Patrulla Fronteriza cierra todos los puntos de control en Nuevo México

Por Tom Ozimek - La Gran Época
28 de Marzo de 2019 Actualizado: 28 de Marzo de 2019

Las autoridades federales han cerrado todos los puestos de control de la Patrulla Fronteriza en Nuevo México, reasignando a los agentes para que se ocupen de la afluencia de migrantes desde el sur de la frontera.

Los puestos de control –todos a menos de 100 millas (160 km) de la frontera– están destinados a ser la última línea de defensa contra las personas que buscan entrar ilegalmente a los Estados Unidos.

“Nos dijeron que vayamos y cerremos todos los puestos de control”, dijo un funcionario a Texas Monthly de forma anónima. “Está fuera de control, es malo.”

Un total de seis puestos de control han sido cerrados, incluyendo los cinco de Nuevo México y uno en el oeste de Texas, según el Albuquerque Journal.

Un vehículo entra en un puesto de control de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos en West Enfield, Maine, el 1 de agosto de 2018. (Scott Eisen/Getty Images)

Crisis de seguridad fronteriza “sin precedentes”

La medida se produce después de que los funcionarios del Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) de Estados Unidos anunciaran en una conferencia de prensa el miércoles las medidas extraordinarias que se están tomando en respuesta a “una crisis humanitaria y crisis de seguridad fronteriza sin precedentes”.

Entre las nuevas medidas inusuales se incluye la reasignación de hasta 750 agentes de CBP desde los puertos de entrada a lo largo de la frontera suroeste, quienes “pronto apoyarán a la Patrulla Fronteriza con el cuidado y la custodia de los migrantes”.

“La Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos (USBP) sigue capturando a familias ilegales de extranjeros y a niños no acompañados en un número cada vez mayor. Para procesar y asegurar el cuidado apropiado de los detenidos, los recursos, incluyendo el personal, han sido reasignados de otras prioridades de seguridad fronteriza”, declaró el lunes un portavoz del CBP, según el Texas Tribune.

“Este cambio de recursos y personal tendrá un impacto perjudicial en todos los puertos de entrada de la frontera suroeste”, dijo CBP en un comunicado. “CBP tendrá que cerrar carriles, lo que resultará en un aumento de los tiempos de espera para los envíos comerciales y los viajeros.”

El Texas Tribune citó a funcionarios de inmigración diciendo que los recursos de los puestos de control están “previstos a ser una medida temporal”.

Kevin McAleenan, Comisionado de Aduanas y Protección Fronteriza, habla con los medios de comunicación en El Paso, Texas, el 27 de marzo de 2019. ( (Foto de Mani Albrecht U.S. Customs and Border Protection Office of Public Affairs)

“Abrumando a todo el sistema”

Anteriormente, el Comisionado de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos, Kevin K. McAleenan, dijo en una conferencia de prensa en El Paso que un aumento dramático en los cruces ilegales a lo largo de la frontera suroeste era una gran carga para los recursos de las fuerzas de seguridad.

“El disparo en los números está abrumando a todo el sistema”, dijo McAleenan el 27 de marzo, según El Paso Times.

“CBP se enfrenta a una crisis humanitaria y de seguridad fronteriza sin precedentes a lo largo de nuestra frontera suroeste”, dijo McAleenan en un comunicado. “Y en ningún otro lugar se ha manifestado esa crisis de manera más aguda que aquí, en el sector de El Paso. Aquí en El Paso, tenemos casi 3500 migrantes en custodia esta mañana, en instalaciones diseñadas para muchos menos. Tuvimos más de mil detenciones el lunes. La gran mayoría son familias de América Central”.

Los arrestos a lo largo de la frontera mexicana se elevaron a 66.450 en febrero, 149 por ciento más que el año anterior.

El número de detenciones de extranjeros ilegales en el sector de El Paso de la Patrulla Fronteriza creció alrededor de un 800 por ciento durante el año pasado.

“En todo el país, el CBP tuvo más de 12.000 migrantes detenidos esta semana”, dijo el CBP en un comunicado. “La agencia considera que 4000 son un número elevado de migrantes detenidos y 6000 es una situación de crisis. “Más de 12.000 migrantes detenidos no tiene precedentes”.

Los funcionarios de inmigración esperan que en el mes de marzo, los agentes del CBP realicen más de 100.000 detenciones de extranjeros ilegales.

Si son exactas, esas cifras representarán el total mensual más alto en una década.

“Cuando se cierran los puestos de control y hay enormes distracciones de la misión central de la seguridad fronteriza, eso coloca a nuestro país en una posición muy vulnerable”, dijo Manuel Padilla, comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta del Oeste del Departamento de Seguridad Nacional y exjefe de la Patrulla Fronteriza en el Valle del Río Grande, de acuerdo con Associated Press.

Anulación fallida

Mientras tanto, la Cámara de Representantes de mayoría demócrata no logró anular el primer veto del presidente Donald Trump, por lo que miles de millones de dólares adicionales serán asignados a la construcción de barreras en la frontera México-Estados Unidos.

El Congreso ha aprobado menos de 1400 millones de dólares para un muro fronterizo. Trump declaró una emergencia nacional en la frontera suroeste, lo que le permitió desplazar otros 3600 millones de dólares de proyectos de construcción militar para construir el muro.

El mes pasado Trump vetó una resolución de la Cámara que desaprobaba su declaración de emergencia nacional.

“Mantener nuestra nación segura debe ser la máxima prioridad del presidente. Con el presidente Trump, no hay duda de que ha cumplido y seguirá cumpliendo con esta prioridad”, dijo el representante Sam Graves (R-Mo.) durante el debate del martes, según Politico. “Él ha planteado muy claramente el caso para una declaración de emergencia nacional. Hay una crisis en la frontera”.

Los legisladores votaron 248-181 para revocar el veto de Trump, pero faltaron 38 votos para alcanzar el margen requerido de dos tercios para que el veto fuera revocado.

El esfuerzo inútil del Congreso le dio más impulso a Trump para construir un muro a lo largo de la frontera con México, un sello de su campaña presidencial de 2016 y una prioridad de su presidencia.

***

Video relacionado

Por qué los progresistas quieren más inmigración ilegal

TE RECOMENDAMOS