Perrito milagro que nació con el cerebro hundido y la cara chueca es el can “más feliz del mundo”

Por Isabel Valencia - La Gran Época
21 de Septiembre de 2019 Actualizado: 21 de Septiembre de 2019

Una joven mujer de Estados Unidos se enorgullece de tener a su lado a un “perro milagro”, a quien apodó como “el perro más feliz del mundo” por haber superado las expectativas a pesar de todas las enfermedades y malformaciones posibles y siempre con una gran sonrisa en su hocico.

En 2016, Jennifer, de 26 años, encontró en una tienda de mascotas de Ohio un perro de aspecto particular. Temiendo que fuera abandonado o sacrificado, decidió quedarse con él sin saber que el cachorro iba a presentar varios problemas de salud que comenzarían tan solo a sus 6 meses de edad, según Metro UK.

El perro, de raza ganadero australiano, fue llamado Moose por su dueña, quien afirma sentirse agradecida de haberse quedado con él antes “que alguien lo abandone o menosprecie”.

Jennifer afirma que las complicaciones que tiene podrían haberse causado durante la gestación. “Sabemos que la nariz de Moose fue empujada hacia su cráneo, lo que causó la mordida torcida, la nariz torcida, el cráneo deformado, el cerebro deformado y problemas oculares, probablemente cuando todavía estaba en el útero”.

Pero no solo tiene malformaciones, sino que tiene otros problemas de salud como alergias estacionales y ojo de cereza, una condición que hace que sus conductos lagrimales sobresalgan de sus párpados.

“Poco después de recibir a Moose, una resonancia magnética mostró que no tenía frente, ni senos nasales, le faltaban partes del cerebro, particularmente la parte que lo ayuda a oler, y un quiste en el cerebro donde está la deformidad”, cuenta la propietaria.

Por medio de medicamentos, trata de mantener las convulsiones al mínimo. Sin embargo, cuando estuvo en su peor momento, incluso padeció 3 convulsiones en 30 horas. “Ha estado tomando una dosis baja de fenobarbital que ha mantenido alejadas las convulsiones desde que comenzó a tomar el medicamento, pero siguió teniendo convulsiones focales (convulsiones parciales) cada cierto tiempo y pueden durar horas”, lamenta Jennifer.

“La parte frontal de su cerebro está aplastada también. Pero solo el área frontal de su cerebro se ve afectada y sus ataques probablemente empeorarán, pero su neurólogo no cree que acorte su vida”, explica la joven.

Pero según Jennifer, esto no ha sido ningún impedimento para tratar de llevar una vida tranquila y feliz. Ella disfruta compartiendo en su cuenta de Instagram fotos de la mascota que se ha hecho muy famosa y tiene muchos seguidores en las redes sociales gracias a su aspecto tan particular. ¡Ya cuenta con casi 100 mil seguidores!

En algunas graciosas fotografías, Moose se lleva los comentarios de miles de los usuarios que adoran verlo con anteojos o corbata. Sus seguidores también lo apoyan para recaudar fondos a través de una campaña para pagar sus gastos médicos.

“Él es asombroso y una bendición para mi vida”, asegura Jennifer. “Es el perro más feliz que he conocido y estoy agradecida que sea mi perro”.

Míra en video al “perro más feliz del mundo”:

¡Estos perritos son talento puro!

TE RECOMENDAMOS