Papá e hijos gemelos cortan 80 camiones de leña para calentar hogares fríos de familias necesitadas

Por La Gran Época
22 de Abril de 2019 Actualizado: 25 de Abril de 2019

Si pasaste por la tienda Norm’s Market-Keg & Bottleshop en Lake Stevens, Washington, en noviembre de 2018, lo más probable es que te hubieras encontrado con un cartel que decía: “Estamos recibiendo donaciones de leña para hogares fríos”. Esta misión para conseguir leña, iniciada por el propietario del negocio, Shane McDaniel, no solo ha ayudado a calentar muchos hogares en su comunidad, también ha derretido corazones en todo el mundo.

Cuando  Shane McDaniel era niño, cortaba leña con su padre. Ahora es un padre soltero con seis hijos.

En honor a estos preciosos recuerdos de sus días de infancia, cuando también recogía un gran número de árboles caídos en su propiedad en Lake Stevens, Shane comenzó a cortar leña con sus hijos gemelos de 21 años, Henry y Harrison, en marzo de 2018.

“Tuve que cortar mucha madera debido a los daños que causaban las tormentas y por los árboles derribados”, le dijo Shane a PEOPLE.

Shane, Henry y Harrison, junto con algunos amigos, pasaron los siguientes meses cortando y partiendo la madera.

Para octubre de 2018 habían acumulado casi 40 hileras de leña, suficientes para llenar 80 camiones.Hablando con KOMO News sobre su iniciativa, Shane dijo: “He tenido que usar más cuchillas de motosierra que en toda mi vida”.

Los miembros del trío cortaban leña cada vez que tenían “tiempo libre”.

“Podíamos cortar leña toda la semana y nos quedaba el fin de semana libre, o cortábamos leña todo el fin de semana y teníamos la semana libre. Pero ha sido casi sin parar”, dijo Harrison.

“Podrían ser 15 minutos, 20 minutos, antes de la cena, después de cenar… “, agregó Henry.

Los enormes montones de madera en el camino de entrada de los McDaniels llamaron la atención de muchos transeúntes, que se paraban a preguntar si la leña estaba a la venta.

Pero Shane y sus hijos los rechazaban diciendo que no estaba a la venta, a pesar de que podrían haberla vendido por unos 10.000 dólares.

Porque Shane tenía una mejor idea: quería entregar la leña “bien preparada y lista para calentar hogares”, a las familias necesitadas durante el frío invierno, ¡y sin costo alguno!

Para comenzar la misión de la leña, Shane entró a Facebook para publicar un poderoso mensaje.

“Tuvimos nuestra primera gran helada ahora y por eso es tan importante. Si conoces a alguien que QUEMA MADERA, y esta en una casa fría en esta temporada de vacaciones, tal vez algún anciano o alguien con niños pequeños en casa… entonces por favor ayúdanos a ayudarlos”, escribió Shane.

“El equipo Norms está listo para ayudar a cargar y entregar. Por favor, recuerda que no está a la venta a ningún precio. Recibimos muchas ofertas. Demasiada sangre y sudor para hacer eso”, añadió.

“Así que por favor… ayúdanos a mí y a mis hijos a encontrar los hogares adecuados que necesiten calefacción y asegúrate de que NADIE PASE FRÍO EN NUESTRO BARRIO en esta temporada de fiestas”.

La solicitud de Shane se hizo viral, alcanzando más de 14.000 reacciones y fue compartida unas 9.200 veces. Muchos también elogiaron a los McDaniels por su bondadosa iniciativa.

“Vivo en Deer Park, en el área de WA y nunca he oído hablar de una oferta tan asombrosa. Que haya gente ayudando a otra gente derrite mi corazón”, escribió un usuario.

Otro comentó: “Buena gente ayudando a sus vecinos. Benditos sean todos”.

Sorprendentemente, algunos internautas también se ofrecieron a donar algo de madera.

“Tengo varios troncos de 6 metros, localizados en el área de Getchell, al norte de ustedes. ¿Pueden venir a recogerlos?”, escribió alguien.

Desde entonces, el padre y sus hijos han estado entregando madera a innumerables familias necesitadas.

Una de las beneficiadas, Abby Valentine, quien vive en Seattle, agradeció a los McDaniels por su amable acto.

“Mi casa es muy vieja y muy fría”, le dijo Valentine al Washington Post. “Con la ayuda de la leña de mi chimenea podemos reducir el uso de la calefacción. Trato de ahorrar todo lo que puedo, pero como mi casa está demasiado fría, tengo que usarla porque no quiero que mis hijos se enfermen”.

A medida que se corrió la voz, Shane, Henry y Harrison fueron reconocidos por su amable actuación. La historia del trío apareció en numerosas publicaciones, como The Washington Post, People Magazine y en un periódico de la India.

“Es asombroso verlo porque mucha gente no cree que lo bueno existe, y estamos demostrando que aún existe”, le dijo Henry a King5 News.

La misión de la leña mantuvo calientes los hogares en Washington; también ayudó a inculcar el espíritu de dar en Henry y Harrison.

“Es algo maravilloso de ver. Puedes ver este sentimiento de orgullo y de compartir que no creo que tuvieran antes”, dijo Shane.

Para Shane, la mejor parte de ayudar era poder tener “pequeñas conexiones” con las personas.

“Cuando haces cosas buenas para la gente, ellos no lo olvidan”, dijo. “Me encanta ayudar a la gente”.

Shane espera continuar con su misión de leña el año siguiente, con el apoyo de sus hijos y de otros voluntarios.

Felicitaciones a los McDaniels por el buen trabajo que han hecho para su comunidad. El mundo necesita más gente así para difundir la bondad.

¿Te gustó este artículo?

Entonces te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS