Marido de Anne Quiner muere en un hospital de Texas tras una lucha legal para conseguir su traslado

Por Matt McGregor
23 de Enero de 2022 8:48 AM Actualizado: 23 de Enero de 2022 8:48 AM

Scott, el marido de Anne Quiner, murió en un hospital de Texas no revelado el 22 de enero, después de que Anne buscara asesoramiento legal para que lo trasladaran fuera del Hospital Mercy de Coon Rapids (Minesota), donde los médicos planeaban desconectar a Scott del soporte vital.

“Llegamos demasiado tarde”, dijo la abogada de Quiner, Marjorie Holsten, a The Epoch Times. “Debíamos haberle atendido antes. Estaba desnutrido, deshidratado y con 9 kilos de menos”.

Holsten dijo que los médicos de Texas informaron que estaban sorprendidos por el estado de agotamiento de Scott cuando finalmente llegó.

Los médicos del Hospital Mercy le dijeron a Quiner que le retiraban el respirador a Scott porque creían que no se recuperaría debido a lo que decían eran sus “pulmones destruidos por la neumonía COVID”, y que sus intentos de disminuir la sedación solo le causaban dolor.

“Anne está destrozada”, dijo Holsten.

Quiner había declarado a The Epoch Times que empezó a cuestionar el plan médico del Hospital Mercy para Scott, que ingresó por complicaciones de COVID-19 en noviembre, cuando le negaron tratamientos alternativos mientras le mantenían con sedantes y el opioide fentanilo.

Sus peticiones de tratamientos alternativos, así como de mantener a Scott conectado a un respirador, fueron respondidas con desprecio, dijo Quiner.

Además, Quiner había sufrido discriminación por parte del hospital debido a que Scott no estaba vacunado, dijo.

Había recibido varias llamadas telefónicas al azar de personas que decían que “esperaban que Scott muriera; debía haberse vacunado”, dijo Quiner.

Quiner dijo que algunos médicos del Hospital Mercy expresaron su desprecio porque su marido no estaba vacunado, como se escuchó en una llamada telefónica que Quiner grabó en la que un médico declaró: “Desgraciadamente, si pudiéramos retroceder en el tiempo y él se hubiera vacunado, no estaría aquí”.

La grabación de esta conversación que Quiner subió a YouTube ha sido retirada por lo que YouTube dijo que era una violación de las directrices de la comunidad.

Quiner no ha revelado a qué lugar de Texas fue trasladado Scott debido a las llamadas telefónicas que ha recibido y a los reportajes negativos de varios medios de comunicación, dijo.

Scott contrajo el virus del PCCh (Partido Comunista Chino) en octubre y fue hospitalizado en el Hospital Mercy en noviembre.

Cuando los médicos notificaron a Quiner que retirarían a Scott del respirador el 13 de enero, Anne se puso en contacto con el representante del estado de Minesota Shane Mekeland, que a su vez se puso en contacto con Stew Peters, del programa The Stew Peters Show.

Quiner acudió a su programa para hablar de su situación, entonces Peters y su audiencia llamaron en masa al Hospital Mercy, dijo Quiner, lo que llevó al hospital a cerrar sus líneas telefónicas.

“Nuestra audiencia inundó de llamadas al hospital y al bufete Frederickson & Byron (el bufete que representa al Mercy Hospital), haciéndoles saber que el mundo estaba mirando”, dijo Peters a The Epoch Times anteriormente.

El Stew Peters Show reunió a un grupo que se coordinó con un médico para llevar a Scott hasta el hospital al que fue trasladado el 15 de enero.

Holsten presentó una moción para obtener una orden de restricción temporal que impidiera al hospital desconectar a Scott del respirador.

El Hospital Mercy contrató entonces a su propio bufete de abogados, que se opuso a la orden de restricción temporal alegando que la posición de Holsten y Quiner no está “respaldada por la ciencia médica”.

Por ello, el Hospital Mercy solicitó al tribunal que emitiera una orden que autorizara al hospital a desconectar a Scott del respirador.

El juez se puso del lado de Holsten, emitiendo la orden basándose en el criterio de que se produciría un daño irreparable si no se emite, dijo Holsten.

Tanto Holsten como Quiner dijeron que los médicos de Texas estaban “horrorizados” por el estado de Scott cuando llegó.

“Un médico dijo que no sabía cómo Scott había salido vivo de ese hospital”, dijo Quiner. “Miró su historial y dijo: ‘No puedo creer los fuertes sedantes que le pusieron'”.

Allina Health, el sistema hospitalario que engloba al Hospital Mercy, dijo previamente a The Epoch Times que “tiene una gran confianza en la excepcional atención que se presta a nuestros pacientes, que es administrada según prácticas basadas en la evidencia por nuestros talentosos y compasivos equipos médicos. Debido a la privacidad de los pacientes, no podemos hacer comentarios sobre la atención prestada a pacientes concretos”. Deseó “lo mejor al paciente y a su familia”.

Después de la llegada de Scott a Texas el 20 de enero, Holsten dijo que Scott se volvió receptivo y comenzó a “hacer enormes progresos”.

Holsten dijo que la familia Quiner expresó su gratitud “por la efusión de amor y apoyo durante este difícil momento”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.