“No tenemos defensa” para evitar un eventual impacto del asteroide Dios del Caos, dice Elon Musk

El asteroide 99942 Apophis (2004 MN 4) recibe el nombre egipcio del Dios del Caos. La NASA prevé que pasará cerca de la Tierra el 13 de abril de 2029
Por Anastasia Gubin - La Gran Época
21 de Agosto de 2019 Actualizado: 23 de Agosto de 2019

El CEO de Space X, Elon Musk, advirtió en su red social que la Tierra no tiene defensas contra las amenazas de impacto de grandes asteroides al referirse a los reportes de los medios del prensa sobre el acercamiento de Apophis, en 2029.

El asteroide de 330 metros de diámetro denominado 99942 Apophis (2004 MN 4) descubierto en junio de 20o4 recibe el nombre egipcio del Dios del Caos.

“¡Gran nombre!”, escribió Musk en su Twitter el 20 de agosto, al comentar el sugestivo nombre que le dio la comunidad internacional de astrónomos.

“No me preocuparía por este en particular”, dijo, “pero una gran roca golpeará la Tierra eventualmente y actualmente no tenemos defensa”, añadió.

Foto ilustrativa de un artista de un evento de gran impacto. La colisión entre la Tierra y un asteroide de unos pocos kilómetros de diámetro liberaría tanta energía como la detonación simultánea de varios millones de armas nucleares. Wikipedia. Public Domain.

Lo que dice Musk parece muy cierto. La NASA en conjunto a otrs agencias espaciales tiene en camino realizar pruebas de cómo defender la Tierra redireccionando la luna de un asteroide, durante una misión espacial denominada DART. Pero estas son las primeras pruebas que se harán.

Los astrónomos harán la primera demostración de su tecnología de defensa planetaria en septiembre de 2022, fecha en que la Misión DART, llegará a su destino, el asteroide Didymo, para desviar su luna.

Los científicos han estado observando a Didymos desde la Tierra desde 2015 y ahora los seguirán haciendo con más detalle para informar datos claves a la Misión DART.

“Las observaciones actuales ayudarán a los investigadores a comprender mejor la magnitud del impacto producido cuando DART se estrelle contra su objetivo, Didymos B, en septiembre de 2022”, dijo la NASA.

Concepción artística de la nave espacial de la NASA para probar el desvío de asteroides (DART). DART entró en la fase de diseño preliminar de la primera misión de la NASA para demostrar una técnica de desvío de un asteroide para la defensa planetaria. (Imagen: NASA / JHUAPL)

El Dios del Caos llega un viernes 13

Con los datos de la órbita de Apophis que se tenían en 2005, el investigador Steven Chesley publicó un estudio con una advertencia sobre la necesidad de detectar a tiempo si el asteroide pudiera ser un verdadero riesgo de un impacto, al referirse.

En su publicación del 13 de mayo de 2005, la NASA comentó que el paso de asteroide sería “un viernes 13. “Es un día desafortunado, el tipo de día en que tropiezas con los cordones de tus zapatos o pierdes tu billetera o recibes malas noticias”.

“Pero tal vez no sea tan malo”, añadió

Imagen que muestra la distancia entre el asteroide Apophis y la Tierra en el momento en que el asteroide se aproxime más. Los puntos azules son los muchos satélites artificiales que orbitan nuestro planeta, y el rosa representa la Estación Espacial Internacional. (NASA).

“Considere esto: del 13 de abril al viernes 13 de junio de 2029, millones de personas saldrán, mirarán hacia arriba y se maravillarán de su buena suerte. Un punto de luz se deslizará por el cielo, más rápido que muchos satélites, más brillante que la mayoría de las estrellas”.

“¿Qué es tan afortunado de eso? Es el asteroide 2004 MN4 … no golpeará la Tierra”, aseguró.

Si golpeara la Tierra, la NASA agregó que el asteroide, que tiene unos 320 metros de ancho, “eso es lo suficientemente grande como para atravesar la atmósfera de la Tierra”, devastando una región del tamaño de, digamos, Texas, o causando tsunamis generalizados si golpea el océano (…). Demasiado”.

Imagen de archivo. Personas observando las estrellas en el cielo nocturno cerca de Yangon, 12 de agosto de 2013. (Crédito de Ye Aung Thu/AFP/Getty Images)

Apophis brillará como una estrella

La NASA calculó que el 13 de abril de 2029, el asteroide 2004 MN4 volará más allá de la Tierra a solo 18.600 millas (30.000 km) sobre el suelo. A modo de comparación, algunos satélites orbitan a 22.300 millas (36.000 km).

“En el momento más cercano, el asteroide brillará como una estrella de tercera magnitud, visible a simple vista desde África, Europa y Asia, incluso a través de las luces de la ciudad”, dice el investigador Jon Giorgini, que en ese momento trabajaba para la NASA, en JPL.

“En la actualidad, se piensa que los acercamientos por objetos tan grandes como el MN4 de 2004 ocurren a intervalos de 1000 años, en promedio”, añadió.

Giordini dijo que hay que esperar los datos que se medirán en 2021 para tener mayor claridad de su acercamiento.

Mayor peligro el 2036 o 2068

Un estudio difundido por la NASA en 2013 determinó que el mayor peligro del asteroide no era su acercamiento en 2029 sino en 2036, pero debía afinarse su trayectoria.  Probablemente esto se hará en 2021, tal como anunciara en 2005.

El análisis durante el paso de Apophis en 2013, anticipó un acercamiento “que no es peligroso en 2029”, sin embargo, pasará “lo suficientemente cerca” con “el peligro de un acercamiento posterior en 2036”.

De todas maneras existe aún incertidumbre de la trayectoria “causadas por características físicas difíciles de observar que interactúan con la radiación solar, así como con otros factores”.

“Tras su descubrimiento en 2004, se estimó brevemente que Apophis tenía un 2.7% de probabilidad de impactar la Tierra en 2029. Mediciones adicionales más tarde mostraron que no había riesgo de impacto en ese momento (…)Sin embargo, habrá un acercamiento históricamente cercano a la Tierra, estimado en un evento de 1 en 800 años (en promedio, para un objeto de ese tamaño)”, añadió el informe.

El asteroide 2004 MN4 había sido descubierto en junio de 2004, perdido y luego descubierto nuevamente seis meses después. Con datos de seguimiento tan escasos que era difícil decir, precisamente, hacia dónde iría el asteroide.

Una colisión con la Tierra se había planteado como teóricamente posible. “No estábamos demasiado preocupados,pero las probabilidades eran inquietantes. Esto es típico, por cierto, de los asteroides recién descubiertos”, escribieron los astrónomos.

Investigadores del Departamento de Mecánica Celeste de la Universidad Estatal de San Petersburgo advirtieron que la roca espacial no se estrellará en 2029, lo cual también fue descartado por la NASA, pero sostienen que dependiendo del sector del cielo donde se movilice, podría llegar a hacerlo en alguno de los siguientes encuentros. El más preocupante es el que tendrá con nuestro planeta en 2068, de acuerdo aun reporte previo.

Los investigadores de San Petersburgo afirman que el impacto sucedería en futuros acercamientos solo si el asteroide durante el sobrevuelo de 2029 coincidiera a través de un área del cielo de dos metros de ancho. Las probabilidades de que esto ocurra es de aproximadamente uno en 2.3 millones.

Explotar el asteroide cuando se aleja

Para un posible evento futuro, investigadores de la Universidad Estatal de Tomsk dicen que ya han diseñado junto con colegas de la Universidad Estatal de San Petersburgo, Keldysh y SRI “Sirius” medidas preventivas para proteger a la Tierra de cuerpos celestes potencialmente peligrosos.

Con la ayuda de una supercomputadora, los científicos modelaron “una explosión nuclear de un asteroide de 200 metros de diámetro con la condición de que sus fragmentos irradiados no golpeen la Tierra”, destacó su informe.

Según Tatiana Galushina, del departamento de mecánica celeste y astrometría, anteriormente, como medida preventiva, se propuso eliminar un asteroide en su acercamiento a nuestro planeta, pero esto podría tener consecuencias catastróficas, la caída de muchos fragmentos altamente radiactivos en la Tierra. Los científicos han propuesto luego una solución diferente al problema. “Se sabe que la mayoría de los objetos peligrosos pasan cerca de la Tierra varias veces antes de chocar con ella. Por lo tanto, es posible hacer explotar un asteroide en el momento en que se aleja del planeta. Esta medida será mucho más eficiente y segura”.

***

Descubra a continuación

El increíble viaje de un hombre para convertirse en un maestro de Kung Fu

TE RECOMENDAMOS