Millones de trabajadores migrantes de China regresan a sus pueblos rurales, posiblemente por el desempleo

Por Sunny Chao -La Gran Época
17 de Noviembre de 2018 Actualizado: 17 de Noviembre de 2018

El Ministerio de Agricultura de China anunció el 8 de noviembre que actualmente hay 7,4 millones de trabajadores migrantes que están dejando de trabajar en las metrópolis urbanas y regresando a sus pueblos de origen.

En los últimos años millones de residentes rurales de China, muchos de ellos provenientes de aldeas agrícolas empobrecidas, abandonaron sus pueblos natales para ir a las grandes ciudades del país en busca de empleos mejor pagados para mantener a sus familias. China tiene aproximadamente 300 millones de trabajadores migrantes.

El Ministerio afirmó en su anuncio que las personas que ahora regresan a sus lugares de origen incluyen trabajadores migrantes, estudiantes universitarios, personal militar retirado y personal científico y técnico. Su edad promedio es de 40 años con un 40 por ciento de personas con una educación superior a nivel secundario. El Ministerio dijo que estas personas se convertirán en “la fuerza principal” que llevará a los campesinos a volverse ricos.

Sin embargo lo más probable es que sean personas que han perdido su trabajo y ahora están obligadas a regresar a sus lugares de origen.

El desempleo es considerado un tema tabú en Beijing e históricamente las cifras oficiales son menores a la realidad. La tasa oficial de desempleo de China es alrededor del 4 por ciento, pero esa cifra no cuenta a los trabajadores migrantes que son tratados casi como ciudadanos de segunda clase debido a su origen rural. Generalmente no pueden acceder a los beneficios estatales, como en el caso de desempleo.

La economía China también está experimentando una desaceleración en el crecimiento. Lo han demostrado varios indicadores económicos, como la inversión en bienes raíces que alcanzó su mínimo en 10 meses, el crecimiento de las ventas minoristas por debajo de las expectativas y la caída de los precios del mercado de valores.

El Sr. Wang, un trabajador migrante originario de la provincia de Jilin en el noreste de China, dijo a NTD –parte del equipo de Epoch Media Group, al que pertenece La Gran Época– en una entrevista del 12 de noviembre, que él y sus compañeros de trabajo habían prestado servicios para un constructor inmobiliario en una ciudad importante durante varios años, pero no recibieron suficiente salario. Ellos presentaron una demanda contra el constructor los últimos tres años, pero no han recibido ninguna respuesta, comentó.

“Hemos demandado a esos constructores varias veces por la deuda en el pago de los trabajadores migrantes en el gobierno local y también en Beijing. Pero los empleados del gobierno nos expulsaron usando bastones de la policía”, dijo el Sr. Wang.

Además explicó que con tantas personas que regresan a sus lugares de origen rurales, las oportunidades de trabajo serán aún más escasas en casa. Regresar a la ciudad natal es simplemente un eufemismo para el desempleo.

“No tenemos dinero. ¿Cómo empezamos un negocio en nuestro pueblo natal?”, dijo. “Si pudiéramos comenzar un negocio y vivir bien en casa, ¿por qué nos habríamos molestado en viajar a la ciudad para encontrar un trabajo?”

NetEase, un portal de noticias chino, informó el 22 de octubre que en el primer semestre de este año 5,04 millones de empresas cerraron y más de 2 millones de personas quedaron sin empleo. El informe también señaló que los presidentes de 453 empresas que cotizan en bolsa renunciaron o fueron despedidos en el mismo período. Este informe fue eliminado por los censores chinos poco después.

Yang Zhanqing, integrante de una ONG china, también dijo a NTD que, dado que la mayoría de los trabajadores migrantes se han acostumbrado al estilo de vida urbano, les será difícil adaptarse al modo de vida rural.

***

Mira a continuación

Los negocios son una guerra

TE RECOMENDAMOS