Michael Flynn retira su declaración de culpabilidad y dice que el gobierno actuó de mala fe

Por Zachary Stieber
15 de Enero de 2020 Actualizado: 15 de Enero de 2020

El exconsejero de seguridad nacional del presidente Donald Trump, Michael Flynn, dijo que retiraba su declaración de culpabilidad, de acuerdo con una nueva presentación en la corte.

Flynn se declaró culpable de un cargo de mentir al FBI a finales del año 2017.

El teniente retirado, que sirvió como director de la Agencia de Inteligencia de la Defensa durante la administración de Obama, alega que el gobierno actuó de “mala fe”, de acuerdo con la nueva presentación (pdf). Su abogada, Sidney Powell, también alegó que el gobierno fue vengativo e incumplió el acuerdo de la declaración.

Flynn pasó cientos de horas “tratando de cooperar con el gobierno en concordancia con el acuerdo de declaración de culpabilidad del Sr. Flynn, el cual requiere que él provea un testimonio veraz”, escribió Powell.

“Solo después de que apareció una nueva abogada fue cuando el gobierno exigió por primera vez una admisión y un testimonio del Sr. Flynn que él conocía y pretendía cuando firmó el formulario de registro de FARA, el cual contenía varias declaraciones cruciales falsas. No solo era dicho testimonio exigido una mentira, sino que además los fiscales sabían que era falso y que provocaría un problema”.

Powell dijo más tarde que los fiscales “inventaron las supuestas ‘declaraciones falsas’ con sus propias tergiversaciones, engaños y omisiones”.

Sidney Powell, escritora del bestseller “Licensed to Lie” y abogada principal en más de 500 apelaciones en el Quinto Circuito, posa para una foto en Washington el 30 de mayo de 2019. (Samira Bouaou/The Epoch Times)

“Es más que irónico y completamente indignante que los fiscales hayan perseguido al Sr. Flynn, lo hayan llevado prácticamente a la bancarrota y hayan puesto a toda su familia en una situación de estrés inimaginable durante tres años”, añadió.

Flynn despidió a sus abogados en junio de 2019 y contrató a Powell, una exfiscal federal, quien desde entonces ha acusado al gobierno de retener información exculpatoria o de proporcionarla tarde. También ha argumentado que el gobierno no tenía ninguna razón apropiada para investigar a Flynn en un primer término.

Flynn había visto repetidamente cómo su sentencia se retrasaba mientras trabajaba con el gobierno antes de que los fiscales aparecieran más tarde para volverse contra él, instando a una sentencia estricta.

A finales de noviembre de 2019, el juez del tribunal de distrito Emmet Sullivan canceló la audiencia de la sentencia a petición de ambas partes. Al mes siguiente, Sullivan negó las peticiones de Flynn para que el gobierno le diera la información que considera exculpatoria, y para que desestimara el caso en su contra.

“Las declaraciones juradas del Sr. Flynn y su antiguo abogado desmienten sus nuevas afirmaciones de inocencia y sus nuevas afirmaciones de que se le presionó para que se declarara culpable”, escribió Sullivan en su opinión del 16 de diciembre.

A principios de este mes, el Departamento de Justicia recomendó que Sullivan sentenciara a Flynn con hasta seis meses de prisión.

Los fiscales optaron por una recomendación más dura que la que propusieron en diciembre de 2018, alegando que Flynn, un exasesor de seguridad nacional, desde entonces no ha aceptado la responsabilidad y en ocasiones ha tratado de obstaculizar los esfuerzos del gobierno en otros casos, específicamente el enjuiciamiento de su exsocio comercial, Bijan Rafiekian.

Petr Savb e Ivan Pentchoukov contribuyeron a la elaboración de este artículo.

Siga a Zachary en Twitter: @zackstieber

Descubra

Los 3 pasos hacia la justicia en el escándalo de Spygate

TE RECOMENDAMOS