“No aceptamos el terrorismo”, dice Bolsonaro en relación a Qassem Soleimani

Por Anastasia Gubin
06 de Enero de 2020 Actualizado: 06 de Enero de 2020

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dijo el 6 de enero a la salida del palacio presidencial en relación a la muerte del líder iraní Qassem Soleimani durante un ataque estadounidense el 3 de enero, la posición de su país era apoyar la lucha contra el terrorismo.

“No aceptamos el terrorismo. No importa en qué lugar del mundo ocurra”, dijo Bolsonaro, según Globo.

Bolsonaro relacionó a Soleimani con el terrorismo y  aseguró que Brasil entregaría al país de origen a cualquier terrorista extranjero que se encuentre en territorio nacional, tal como lo hizo con el terrorista italiano Cesare Battisti y los médicos cubanos del programa Mais Médicos.

“Si hay algún terrorista en Brasil, lo entregaremos. Esa es la manera. Al igual que entregamos a Battisti (…) Battisti vio que iba a entregarlo y corrió. Al igual que los médicos cubanos, entre comillas, se fueron antes de que yo me hiciera cargo. Sabían que iba a atrapar a los chicos. Hay muchos terroristas entre ellos”, destacó el Presidente, según Globo.

En declaraciones previas Bolsonaro había mencionado que Soleimani “en su vida anterior se centró en gran medida en el terrorismo y aquí en Brasil, nuestra posición es muy simple: todo lo que podamos hacer para combatir el terrorismo, lo haremos”.

“Era una persona que según informaciones aquí, que estaría involucrada en el ataque a la AMIA, la entidad judía en Argentina”, añadió.

En el ataque a la Asociación Mutual Israelí (AMIA) en Argentina en 1994, que dejó 85 muertos y más de 300 heridos. La explosión ocurrió el 18 de julio de 1994 a las 9:53 a.m. y destruyó los siete pisos del edificio, además de afectar a los edificios cercanos.

magen publicada por Noticias Argentinas que muestra a personas sosteniendo fotos de víctimas del atentado con bomba de 1994 contra el centro comunitario judío de la Asociación Mutua Israelita Argentina (AMIA) que mató a 85 personas e hirió a 300, durante la conmemoración del 24 aniversario del ataque, en Buenos Aires en julio. 18 de 2018. (HUGO VILLALOBOS / AFP a través de Getty Images)

Según el reporte de infobae, el nombre de Soleimani no figura en ningún expediente del atentado contra AMIA ocurrido en julio de 1994, pero el jefe de la Fuerza Quds tenía vínculos estrechos con miembros del grupo terrorista libanez Hezbollah, que figuraba haber participado en el ataque en la capital argentina.

El 3 de enero el presidente Donald Trump ordenó un ataque en el que murió Soleimani y Abu Mahdi al Mohandes (Al-Muhandis), el subcomandante de las milicias chiítas apoyadas por Irán en Irak, conocidas como Fuerzas de Movilización Popular (PMF).

Una foto de prensa publicada por la célula de medios de comunicación de seguridad del ejército iraquí en Facebook muestra un vehículo en llamas cerca del aeropuerto internacional de Bagdad, Irak, el 3 de enero de 2020. (Foto de EFE/EPA/Iraq’s Security Media Cell Handout)

“Qassem Soleimani fue responsable de la muerte de por lo menos 603 miembros del servicio militar estadounidense y de la mutilación de miles más en Irak. El 17% de las muertes de personal estadounidense en Irak entre 2003 y 2011 se pueden atribuir a este terrorista y a su Fuerza Quds – IRGC”, señaló el Departamento de Estado de EE.UU. el 4 de enero.

Soleimani era un militar iraní que se formó en las filas del Cuerpo de Guardias Revolucionarios Islámicos de Irán (IRGC) hasta convertirse en jefe de la Fuerza Quds. Estados Unidos designó al IRGC como una organización terrorista extranjera en 2019. “La designación del IRGC como Organización de Operaciones Extranjeras destaca que Irán es un régimen ilegal que utiliza el terrorismo como una herramienta clave de la política estatal y que el IRGC, que es parte del ejército oficial de Irán, ha participado en actividades terroristas o de terrorismo desde su creación hace 40 años”, anunció el Departamento de Estado.

Los manifestantes iraníes sostienen el retrato del comandante de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria iraní, Qassem Soleimani, durante una manifestación en Teherán (Irán) el 11 de diciembre de 2017. (ATTA KENARE / AFP a través de Getty Images)

Al-Muhandis, la segunda víctima, también fue un antiguo líder de la organización terrorista Kataib Hizbollah (Kata’ib Hezbollah, KH) apoyada por Irán y que forma parte del PMF. Tiene un largo historial de actividades terroristas y subversivas.

El Ministerio del Exterior de Brasil en relación al ataque de Estados Unidos comunicó que “el terrorismo no puede ser considerado un problema restringido a Oriente Medio y a los países desarrollados, y Brasil no puede permanecer indiferente a esta amenaza, que afecta incluso a América del Sur”.

Además destacó que la lucha contra el terrorismo “requiere la cooperación de toda la comunidad internacional sin buscar ninguna justificación o relativización del terrorismo”.

 ***

Video relacionado

Eduardo Bolsonaro: Purgando a Brasil del socialismo, una batalla en curso – Entrevista exclusiva

TE RECOMENDAMOS