Perro fiel sufre lesiones graves al tratar de proteger la casa de su dueño de un robo

Por DAKSHA DEVNANI
01 de Agosto de 2020
Actualizado: 01 de Agosto de 2020

Advertencia: Este artículo incluye el contenido que algunos lectores podrían encontrar perturbador

El perro mascota de la familia mostró una lealtad y valentía notables al proteger la casa de un intruso mientras sufría horribles heridas.

El 19 de junio, “Baz”, un bull terrier de Staffordshire de color marrón oscuro, se quedó solo en la casa de la familia en Wynnum, Brisbane, cuando alguien intentó entrar a la casa a través de la ventana, según un posteo de Facebook de la propietaria, Sarah Greenway.

El incidente, que tuvo lugar entre las 7:30 y las 11:30 de la mañana, dejó al pobre perro con heridas graves en el hocico después de tomar acción para luchar contra el intruso y detener un posible robo. La policía sospecha que el intruso pudo haber golpeado a Baz en la cara con una palanca que pudo haber utilizado para entrar por la ventana de la propiedad.

Sin embargo, la fuerza de los golpes dejó a Baz con la encía desprendida de la mandíbula y los dientes dañados y rotos, según una página de GoFundMe que fue creada por un amigo de la familia para ayudarles a cubrir los gastos de la cirugía.

(Cortesía de Sarah Greenway)

Cuando Greenway regresó a casa ese día después del incidente, se sorprendió al encontrar sangre por todas partes y su leal perro no estaba a la vista. Sin embargo, era consciente de que Baz había hecho todo lo posible para proteger la casa.

“No es un perro agresivo. Normalmente es muy tranquilo. (Pero) puede sentir a la gente mala”, le dijo a 7NEWS.com.au. “No robaron nada. Él los detuvo en la ventana”.

Aludiendo a la leal mascota, Greenway mencionó que “es muy bueno con nuestra familia. Tenemos dos niños pequeños y es muy protector”.

Baz, que se había alejado de la casa y se había desorientado, fue hallado por un vecino, quien inicialmente pensó que el perro había sido atropellado por un auto al ver sus heridas. Lo llevaron inmediatamente a un veterinario para darle tratamiento. La policía visitó la casa de Greenway esa noche para tomar muestras de sangre y pidió a los residentes del área de la calle Sheppard alguna información o imágenes de las cámaras de seguridad para que las presentaran.

En cuanto a Baz, ese mismo día recibió varios puntos de sutura por sus heridas; sin embargo, tuvo que someterse a tres rondas de cirugías para reparar el daño que se le había causado en la boca.

(Cortesía de Sarah Greenway)

Después de la primera cirugía, que le costó a la joven familia la impresionante suma de 2648 dólares, Greenway dijo, según una actualización de la página GoFundMe, que le rompió el corazón ver a su perro pasar por un sufrimiento tan inmenso mientras luchaba por comer.

“No puedo creer que alguien le haya hecho esto y tenga que vivir con eso para siempre. Solo espero que la policía los atrape”, escribió Greenway. “No debería haber tenido que pasar por esto para empezar”.

Greenway añadió además que Baz estaba tan traumatizado por todo el incidente que se veía triste y parecía nervioso cada vez que oía un ruido.

Desde el horrible incidente, que dejó a Baz con la encía superior desprendida de su mandíbula, ahora está mucho mejor. “Ahora lo está haciendo bien. Tuvo 3 cirugías en total para reparar su mandíbula y sus dientes. El costo total fue de aproximadamente 6000 dólares”, dijo Greenway a The Epoch Times a través de un mensaje de Facebook. Además, ya le quitaron el cono, pero sigue con una dieta restringida y solo puede comer alimentos blandos.

Aunque todavía está un poco ansioso por el incidente, ella dijo, “él está bien y se está recuperando para volver a su vida normal”.

¡Nos encantaría escuchar sus historias! Puede compartirlas con nosotros en emg.inspired@epochtimes.nyc


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubre

Una carta de SOS revela el lado oscuro de los ‘Made in China’

TE RECOMENDAMOS