia de los no tratados”.

Stephanie de Garay es la madre de una niña de 13 años que sufrió graves efectos secundarios tras recibir la vacuna contra el COVID-19 de Pfizer.

“Espero que el hecho de que Maddie y yo asistamos al evento y compartamos su historia dé a la gente un verdadero consentimiento informado, que esto detenga cualquier tipo de orden, que aquellos que resulten heridos reciban el tratamiento que merecen y que la gente entienda cómo alguien llega a ser etiquetado como ‘antivacunas'”, dijo de Garay a The Epoch Times.

“Siempre he confiado en lo que recomendaban los CDC, la FDA y los NIH. Nunca he tenido una razón para no hacerlo. Nuestra familia ha recibido todas las vacunas recomendadas cada año, incluidas las de la gripe, y nunca hemos tenido una reacción adversa. Mi marido y yo incluso dimos nuestro consentimiento para que nuestros tres hijos se inscribieran en el ensayo de la vacuna COVID de Pfizer para niños de 12 a 15 años. A mi hija no le fue bien, tuvo una reacción adversa sistémica grave menos de 24 horas después de su segunda dosis que fue minimizada como dolor abdominal funcional. En lugar de tratarla por estas lesiones, se la trató como si tuviera un problema mental y aún hoy sigue sufriendo”, dijo de Garay.

Captura de pantalla de Stephanie de Garay y su hija Maddie de Garay compartiendo cómo Maddie sufrió daños por una vacuna COVID-19 en el evento de prensa del senador Ron Johnson el 28 de junio de 2021. (Rumble/Screenshot vía The Epoch Times)

“Era una niña de 12 años sana, feliz y activa antes de esto. Nunca tuvo una reacción adversa grave a ninguna otra vacuna, ni a la de la gripe, ni a la primera dosis de la vacuna COVID. Ha pasado un año, está en una silla de ruedas y depende de una sonda nasogástrica para alimentarse. Tiene un dolor constante y no puede sentir por debajo del hueso púbico. Su cuerpo se ataca a sí mismo, ya no funciona y sigue empeorando”.

“Ella dio un paso adelante para ayudar a acabar con esta pandemia y, a cambio, su gobierno y la medicina convencional le fallaron y la abandonaron. Lo que está ocurriendo con estos ensayos es corrupto y debe ser investigado. Las órdenes están provocando que más personas resulten heridas. Y los que resultan heridos no pueden recibir tratamiento”.

Los organizadores del evento declararon públicamente que condenan a cualquier individuo “que utilice la Marcha como una oportunidad para promover sus propias agendas de extremismo, intolerancia y violencia”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.