Presidente de Ucrania Zelensky: Biden dio “balas” a Rusia al levantar las sanciones del Nord Stream 2

Por Isabel van Brugen
07 de Junio de 2021
Actualizado: 07 de Junio de 2021

El presidente ucraniano, Volodymyr Zelensky, dijo el 4 de junio que está “decepcionado” por la decisión del presidente de EE.UU., Joe Biden, de levantar las sanciones al gasoducto ruso Nord Stream 2, y afirmó que el líder del mundo democrático ha proporcionado esencialmente a Rusia “balas” al hacerlo.

“Nos sorprendió mucho”, dijo Zelensky a Axios sobre la decisión de la administración Biden el mes pasado de levantar las sanciones a la empresa y al director general que supervisa la construcción del proyecto de gasoducto ruso Nord Stream 2.

El gasoducto, que está completado en un 95 por ciento aproximadamente, duplicaría la capacidad del actual conducto Nord Stream para entregar gas de Rusia a Europa a través de Alemania bajo el Mar Báltico, debilitando la seguridad energética europea. Se espera que esté terminado para este año, y el presidente ruso, Vladimir Putin, anunció el 3 de junio que la primera de las dos líneas ya está terminada y que la empresa energética estatal rusa Gazprom, en su mayoría, está “lista para empezar a llenar con gas el Nord Stream 2”.

“Nord Stream 2 según nuestro entendimiento —según el entendimiento de seguridad no solo de Europa, estoy seguro, que también de Estados Unidos de América como nuestro socio estratégico— entendemos que es un arma, un arma real… en manos de la Federación Rusa”, dijo Zelensky.

“No es muy comprensible, creo, y definitivamente no se esperaba, que las balas de esta arma puedan ser proporcionadas por un país tan grande como Estados Unidos”.

En esta vista aérea, el buque Castoro 10 coloca la tubería recubierta de hormigón para el gasoducto Nord Stream 2 en el lecho marino del Mar Báltico el 16 de agosto de 2018 cerca de Lubmin, Alemania. (Sean Gallup/Getty Images)

A finales de 2019, el Congreso y la administración Trump sancionaron a una serie de entidades vinculadas a la construcción del gasoducto de 10,500 millones de dólares. Las sanciones formaban parte de la Ley de Autorización de la Defensa Nacional, que tenía como objetivo declarado “minimizar la capacidad” de Rusia de utilizar Nord Stream 2 “como herramienta de coerción y de influencia política” y evitar que Rusia trasladara las exportaciones de energía de Ucrania a otros países. Rusia prometió en aquel momento continuar con el proyecto.

En el pasado, Rusia recortó las entregas de combustible a Ucrania y a partes de Europa en invierno durante las disputas por los precios.

Al anunciar el mes pasado la retirada de las sanciones contra Nord Stream 2 AG y su director general, Matthias Warnig —un conocido aliado de Putin—, el secretario de Estado Antony Blinken dijo que la empresa había participado en actividades sancionables, pero que la medida era de interés nacional para Estados Unidos. La declaración señalaba que, aunque Estados Unidos seguirá oponiéndose al proyecto, la exención de sanciones está en consonancia con el compromiso de reconstruir las relaciones con los aliados europeos.

El presidente ucraniano dijo que Biden le había ofrecido “señales directas” de que Estados Unidos estaba dispuesto a bloquear el gasoducto. La Casa Blanca ya dijo en enero que el presidente cree que el gasoducto es un “mal negocio para Europa”.

“Realmente pensé que en lo que respecta a Nord Stream 2, Estados Unidos seguía siendo el último puesto de avanzada”, dijo Zelensky. “Entendemos que solo Estados Unidos es capaz de detener esta construcción”.

Zelensky dijo a Axios que su enfado al conocer la noticia a través de una rueda de prensa de la Casa Blanca se convirtió ahora en decepción.

“Me enteré a través de la prensa. Siento que… bueno, entre socios estratégicos las relaciones deben ser directas”, dijo.

Biden dijo el mes pasado que, aunque se opuso al proyecto desde el principio, el gasoducto está ahora casi terminado, y citó la importancia de las buenas relaciones con Alemania.

Zelensky dijo que comprende la importancia de la relación entre Estados Unidos y Alemania, pero añadió: “¿Cuántas vidas ucranianas cuesta la relación entre Estados Unidos y Alemania?”.

“Creo que incluso si solo quedara un uno por ciento [por completar], todavía sería posible detener una influencia tan grave que Rusia tendrá en el futuro para influir en la seguridad energética y en Europa en general, incluida Ucrania”, añadió Zelensky. “Aunque solo quedara un uno por ciento, hay que hacerlo”.

El presidente ucraniano sugirió que debería entablarse una “conversación seria, una hoja de ruta seria” y establecerla como parte de un esfuerzo conjunto entre Estados Unidos, la Unión Europea y Ucrania.

“Me gustaría alcanzar un nuevo nivel de relaciones con Estados Unidos… transparencia, un entendimiento en relación con el Plan de Acción para la Adhesión, en relación con la seguridad energética de Ucrania… la ayuda para devolver nuestros territorios y defender nuestra soberanía”, dijo.

Zelensky añadió: “Esto es crucial para nosotros, solo porque hay una guerra en marcha, y nuestro tiempo no se mide en minutos sino en vidas humanas—el número de vidas que estamos perdiendo en esta guerra hoy”.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo que Biden y el presidente ruso Vladimir Putin se reunirán en Ginebra, Suiza, el 16 de junio para “discutir toda la gama de cuestiones urgentes, mientras buscamos restaurar la previsibilidad y la estabilidad de la relación entre Estados Unidos y Rusia”.

Zelensky, por su parte, se ha ofrecido a reunirse con Biden “en cualquier momento y en cualquier punto del planeta” para tratar el tema antes de la reunión como “garante de la Constitución de Ucrania”.

“Yo mismo estoy dispuesto a defender a Ucrania en cualquier momento”, dijo.

Con información de Ivan Pentchoukov.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS