Novia visita tumba de su prometido el día que iban a casarse y hace una ‘boda’ inolvidable

Por La Gran Época
09 de Octubre de 2018 Actualizado: 09 de Octubre de 2018

Una novia en duelo cuyo futuro esposo murió antes de la boda, realizó una sesión de fotos muy emotiva el día que habría sido el casamiento.

Jessica Padgett, decidió valientemente ese especial día en que se iban a casar, visitar su tumba vestida de novia.

Su prometido, Kendall James Murphy, era un bombero voluntario de Montgomery, Indiana, que murió trágicamente en un accidente automovilístico en noviembre de 2017, a los 27 años.

Padgett posó para varias fotos junto a la tumba de Murphy, y también junto a su equipo de bomberos, en una de ellas sosteniendo las viejas botas de Murphy junto a su imagen superpuesta, y sonriéndole.

Loving Life Photography se encargó de realizar una esmerada y emotiva producción de fotos para documentar la agridulce ocasión.

Las fotos fueron publicadas en la página de Facebook de Loving Life Photography.

Varias fotos muestran a Padgett abrazando a amigos y familiares que la ayudan a ponerse el vestido de novia.

La dama de honor de Padgett y el padrino de Murphy también pronunciaron discursos, antes de que los invitados encendieran linternas de papel para lanzarlas hacia el cielo.

Murphy murió después de ser golpeado por el auto de su colega Colby Blake, quien supuestamente tenía un nivel de alcohol en la sangre superior al doble del límite legal.

Habían estado respondiendo a una llamada sobre un conductor atascado dentro de su vehículo, pero Murphy ya había llegado a la escena en su propio cauto. Había salido del vehículo para recuperar su ropa protectora, y en ese momento Blake lo chocó por detrás.

Según la Asociación Nacional de Bomberos Caídos (National Fallen Firefighters Association), Murphy era un “hombre desinteresado de Dios que amaba pasar tiempo con su familia y amigos”, publicó Lad Bible.

La asociación también dijo: “Tenía un verdadero corazón para servir y una personalidad cautivadora que iluminaría cualquier habitación. Su ingenio hacía reír a cualquiera y lo hacía hacer amigos en un abrir y cerrar de ojos”.

“Es difícil cuando extrañas a alguien. Pero, ya sabes, si lo extraña, estás bendecido. Significa que tuviste a alguien especial en tu vida, alguien que vale la pena recordar”, escribió la fotógrafa Loving Life Photography, en Facebook.

TE RECOMENDAMOS