Mujer filma sin darse cuenta los últimos momentos de la vida de un hombre con una GoPro

Por La Gran Época
21 de Febrero de 2019 Actualizado: 21 de Febrero de 2019

Mientras Anneka Bading nadaba en una popular cascada, no se dio cuenta que detrás de ella se desarrollaba una tragedia.

Bading, de 24 años, usó una cámara GoPro para filmarse a sí misma y a sus amigas en las Cascadas MacKenzie en el Parque Nacional Grampians el sábado 20 de enero, pero sin darse cuenta capturó en las imágenes de fondo los últimos momentos de la vida de un hombre.

El hombre, que se cree es un taiwanés de 28 años, se había caído al agua y se ahogó mientras sus amigos trataban frenéticamente de salvarlo.

Ese día Bading estaba nadando con dos amigas cerca de la cascada alrededor de las 5 p.m. cuando empezó a escuchar gritos y vio a gente señalando hacia un sitio de mucha profundidad.

“En ese momento no teníamos ni idea de lo que estaba pasando. Pensamos que había algún tipo de animal en el agua. No podíamos entender lo que estaba pasando y ellos seguían gritando y señalando”, dijo a The Stawell Times.

“Una chica agarró mi palo GoPro y trató de usarlo para salvarlo. Luego caí en la cuenta de que alguien se estaba ahogando”, dijo.

Bading dijo que intentó llamar al número de emergencias, pero nadie en el área tenía recepción telefónica.

“Nadie sabían qué hacer y no podíamos entender [a los amigos de la víctima]. Me temblaban las piernas cuando supe lo que estaba pasando, pero nadie sabía qué hacer”, dijo al periódico.

Ella dijo que un salvavidas fuera de servicio que estaba en las cataratas saltó, pero lo encontró demasiado profundo y la presión era demasiado intensa, así que no se arriesgó a sumergirse más.

“Todos le dijimos que no se arriesgara. Gracias a Dios que no lo hizo”, dijo ella.

La joven de 24 años condujo durante 10 minutos hasta encontrar recepción y logró hablar con los servicios de emergencia. Le dijeron que había una plataforma de roca debajo de las cascadas que podría haber atrapado al hombre.

El cuerpo del hombre fue encontrado alrededor de las 9:30 a.m. el domingo, reportó The Age.

Bading ahora está pidiendo más señalización y una mejor recepción de teléfonos móviles en la zona.

“Estábamos nadando por donde él cayó bajo las cataratas”, dijo ella. “Podríamos haber sido nosotras. No sabes lo poderoso que es. Todas lloramos en el camino de regreso diciendo lo afortunadas que éramos de estar vivas”.

“Tuve que conducir unos 10 minutos para tener recepción y luego me detuve”, agregó a 9News.

“Es una zona muy popular que todos los días es visitada por mucha gente, posee servicios sanitarios y muchos aparcamientos….. Creo que un lugar como este debería tener algún tipo de recepción para cualquier tipo de emergencia o accidente. O alguna otra cosa para buscar ayuda”, dijo.

En una declaración enviada a The Age, el Director de Operaciones de Parks Victoria, Simon Talbot, dijo que estaban “terriblemente tristes” por el incidente.

“En todos los parques y reservas nacionales del estado es importante que los visitantes observen las señales de advertencia y los consejos de los guardaparques”, agregó.

Talbolt dijo a The Stalwell Times que había tres letreros en las cascadas prohibiendo nadar y que Telstra estaba explorando opciones para extender la cobertura telefónica en el estacionamiento de la cascada.

Otros detalles sobre el incidente no están claros.

A continuación:

Conoce esta increíble historia de amor y fuerza

“Estaba horrorizada… no sabía que algo así podría pasarle a cualquiera”.

TE RECOMENDAMOS