Niño daña maquillaje de USD 1300 en la tienda y una clienta molesta culpa a la madre por su descuido

Por Robert Jay Watson
04 de Septiembre de 2019 Actualizado: 04 de Septiembre de 2019

Para los padres que necesitan hacer sus compras con sus niños, a menudo es increíblemente desafiante encontrar lo que quieren y al mismo tiempo mantener a sus pequeños bajo control. Los chicos no siempre entienden lo valioso que es todo y se aburren con rapidez.

Esto puede llevar a un comportamiento muy destructivo, como lo demostró una historia impactante de una tienda de Sephora hace un par de años.

Todo comenzó cuando Brittney Nelson, que es maquilladora de profesión, entró en una de las famosas tiendas de la cadena de maquillaje, Sephora, de Augusta, Georgia. Mientras que Sephora es bien conocida y admirada por los clientes por sus generosas políticas de muestreo, que permiten a los clientes probar en casi todo lo que hay en la tienda, lo que vio ese día fue una “atrocidad”, tal y como ella misma lo describió en  Facebook.

Cuando ella y su amiga entraron en la tienda, vieron a “una madre/niño [que] se apresuraban a salir de allí”. Una vez en la tienda, Brittney se dio cuenta de por qué estaban haciendo una partida tan repentina. Aunque no atrapó al niño en el acto, dijo a Insider, “las huellas impresas nos ayudaron a descifrar que era un pequeño humano”.

Niña
Imagen Ilustrativa. (StockSnap/Pixabay)

“1300 dólares de la sombra de ojos de Make Up Forever destruida esta noche en Sephora debido a pequeño niño“, resumió la escena. Conmocionada y consternada por el espectáculo, Brittney trató de imaginar cómo pudo haber sucedido. “Estoy seguro de que el niño pensó que eran pinturas de dedos y no tenía idea de lo travieso que era”.

Cualquiera que sea la razón de la destrucción, Brittney sintió que el mensaje principal era para los padres: “Mamá, por favor, compra tu maquillaje sin tus pequeños humanos. No es divertido para ti… o para ellos… o para el producto caro”.

Aunque Brittney no dijo que los niños deberían estar prohibidos de ir a las tiendas o de ir de compras por completo, sí sugirió que la madre en cuestión debería haber estado mucho más atenta a lo que su hijo estaba haciendo. Como escribió en su posteo, “siendo yo misma [una maquilladora], he tenido que llevar a [mi hija] a muchas tiendas de maquillaje a medida que crecía y tenía una estricta regla de ‘manos en bolsillos’ para ella y una estricta regla de 10 minutos para mí”.

Maquillaje
Imagen Ilustrativa. (Dmytro Zinkevych/Shutterstock)

Brittney sugirió que otras mamás hicieran lo mismo con sus hijos si alguna vez tenían que traerlos a las tiendas. Sobre todo, sentía pena por los empleados, que tenían una exhibición destruida y un gran daño en sus manos. “En un santiamén calmaron sus caras en modo pánico, sacaron una carrito y se llevaron esa exhibición, limpiaron el resto y el piso”, dijo Brittney a Insider.

Brittney no tenía ni idea de que su posteo iba a recibir tanta atención, pero pronto se volvió muy viral a medida que los trabajadores de la venta al por menor, como los especialistas en salones de belleza, y muchas mamás comenzaron a intervenir. Definitivamente hubo un gran contingente que se hizo eco de su punto de vista sobre las responsabilidades de los padres.

Como comentó la usuaria de Twitter  Belinda Laurie, siempre se aseguraba de hacer un seguimiento de sus tres hijos cada vez que iban a las tiendas, haciendo una revisión rápida cada dos minutos como máximo. “Esa mujer cuyo hijo arruinó la exhibición de Sephora es descuidada y ensimismada”. Desde la perspectiva de Belinda y de muchos otros, “es trabajo de los padres asegurarse de que sus hijos no estén destruyendo la propiedad de la tienda”.

SEPHORA
Imagen Ilustrativa. (Scott Olson/Getty Images)

Otros, sin embargo, pensaron que el mensaje de Brittney y los comentarios que le siguieron eran “vergonzosos para las mamás”, parte de un mundo más amplio, hace que las mamás sientan que nada de lo que hacen es lo suficientemente bueno o correcto.  Leah Marie Griffin tuiteó: “Esto no está bien, como si no fuera lo suficientemente difícil para una madre estar en público con sus hijos pequeños 1) los empleados no vieron quién hizo esto y 2) que es un bueno de 1,22[metros] de altura a menos que este niño de 2 [años de edad] sea del tamaño de un chico de 10 [años de edad] dudo que fuera un ‘niño pequeño'”. #stopmomshaming”.

Maquillaje
Imagen Ilustrativa. (sjajolika/Pixabay)

Siendo madre, Brittney le dijo a Insider que no tenía intención de avergonzar a otras madres, simplemente advirtiéndoles sobre los peligros de comprar productos tan caros con niños.

Quizás la mejor respuesta de todas fue la de la propia Brittney: “Si veo a un niño haciendo eso en una tienda, me ofreceré a ayudar a la madre”.

¿Cuál crees que vale la pena?

¿Te gustó este artículo? Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS