Policía cambia sus métodos de trabajo a causa del virus del PCCh, enfrentando mayores riesgos

Por Venus Upadhayaya
15 de Mayo de 2020
Actualizado: 15 de Mayo de 2020

Los departamentos de policía en todo el país están lidiando con los cambios que el virus del PCCh ha provocado en la forma en que operan, a pesar de que las agencias de aplicación de la ley han informado una disminución importante en los hechos delincuenciales debido a las órdenes de permanecer en casa.

Los oficiales enfrentan más riesgos para sus vidas al atender llamadas, investigar y patrullar en las calles. También están obligados a cambiar sus formas de vigilar e investigar, ya que el distanciamiento social y las máscaras cambiaron todo sobre sus maneras de operar.

Hay muchos informes esporádicos en todo el país: un policía de Lexington en el condado de Holmes, Mississippi, fue baleado por tres hombres y dos patrullas resultaron dañadas cuando la policía respondió a una violación de distanciamiento social el 7 de mayo.

Otro incidente reciente ocurrió en el municipio de Hilltown en el condado de Bucks, Pensilvania, cuando un violador condenado, que fue liberado de la cárcel debido a la pandemia, desencadenó fuegos artificiales contra los oficiales antes de incendiar su casa el martes.

A medida que el país trata de regresar lentamente a lo que era antes de la pandemia, con calles vacías y negocios predominantemente cerrados, el sheriff del condado de Pinal, Mark Lamb, dijo a The Epoch Times que mientras todo el mundo se ocupa de los problemas de salud pública derivados de la pandemia, sus oficiales se ocupan de los problemas de seguridad pública que implican mayores riesgos.

“¿Qué pasa con las personas que están en casa, que no tienen dinero, que están estresadas, que tienen cuentas acumuladas y, lo que es peor, que están generando violencia doméstica, problemas con sus vecinos, o que tienen tendencias suicidas? Y estamos poniendo en riesgo a mis agentes, un riesgo que se agudiza cuando responden a esas llamadas”, dijo el Sheriff Lamb. “La intensidad de esas llamadas ha sido elevada”.

Los agentes salen de una morgue improvisada, en el Hospital Lenox Hill, antes de escoltar el cuerpo del oficial de policía Charles Roberts, en la ciudad de Nueva York, el 11 de mayo de 2020. Roberts, de 45 años, murió el lunes en la mañana por complicaciones relacionadas al virus del PCCh. (Cindy Ord/Getty Images)

La policía ha cambiado

Se está perdiendo el ritmo de las investigaciones de los casos, se están enfriando las investigaciones. Los detectives están luchando para conectarse con las víctimas a través de gruesas máscaras, y los investigadores acostumbrados a usar ropa de civil están desenterrando sus polvorientos uniformes para patrullar mientras la pandemia del virus del PCCh se desata.

“En lo que respecta a las investigaciones, sus casos se están enfriando”, dijo James Dudley, subjefe retirado del Departamento de Policía de San Francisco, a The Epoch Times, y agregó que muchas investigaciones dependen de la construcción de relaciones y el establecimiento de una buena relación, lo que no está sucediendo como antes.

Dijo que las cosas que solían suceder en persona ahora están sucediendo por teléfono. “Como investigador, siempre me deslizo a la escena, siempre busco más allá de la búsqueda superficial o de lo que el oficial de patrulla desestimó esa noche”, dijo Dudley. “Muchas de esas cosas dejan de ocurrir”.

Dudley también mencionó que la pandemia ha limitado el alcance de la policía con la comunidad. “Cualquier esfuerzo de vigilancia comunitaria, cualquier esfuerzo por acercarse a la comunidad, de ayudar a la comunidad a llegar a niños y ancianos. Ahora cambiamos distancias. No hacemos eso”, dijo.

La Oficina del Sheriff del condado de Snohomish, en el estado de Washington, dijo a The Epoch Times en un correo electrónico que su contacto con la comunidad se ha trasladado principalmente a las redes sociales, donde informa a la comunidad sobre las herramientas de ayuda disponibles en línea durante la pandemia.

Estos recursos incluyen una línea de atención a crisis, un chat de atención a crisis y un número gratuito para encontrar comida, pagar las facturas de vivienda, acceder a cuidado infantil gratuito u otros servicios esenciales.

