Personal de Google dice que la compañía puede censurar a partidos de “derecha”

Por Mimi Nguyen Ly
21 de Octubre de 2020
Actualizado: 21 de Octubre de 2020

Project Veritas, un periodismo encubierto sin fines de lucro, grabó a un empleado de Google hablando sobre la capacidad de la compañía para impulsar o censurar puntos de vista políticos.

Adriano Amaduzzi, un gerente de cuentas técnicas de Google Marketing, dijo mientras era grabado, que Google puede “ofrecer créditos gratuitos, créditos publicitarios gratuitos a partidos demócratas para hacer publicidad” y “puede censurar noticias” de su motor de búsqueda para suprimir las opiniones que no quiere. “Yo no sé cuánto hace de eso”, añadió, presumiblemente refiriéndose a Google.

Respondiendo a una pregunta a continuación, Amaduzzi reconoció que el equipo de Confianza y Seguridad de Google puede tomar decisiones sobre el asunto.

Él no sabía en ese momento que estaba hablando con Project Veritas, organización que publicó la tarde del martes las grabaciones de la cámara oculta de sus comentarios.

En otro segmento, se escucha a Amaduzzi diciendo que casi “el 80 por ciento de los vídeos subidos que fueron bloqueados en su totalidad contienen discursos de odio”.

Luego dijo que los discursos de odio son revisados por personas que trabajan en el equipo de Confianza y Seguridad de Google, que tiene el potencial de involucrarse en las elecciones de 2020 “deteniendo a los partidos de derecha de la publicidad” y “reduciendo la exposición de sus anuncios”. Él no discutió un comentario fuera de cámara de que “la mayoría en [el equipo de] Confianza y Seguridad son de extrema izquierda”.

El fundador y director general de Project Veritas, James O’Keefe, dijo en una declaración que los comentarios de Amaduzzi son consistentes con otras investigaciones de la organización sobre cómo los gigantes de las redes sociales manipulan el discurso y el contenido.

“Recientemente hemos visto por parte de los gigantes de la tecnología censura de historias y del libre pensamiento. Muchos creen que este tipo de supresión editorial afectará a las próximas elecciones”, dijo O’Keefe. “Pero parece que el mayor gigante de la tecnología de todos ellos —Google— puede tener otras formas de impactar en la elección, esta vez desde su división de ventas de publicidad en el extranjero”.

James O’Keefe, fundador y presidente de la organización sin fines de lucro Proyecto Veritas, en Nueva York el 31 de octubre de 2017. (Benjamin Chasteen/The Epoch Times)

Project Veritas también grabó a Amaduzzi diciendo que él había ignorado una petición de alguien de publicidad del Partido Conservador del Reino Unido para promover el Brexit.

“Curiosamente sobre Brexit, yo tuve un tipo que me contactó —no sé por qué— conectándome, diciendo, ‘Hola soy el jefe de la infraestructura digital del Partido Conservador del Reino Unido. Nos gustaría hacer publicidad con Google. ¿Podría ayudarme con eso?'”, dijo.

“Yo estaba como, no respondí. Le está diciendo a un italiano que vive en Londres que quiere hacer publicidad del Brexit”, añadió. “Es como, seriamente (…) promover el bloqueo de la libre circulación de los europeos. Y le pide a un europeo que lo ayude a hacerlo (…) yo no lo ayudé”.

El último informe siguió a un documento anterior que el grupo de investigación publicó el lunes, en la que el director del programa técnico de Google Cloud, Ritesh Lakhkar, fue grabado alegando que la búsqueda en Google estaba “sesgada por los dueños y los conductores del algoritmo”, y que la compañía está supuestamente “jugando a ser un Dios selectivo” con la información que reciben los estadounidenses.

Google no respondió de inmediato a la solicitud de comentarios de The Epoch Times.

La noticia surge en medio de una demanda antimonopolio (pdf) presentada el martes por el Departamento de Justicia de Estados Unidos y 11 estados contra Google. La demanda acusa a Google de prácticas anticompetitivas y excluyentes que lo convierten en un monopolio ilegal tanto en la búsqueda como en la publicidad.

Google reaccionó a la demanda, llamándola “profundamente defectuosa”.

“La gente utiliza Google porque lo desea, no porque se vea obligada a hacerlo o porque no pueda encontrar alternativas”, dijo Kent Walker, vicepresidente senior de asuntos globales de la compañía, en un comunicado. “Nuestros ingenieros trabajan para ofrecer el mejor motor de búsqueda posible, mejorándolo y perfeccionándolo constantemente. Creemos que es por eso que una amplia muestra de estadounidenses valora y a menudo ama nuestros productos gratuitos”.

“Esta demanda no haría nada para ayudar a los consumidores. Al contrario, apoyaría artificialmente alternativas de búsqueda de menor calidad, elevaría los precios de los teléfonos y dificultaría a las personas la obtención de los servicios de búsqueda que desean utilizar”, añadió.

El senador Josh Hawley (R-Mo.), un crítico de alto perfil de Silicon Valley, describió la acción legal como “el caso antimonopolio más importante de la generación”.

“Google y sus compañeros monopolistas de la gran tecnología ejercen un poder sin precedentes sobre las vidas de los estadounidenses comunes, controlando todo, desde las noticias que leemos hasta la seguridad de nuestra información más personal”, dijo Hawley en una declaración.

Con información de Matthew Vadum.

Siga a Mimi en Twitter: @MimiNguyenLy


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


¿Sabía?

Google estaría intentando evitar la reelección de Trump

TE RECOMENDAMOS