NASA: Procesos que privaron a Marte de su atmósfera se repiten en la Tierra

16 de Febrero de 2016 Actualizado: 16 de Febrero de 2016

El astronauta estadounidense Scott J. Kelly, cuya misión en la Estación Espacial Internacional (EEI) está a punto de terminar, alertó sobre el deplorable estado de la atmósfera de la Tierra, la cual es la clave de la evolución y permanencia de la vida en nuestro planeta.

“Cuando te fijas en la atmósfera, en el limbo de la Tierra (…) se ve muy, muy frágil y como una capa delgada. Es algo que definitivamente tenemos que cuidar”, afirmó Kelly en una entrevista desde la Estación Espacial Internacional.

El astronauta, que en repetidas ocasiones ha publicado en sus redes sociales imágenes sobre la contaminación atroz de la Tierra vista desde el espacio, afirmó que el problema más agudo asociado a la desaparición de la atmósfera lo sufren gran parte de Asia y América Central. “Cuando te fijas en ellas desde el espacio siempre se ve una neblina de contaminación”, señala. Asimismo, Kelly apuntó que si se comparase a la Tierra con un ser humano, “definitivamente esas áreas estarían enfermas”.

¿Nos vamos a Marte?: la NASA trabaja en hacer habitable el Planeta Rojo

Ya en 2003, la NASA advirtió de que nuestra atmósfera está adelgazando a una velocidad alarmante como resultado de las emisiones de carbono, siendo visibles los efectos desde el espacio. De acuerdo a estudios del Laboratorio de Investigación Naval de EE.UU., la densidad de la termosfera (capa de la atmósfera que se extiende entre los 80 y los 500 kilómetros de altitud) diminuyó en más de un 10% durante los últimos 40 años.

El pasado noviembre, los expertos de la NASA revelaron que hace 4.000 millones de años, el planeta rojo quedó privado de atmósfera debido al devastador impacto del viento solar. De esta manera, el planeta rojo, a pesar de contener agua suficiente como para contener vida bacteriana, no fue capaz de mantener agua líquida de forma constante ya que, o bien se evaporaba rápidamente o bien se congelaba.

Los científicos advirtieron que estos mismos procesos podrían repetirse en relación con la Tierra.

Artículo original aquí

TE RECOMENDAMOS