Cuando se le preguntó cómo ha cambiado la policía en el condado, el portavoz dijo: “Nuestros asistentes implementaron muchos procedimientos de seguridad para seguir las pautas de los CDC, incluido el uso de EPP, el uso de informes en línea cuando sea posible, desinfectar uniformes, portapapeles, bolígrafos, etc.”.

Las autoridades dicen que, aunque el crimen ha disminuido y las formas de vigilancia han cambiado, todavía abundan suficientes delitos para mantener a la policía ocupada, y el trabajo de detective debe seguir siendo en persona y práctico, a pesar de COVID-19. Las pruebas deben ser recogidas, las declaraciones deben tomarse en persona y las notificaciones de defunción deben realizarse en persona.

“Te pones guantes y te pones máscaras y aun así tienes que salir y hacerlo”, dijo el capitán de la policía de Los Ángeles, Jonathan Tippet, jefe de la élite de la división de robos y homicidios.

La policía de todo el país tiene que suspender algunas investigaciones mientras designan a los detectives para que ayuden con las patrullas de distancia social o cubran a sus colegas enfermos con COVID-19.

“Sin embargo, muchas de esas cosas [trabajos de investigación] han dejado de ocurrir porque los oficiales que estaban en las investigaciones ahora están trabajando en casos de alta prioridad”, dijo.

Es preocupante para el exsargento del Departamento de Policía de Nueva York, Joe Giacalone, quien está inquieto por los delincuentes en todo el país que pasarán desapercibidos mientras tanto.

“Eso se convierte en un problema mayor en el futuro”, dijo Giacalone, un exdetective de casos sin resolver que ahora es profesor en el John Jay College of Criminal Justice. “Los investigadores evitan una mayor victimización al sacar a estos tipos de las calles”.

A pesar de que hay menos detectives en las oficinas, la policía está encontrando soluciones y los casos de alto perfil aún están recibiendo la atención necesaria. El fiscal de distrito de Los Ángeles presentó en abril un cargo adicional de agresión sexual contra el deshonrado magnate del cine Harvey Weinstein. También los investigadores en Nueva York continúan profundizando en el caso de un asesino en serie de Long Island, que está sin resolver, después de que revelaron nuevas pruebas a principios de este año.

Oficiales de la policía de Nueva York visitan el Hospital Lenox Hill para mostrar su gratitud al personal médico como parte de la noche #ClapBecauseWeCare, durante la pandemia de coronavirus, el 7 de mayo de 2020 en la ciudad de Nueva York. (Cindy Ord/Getty Images)

Riesgos de estar en primera línea

Estar en la primera línea durante la pandemia hace que el personal de aplicación de la ley sea extremadamente vulnerable a contraer el virus. El Memorial COVID-19 de la policía enumeró el miércoles a 41 oficiales que perdieron la vida a causa de la pandemia.

“Los oficiales que son llamados para responder en espacios confinados y tratar con personas, tienen que ponerse manos a la obra, pueden tener que separar a las personas. Saben, es posible que tengan que luchar con personas y no sabemos cuáles son sus problemas de salud”, dijo Dudley.

Dijo que la policía tiene que hacer menos trabajo en el campo durante la pandemia porque bajo el encierro muchas de las respuestas policiales en vivo son reemplazadas por entrevistas telefónicas e informes electrónicos.

“Entonces, en teoría, tendrías menos solicitudes de servicio, pero en las que respondes es más probable que tengas contacto con delincuentes o individuos”, dijo.

Oficial Down Memorial Page (ODMP), una organización de beneficencia dedicada a honrar a los agentes de la ley estadounidenses caídos, informó un aumento del 38 por ciento en las muertes por cumplimiento del deber durante abril con respecto al mismo período del año pasado. De los 32 oficiales de policía que perdieron sus vidas en abril, 23 murieron al contraer COVID-19 en servicio.

Una recopilación de documentos, hecha el lunes en todo el país por parte de PoliceOne, enumeró 50 informes de medios de comunicación sobre tales muertes. Informar sobre tales casos es difícil, ya que el ODMP dijo: “a menudo toma mucho más tiempo de lo normal hacer una determinación de muerte en cumplimiento del deber debido a enfermedades como COVID-19”.

Associated Press contribuyó a este informe.

Sigue a Venus en Twitter: @venusupadhayaya


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

La opinión de la comunidad internacional sobre el régimen chino comienza a cambiar

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS