Por qué los chinos compran bebés traficados en vez de buscar en orfanatos

11 de Octubre de 2016 Actualizado: 11 de Octubre de 2016

Para los extranjeros que buscan adoptar niños chinos, los orfanatos estatales son la primera parada, pero los propios chinos raramente buscan allí, prefiriendo usar redes sociales y otros canales informales – pero ilegales – para encontrar niños para adoptar.

“Niña bebé, nace a finales de octubre”, dice un anuncio clasificado en un grupo de discusión de WeChat, una plataforma popular de las redes sociales. “Los padres han decidido renunciar a la niña debido a eventos inesperados en la familia; podemos proporcionar documentos legales”.

Una investigación reciente del periódico estatal Beijing Times encontró este y otros mensajes similares en las redes sociales de China, dejando al descubierto redes de padres e intermediarios que ofrecen a bebés no nacidos y recién nacidos para su adopción.

Pero la frase “documentos legales” es totalmente engañosa, ya que organizar una adopción en línea está, de hecho, en contra de la ley y los futuros padres no registran a sus nuevos niños a las autoridades.

Tres razones destacan en particular, pintando un cuadro sombrío que resalta las consecuencias de tres décadas de una política china del hijo único combinado con un mecanismo de lucro pro-estado.

Los niños abandonados que están sanos, pero son abandonados debido a su género o porque sus padres carecen de las necesidades financieras para criarlos-a menudo no terminan en orfanatos. De acuerdo con un informe del 2013 realizado por People’s Net, la edición digital del diario estatal People’s Daily, algunos hospitales venden ilegalmente niños abandonados como mercancía, y evitan informar estos casos a la policía o llevar a los niños al cuidado estatal.

En general, los padres chinos que buscan adoptar prefieren un bebé hombre sano, sobre todo para que puedan tener a alguien que provea para ellos en su vejez (China ha reducido enormemente sus programas de bienestar social). Es, sin embargo, poco probable encontrarlos en orfanatos, donde los bebés tienden a ser mujeres, consecuencia de la controlada población draconiana de China donde los padres tendían a abortar o abandonar a las niñas a favor de los niños.

También es poco probable que encuentren niños sanos. De acuerdo con un informe de la Televisión Central de China estatal (CCTV) del 2012, en algunos orfanatos el 90% de los niños eran discapacitados, abandonados por sus padres biológicos por falta de medios para tratar su condición.

Pero quizás la mayor motivación es el costo.

Un caso de colusión detrás de funcionarios de planificación familiar, los trabajadores encargados de hacer cumplir la política china de un solo hijo, y el personal del orfanato revelaron un problema institucional- orfanatos en todo el país tratan de maximizar sus ganancias con las “donaciones” dadas por los padres adoptivos.

[insert page=’asi-se-ve-china-sin-la-politica-del-hijo-unico-practicamente-igual’ display=’template-relacionadas.php’]

En 2009, el medio de comunicación chino Southern Metropolis Daily informó que unos funcionarios de planificación familiar en Guizhou, provincia en el sudoeste de China, separaron tres niñas de sus padres porque no tenían el dinero para pagar la penalidad por tener más de un hijo. Los orfanatos, a su vez, encontraron padres adoptivos para las niñas en el extranjero.

Zhang Wen, ex trabajadora social de adopción en Estados Unidos, dijo al Southern Metropolis Daily que era requerido que los padres adoptivos extranjeros den donaciones a los orfanatos cuando adoptaban.

“En el 2000, la donación fue aproximadamente de 3.000 dólares. En 2005, la suma se incrementó a 35.000 yuanes (alrededor de US$ 5.250)”, dijo Zhang. “Este fenómeno ha suscitado que las oficinas locales de asuntos civiles y orfanatos busquen a padres adoptivos en el extranjero”.

De acuerdo con el sitio de noticias NetEase, algunos orfanatos buscaron adopción en el extranjero debido a la falta de financiación de las autoridades chinas.

Los elevados gastos de adopción alejan a muchos padres adoptivos chinos, con algunos orfanatos cobrando cerca de 10.000 yuanes (unos 1.500 dólares) por un niño. Algunos cobran la misma cantidad que se necesita para una adopción en el extranjero.

En 2009, Chen Zaihua, una residente en Nanjing, perdió a su hijo adoptado Yan Yan después de un año, cuando el orfanato le informó que una familia francesa estaba dispuesta a pagar más por el niño.

En Zhihu, el equivalente chino de Quora, un usuario dijo que era más barato comprar un niño ilegalmente que adoptar a una niña en un orfanato.

La política de un solo hijo, la cual fue implementada en 1980 y sustituida por una política de dos hijos el año pasado, exacerbó la tradicional preferencia por los bebés varones para prevalecer el nombre de la familia. Los padres con sólo una oportunidad para un hijo abortaron o abandonaron a millones de bebés mujeres, lo que lleva a una proporción de sexos desequilibrada.

“Somos una pareja de cuarenta años y no tenemos un hijo. Esperamos adoptar a un varón”, se puede observar una solicitud en WeChat.

La brecha de género está causando que millones de hombres chinos tengan dificultad para encontrar esposas, llevando a un aumento de secuestros y trata de niñas y mujeres.

Así termina la oferta de adopción de la niña que va a nacer en octubre: “No responda a este mensaje si usted es un traficante de personas o si no puede proporcionar un niño con bondad”.

TE RECOMENDAMOS