Se burlaban de sus orejas de “elfo” y con solo 6 años tuvo que operarse para volver a sonreír

Por La Gran Época
17 de Agosto de 2019 Actualizado: 17 de Agosto de 2019

Este niño de primer grado fue intimidado y fue objeto de burlas debido a sus orejas “tipo elfo”. Temía ir a la escuela y fue perdiendo poco a poco su autoestima. Preocupado por el dilema de su hijo, sus padres tomaron una difícil decisión.

Gage Berger, de entonces 6 años, tenía miedo de ir a la escuela porque otros niños le decían que tenía orejas extraña y que se parecía a un duende, dijo el niño en una entrevista con Inside Edition.

“Es solo que no quiero que se burlen de mi”, dijo Gage, que a menudo empujaba hacia atrás sus orejas delante del espejo para ver cómo se vería sin ellas, relataron sus padres, Tim y Kallie Berger de Utah, que se ponen muy tristes cuando lo escuchan decir “no soy lo suficientemente bueno”.

Ellos querían poner fin a la situación de su hijo de forma permanente. Por lo que tomaron la difícil decisión de llevar su niño a un cirujano plástico facial.

El Dr. Steven Mobley, de Salt Lake City, quien realizó la cirugía, dijo a los padres por qué pensaba que la cirugía de orejas a veces puede ser buena para los niños que tienen este tipo de problema: “A menudo ven pegado a ellos un nombre no tan agradable, como ‘orejas de murciélago’ u  ‘orejas de elfo’, y que se queda con ellos a través de la escuela media y secundaria”.

A pesar que la cirugía a veces puede ser una experiencia aterradora para un niño de primer grado, los resultados de la operación de Gage fueron los deseados.

Después de la cirugía de dos horas, Gage tuvo que esperar dos días más antes que pudiera ver su nuevo aspecto.

Gage dejó escapar un: “¡Oh, Dios mío!”, al ver la transformación después de la cirugía. Ahora, este chico es muy feliz, y también lo son sus padres.

“¡Creo que se ve muy bien!”, dijo su padre con mucha emoción.

Las burlas en la infancia temprana pueden afectar la personalidad de los niños y convertirlos en adultos inseguros y de baja autoestima.

Aportemos a un mundo mejor resaltando las cualidades de quienes nos rodean, y no sus “defectos” físicos. Después de todo, mañana puedes ser tu una víctima del bullying.

Mira la historia de Gage en el vídeo a continuación y su drástico cambio de imagen:

Mamá comparte el secreto que liberó a su hijo del autismo

TE RECOMENDAMOS