Médicos sin Fronteras respaldan a las tribus de Nuevo México contra la COVID-19

Por Tom Ozimek
11 de Mayo de 2020
Actualizado: 11 de Mayo de 2020

Al menos dos equipos de Médicos Sin Fronteras, una organización internacional que brinda asistencia médica a las comunidades necesitadas, están trabajando con tribus nativas americanas en Nuevo México para ayudar a frenar la propagación de COVID-19, según los informes.

Jean Stowell, jefa del equipo de respuesta de COVID-19 en EE.UU. de la organización, le dijo a CNN que un equipo de nueve personas llegó a Gallup a fines de abril y ha estado trabajando con la Nación Navajo, la tribu indígena más grande de Estados Unidos.

Ella le dijo al medio que la organización actualmente se está “enfocando en proporcionar orientación técnica a los centros de salud y las comunidades con prevención y control de infecciones”.

Las comunidades tribales en todo el estado han sido duramente afectadas por COVID-19, la enfermedad causada por el virus del Partido Comunista Chino (PCCh), comúnmente conocido como el nuevo coronavirus, que surgió de China el año pasado.

Según el Departamento de Salud de Nuevo México, alrededor del 56 por ciento de los casos de COVID-19 son nativos americanos, mientras que solo representan alrededor del 11 por ciento de la población total del estado.

Frank Willetto (2do derecha) de Crownpoint, NM, y Keith Little (derecha) de Navajo, NM, ambos miembros de los Navajo Code Talkers durante la Segunda Guerra Mundial, asisten a una ceremonia para conmemorar el 65 aniversario de la batalla de Iwo Jima, en Triangle, Virginia, el 19 de febrero de 2010. (Alex Wong/Getty Images)

Stowell le dijo a CNN que los miembros del equipo también estaban trabajando con los líderes de la comunidad para promover una vida saludable y educar a las personas sobre cómo mantener una buena salud.

El presidente de la Nación Navajo, Jonathan Nez, dijo a KOAT Action News que está agradecido con las organizaciones participantes “por enviar a sus guerreros a la primera línea de esta guerra contra el coronavirus”.

“Necesitaremos profesionales de la salud adicionales aquí en la Nación Navajo”, dijo Nez. “No sabemos si esto va a ser un virus que se va a quedar por un tiempo”.

Una persona caminando por una exhibición educativa organizada por Médicos Sin Fronteras en la ciudad de Nueva York, el 23 de septiembre de 2016. (Spencer Platt/Getty Images)

Nico D’Auterive, portavoz de Médicos sin Fronteras, dijo al Albuquerque Journal que el equipo de nueve personas está formado por médicos, enfermeras parteras, especialistas en logística y un promotor de salud.

“Nuestro equipo se ha centrado en cómo se puede mejorar la prevención y el control de infecciones en varias instalaciones e intentando comprender mejor los matices de la transmisión comunitaria y doméstica”, dijo D’Auterive.

Panfletos en exhibición en una recaudación de fondos para Médicos Sin Fronteras, en una residencia privada en Venecia, Cali, el 25 de mayo de 2006. (David Livingston/Getty Images)

Stowell dijo en un comunicado que, desde el comienzo de la pandemia, Médicos sin Fronteras, también conocido como Médecins Sans Frontières (MSF), ha recibido cientos de consultas de gobiernos locales y organizaciones de la sociedad civil en todo Estados Unidos para solicitar su participación.

“Con base en nuestra propia experiencia en respuesta a brotes de enfermedades infecciosas en todo el mundo, MSF está ayudando a organizaciones y proveedores de atención médica en los EE.UU. a adaptarse y aplicar orientación de salud pública de acuerdo con las necesidades y recursos disponibles en sus comunidades particulares”, agregó Stowell.

“En la mayoría de los estados, las autoridades están instruyendo a las personas a protegerse del COVID-19 al quedarse en casa, evitar las multitudes y lavarse las manos con frecuencia”, dijo la Dra. Carrie Teicher, directora de programas de MSF en los Estados Unidos, en un comunicado.

Un cartel anuncia duchas gratuitas en un remolque de duchas temporales de Médicos sin Fronteras en Manhattan, en la ciudad de Nueva York, el 7 de mayo de 2020. (Spencer Platt/Getty Images)

“Esto no es posible para los millones de personas en los Estados Unidos que tienen inseguridad de vivienda. ¿Dónde se supone que deban bañarse o lavarse las manos cuando los baños e instalaciones públicas han cerrado? Para las personas que viven en refugios o en viviendas comunales, ¿cómo se supone que se auto aíslen?”, dijo.

La organización también ha trabajado para abordar las necesidades de pandemia en la ciudad de Nueva York, un punto crítico de brote. Allí, se asociaron con organizaciones locales que buscan reducir las infecciones entre las personas sin hogar.

Las medidas incluyen la donación de más de 80 estaciones de lavado de manos a lugares como comedores populares y la apertura de un remolque de ducha temporal en Manhattan, que ofrece duchas gratuitas para las personas que no tienen acceso a dichas instalaciones, con un enfoque particular en las necesidades de los más vulnerables de la sociedad.

A continuación

Régimen chino encubre más tragedias médicas aparte de COVID-19 | China en Foco

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS