El policía asesinado en la masacre de Las Vegas había dejado una conmovedora instrucción para su funeral

22 de Octubre de 2017 Actualizado: 22 de Octubre de 2017

Un ex soldado y policía de Las Vegas que estaba fuera de servicio y murió en la masacre de Las Vegas dejó una nota fúnebre con instrucciones.

Charleston Hartfield fue una de las 58 personas asesinadas en el festival de música country cuando Stephen Paddock abrió fuego desde las ventanas del hotel Mandalay Bay.

Hartfield murió tratando de alejar a otros de los disparos durante el peor tiroteo masivo de la historia de Estados Unidos.

El joven de 34 años fue enterrado el 20 de octubre, después de un funeral que congregó a 2.000 personas, entre familiares, amigos, policías y oficiales militares. También hubo una caravana en Las Vegas Strip, reportó Fox News.

Hartfield, padre de dos hijos, un año atrás había empezado a hacer un archivo en la computadora con instrucciones para su funeral. El documento fue descubierto por su esposa después de la masacre. Quería ser recordado con humildad.

“Me gustaría que todos se divirtieran. Y recuérdame por quién era. Sólo la verdad. Nada de eso sobre lo genial que era. Sólo historias reales”, escribió.

Pero la gente que admiraba a Hartfield no veía necesario mantener esa petición en particular. El brigadier general Zachary Doser de la Guardia Nacional de Nevada declaró en el funeral que Hartfield era “todo lo bueno de ser estadounidense”.

“Esa noche, en una lluvia de disparos, las últimas acciones de Charlie hablaron por él”, señaló el Sheriff del Condado Clark Joe Lombardo, refiriéndose a Hartfield. “Tomó acciones para salvar vidas”.

Las peticiones de Hartfield muestran la impronta que le dejó por servir en el ejército.

“La única forma en que me gustaría que me pusieran en el suelo es si está en un área de veteranos. De esa manera, yo y los veteranos crujientes podemos mantener formaciones y continuar protegiendo y sirviendo a nuestro gran país una vez más”, escribió Hartfield.

Hartfield sirvió en el Ejército durante 17 años, y en una fuerza policial durante 11 años. Lombardo declaró que considera la muerte de Hartfield como un acto de servicio, ya que en ese momento desempeñaba el papel de protector.

La Guardia Nacional de Nevada honró a Hartfield al ascenderlo a sargento primero.

TE RECOMENDAMOS