Motociclistas tatuados se enfrentan a dueños abusivos de animales para rescatarlos del sufrimiento

Por La Gran Época
11 de Abril de 2019 Actualizado: 15 de Abril de 2019

Un grupo de motociclistas tatuados y musculosos oficialmente conocidos como Rescue Ink, tienen todos algo en común: una pasión por salvar a los animales maltratados.

Gracias a su aspecto intimidante y a sus músculos abultados, se han convertido en especialistas en visitar a los violentos y crueles dueños de mascotas y en “convencerlos” de que entreguen sus desatendidas mascotas. La mayoría de las veces, los motociclistas se salen con la suya. Las mascotas son rescatadas.

Por supuesto, el grupo de salvadores de Long Island, Nueva York, opera plenamente dentro de los límites de la ley. Rescue Ink comenzó como una organización legal sin fines de lucro antes de lanzarse a los medios de comunicación. Algunos miembros han tenido conflictos con la ley; algunos son motociclistas, exfisicoculturistas, o campeones de powerlifting, mientras que otros son exmilitares, detectives, o abogados. Donde antes la organización dependía totalmente de las donaciones, finalmente tuvieron su propio reality show.

Los apasionados de los animales reciben llamadas a diario y se enfrentan primero a las situaciones más atroces. Comienzan investigando los supuestos casos de abuso animal. Se han encontrado con organizadores de peleas de perros, criadores, un perpetrador que trató de envenenar gatos sin hogar cerca de su casa, e incluso un asesino en serie de gatos de fuera del estado. Si se encuentran con criminales que no están relacionados con el abuso de animales, no se involucran; llaman a la policía.

Rescue Ink asiste a los premios Reality Rocks Expo Fan Awards en el Centro de Convenciones de Los Ángeles el 9 de abril del 2011, en Los Ángeles, California. (Crédito: Michael Buckner/Getty Images)De acuerdo con el grupo, los abusadores de animales son típicamente personas inseguras, despiadadas e impulsivas, a menudo debido a problemas en sus relaciones o en el hogar. Y el comportamiento sádico solo se intensifica a partir de ahí; comienza con los animales y conduce al abuso de niños, mujeres o ancianos. Una vez que un perpetrador piensa que puede salirse con la suya, no le teme al castigo.

A veces, los dueños de mascotas se enfrentan a situaciones difíciles de la vida y los motociclistas intervienen para echar una mano. Pueden ayudar a comprar comestibles para una casa sin comida en los estantes, o pueden construir una casa para perros si es necesario, o ayudar de alguna otra manera. Una mascota es un miembro de la familia, dice Joe Panz, fundador del grupo, a Guideposts en una entrevista, y no debe ser retirada sin una causa justa. Ha habido casos en los que el dueño de una mascota ha muerto, y las mascotas han tenido que ser llevadas a un refugio.

En algunos casos de negligencia grave, sin embargo, Rescue Ink no tiene más remedio que intervenir y retirar a la mascota de su cuidador negligente. Muy a menudo, sus tatuajes y su aspecto musculoso los llevan mucho más lejos de lo que la policía podría hacerlo. Ellos “persuaden” a los dueños abusivos para que entreguen el animal.

Un miembro de Rescue Ink sostiene un pequeño cachorro durante la celebración de la Liga de Animales de la Costa Norte por “DOGust The First” el 1 de agosto del 2008, en Port Washington, Nueva York. (Crédito: Andrew H. Walker/Getty Images)

“Digamos que un oficial va a la casa de un abusador, se detiene en un coche de policía e inmediatamente el abusador conoce las limitaciones del policía, tiene ciertos límites”, explica el miembro Anthony Rossano (alias Big Ant) a People. “Pero cuando llegamos, no saben lo que vamos a hacer, no saben lo que somos capaces de hacer. Así que ayuda mucho”.

Miembros de Rescue Ink y la portavoz de la Liga Animal Beth Ostrosky asisten a la celebración de la Liga Animal de la Costa Norte para “DOGust The First” el 1 de agosto del 2008, en Port Washington, Nueva York. (Crédito: Andrew H. Walker/Getty Images)

El equipo de street-smart también se ha comprometido a enseñar a la comunidad sobre el abuso animal y el daño que causa. Según Joe, los jóvenes a menudo están más dispuestos a escuchar lo que tienen que decir; mientras que la suposición de autoridad de un agente de policía puede desanimarlos, los motociclistas tienen la influencia y el crédito de la calle para convencer a la multitud más joven.

La organización, fundada en 2007, ha salvado más animales que sus miembros con tatuajes. Sus años de máxima actividad fueron entre 2008 y 2014. En 2009, incluso se estrenaron en su propio programa de televisión llamado “Rescue Ink Unleashed”, que se emitió en el canal de National Geographic. La página web del grupo resume quiénes son y dónde han estado:

“A algunas personas les gusta pensar que somos superhéroes. La verdad es que somos súper amantes (y protectores) de los animales. A través de los años, y a través de muchos casos, obstáculos y desafíos, seguimos siendo fuertes y dedicados a nuestra misión”.

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

Mujer vence depresión a través de mensajes pegados por su esposo en las paredes de su casa

TE RECOMENDAMOS