Familia ama a los 14 osos que viven con ellos, una singular forma de vida

Por Marjorie Aguirre
15 de Julio de 2019 Actualizado: 19 de Julio de 2019

La presencia de una mascota en el hogar puede mejorar la calidad de vida, así como la salud física y mental de las personas. Cada día son más valoradas, al punto de convertirse en un miembro más de la familia que, además de brindar diversión y compañía, hacen que la calidad de vida y la sensación de bienestar aumente. Según Gallup, el 60% de los estadounidenses tienen al menos una mascota.

Obviamente, la mayoría de ellos son animales destinados a ser domesticados, como perros y gatos. Pero eso no significa que otros animales no puedan ser considerados como mascotas si las circunstancias lo permiten, como el curioso caso, de la familia Welde.

Esta familia ha protegido durante múltiples generaciones a los osos. En el corazón de Bearadise Ranch, la familia ha domesticado y cuidado de osos pardos, osos negros y osos polares durante 91 años, tratándolos como parte de la familia y utilizando su licencia para proveer a los necesitados de un hogar, ahora tiene 14 osos a su cuidado.

Sí, sabemos que los osos son animales salvajes y no se les debe mantener fuera de la naturaleza. Sin embargo, éstos, son osos domesticados, que han sido cuidados por humanos durante generaciones y no sabrían cómo valerse por sí mismos si fueran liberados en la naturaleza.

El Rancho Bearadise no solo es el hogar de la familia, sino también una organización que ayuda a cualquier persona necesitada. Mónica afirma que su familia tiene licencia para recibir osos que necesitan hogar y eso es exactamente lo que hacen.

Mónica Welde y su hijo Johnny Welde IV, son responsables de alimentarlos, darles golosinas y llevarlos a pasear como cualquier otra mascota. “Mis osos son parte de mi familia”, dijo Monica a Barcroft.Tv

Sin embargo, el año pasado, esta tradición familiar se vio amenazada con la repentina muerte del patriarca de la familia, Johnny Welde III, esposo de Mónica, de un ataque al corazón, con apenas 60 años cumplidos.

Y aunque Mónica, quedó devastada por la pérdida de su esposo, con la ayuda de su hijo, se ha concentrado en continuar el legado familiar y cuidar de sus queridos osos.

En realidad, los osos fueron introducidos a la familia Welde por el abuelo de Johnny III en 1946. Desde entonces, los osos fueron entrenados para aparecer en películas de Walt Disney y otras series de televisión. La familia está ampliamente capacitada para cuidar de estos animales, ya que no es fácil poder cuidar mascotas de 453 kilos.

Johnny cuenta que estuvo en contacto con los osos desde los tres años. “Para mí son como de la familia, los veo todos los días así que básicamente son como mis hermanos”. Viven en la parte trasera de nuestra propiedad, para nosotros son muy seguros, los hemos criado, así que con nosotros son muy, muy dulces”.

“Mi papá era mi mejor amigo, me enseñó todo lo que se. Éramos muy unidos y planeo continuar con su legado mientras esté vivo”, dijo Johnny IV a Barcroft.

Los osos tienen un hábitat natural en mis tierras, agrega Mónica Welde. “Tienen un estanque de manantial, tenemos piscinas, césped, árboles…  y nuestra interacción diaria con los osos es de comunicación, amor, caricias. Ellos prosperan en el contacto físico”, asegura.

Y aunque Mónica acepta que tiene algunas cicatrices de sus garras, como algo natural, debido a su tamaño, asegura que nunca han atacado a nadie. “He trabajado con osos durante 37 años y tengo todos mis dedos”, afirma. Sin embargo, tienen planes de contingencia establecidos si algo sale mal, dijo a Barcroft.

Mónica sugiere que estos osos podrían estar más seguros con ella que en la naturaleza, pues según National Geographic, seis de las ocho especies de osos del mundo entero están en peligro de extinción. Esta estadística solo añade más sentido a su misión, que es dar a estos osos una vida larga y feliz.

“¿Prefiero a los osos que a los humanos?”, confiesa Mónica. “En realidad, a veces sí”.

Incluso si éste es uno de los tipos más raros de animales domésticos que podrías tener, es claro que los Weldes los ven como miembros de la familia y también los aman y respetan como son.

No te pierdas de ver este emocionante vídeo con los osos:

Mira como este hombre ayuda a un potrillo que quedó atrapado

TE RECOMENDAMOS