Pide a mamá faltar a la escuela para ir a la estación de policía y al llegar deja a todos en lágrimas

Por Jocelyn Neo
07 de Agosto de 2019 Actualizado: 07 de Agosto de 2019

La mayoría de los padres no estarían de acuerdo con la solicitud de su hijo de no ir a la escuela. Aunque una madre en Charlotte, Carolina del Norte, no fue la excepción, su hijo tenía un caso bastante convincente en sus manos, por lo que tuvo que dejar que siguiera a su corazón, pero aun así lo obligó a asistir a la escuela.

Jayden Hooker tenía 5 años cuando fue despertado por los sonidos de helicópteros y sirenas fuera de su casa en Charlotte en medio de la noche. Su madre, Deanna Hooker, trató de explicarle que cerca de allí habían protestas violentas. Cuando se despertó más tarde, tenía algunas preguntas que hacer al respecto.

Esa mañana de septiembre de 2016, cuando Jayden iba camino a la escuela, escuchó en la radio que oficiales de policía resultaron heridos mientras dormía esa noche. Le preguntó a su mamá si podía faltar a la escuela y visitar la estación de policía.

“Quiero darles abrazos para que no se asusten”, le dijo Jayden a su mamá.

Su mamá no estuvo de acuerdo con su petición al principio, pero eventualmente cambió los términos: podía visitar a los oficiales después de la escuela.

“Es algo que nos preguntó y cuando le dijimos que no, insistió en hacerlo”, dijo Deanna a CBS News. “Nos abrió los ojos y al final dijimos que sí porque es algo hermoso”, agregó.

Después de la escuela, Jayden hizo un letrero que decía “Abrazos gratis” y también recogió algunas donas para llevar a la estación.

Una vez que llegó al estacionamiento del Departamento de Policía de Charlotte-Mecklenburg, entró en la estación con las donas y el cartel de “Abrazos gratis” colgando de su cuello.

“Estoy contento de que los oficiales de policía no hayan salido realmente heridos. Quiero que se mantengan a salvo y no quiero que nadie les haga daño”, dijo Jayden, según informó ABC 13.

Las acciones de Jayden conmovieron a los oficiales de policía y a su madre hasta las lágrimas.

“Estoy tan orgullosa de mi hijo”, dijo Deanna. “Creo que honestamente te demuestra que un niño de 5 años puede enseñarnos mucho sobre cómo debemos tratarnos en momentos como este”, agregó.

Deanna explicó que a Jayden, un “alma vieja”, se le enseñó que no es bueno devolverle el golpe a alguien si alguien le pega a él.

“El odio no hace otra cosa que difundir el odio; su misión es difundir el amor y la positividad”, dijo Deanna. “Es un chico realmente genial”.

Después de que se difundiera la noticia de que Jayden estaba en la estación de policía con su cartel de abrazos libres, Ken del Proyecto “Abrazos Libres” voló desde Los Ángeles para reunirse con él.

La razón fue porque Jayden había visto videos de los proyectos y era admirador de Ken. “Es como mi héroe”, dijo Jayden a WBTV.

Nada que decir, Jayden se sorprendió al ver a Ken aparecer en su iglesia, y los dos se engancharon con un abrazo bien merecido. “Fue un sueño hecho realidad conocer a Ken”, dijo el chico.

Un saludo a la familia Hooker por criar bien a su hijo. ¡Si todos fueran tan cariñosos como Jayden, el mundo sería un lugar maravilloso para vivir!

Estos niños son muy lindos y divertidos 

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS