3 formas de puño que revelan secretos sorprendentes sobre tu vida y personalidad

Por Robert Jay Watson
12 de Julio de 2019 Actualizado: 12 de Julio de 2019

A veces la mejor manera de descubrir algo acerca de nosotros es mirar lo que hacemos cuando no pensamos en ello. Hoy, veremos una de las primeras acciones que hacemos como humanos, una que es tan básica que puede revelar la personalidad debajo de nuestra fachada exterior.

Así que cierra los ojos, despeja tu mente y haz un puño con tu mano dominante. Ahora abre los ojos y mira tú puño. ¿Que ves? ¡Esto puede decirte algo sobre ti que no sabías!

Hay tres formas principales en que hacemos los puños como adultos. El primer tipo se presentará con el pulgar sobre los dedos, apuntando hacia arriba. El segundo tipo mostrará el pulgar colocado sobre los dedos. Finalmente, el tercero mostrará el pulgar metido debajo de los dedos.

Entonces, ¿cuál tienes y qué dice de ti?

Tipo de Puño Uno: Fuerte

Personalidad
Crédito: La Gran Época

El primer tipo de puño es notable porque el pulgar está fuera de los dedos metidos y apuntando hacia arriba. Mirar estas dos características ayuda a comprender los rasgos de la personalidad del Tipo Uno; esta es una persona que es fuerte y motivada. No se limitan a mantener el pulgar recto; se levantan con orgullo por sí mismos y por los demás.

Esta personalidad no desea el dominio sobre los demás; más bien, busca guiar a otros. Las personas con puños Tipo Uno de forma natural subirán a la cima y serán reconocidas por otros por su fuerza de carácter.

Personalidad
Imagen Ilustrativa. (Crédito: Lucky Business/Shutterstock)

Pueden aprovechar su fuerte voluntad de liderar y proteger a sus equipos, amigos y familia. Si tu pareja romántica tiene este puño, es probable que asuma el papel de líder y defensor en la relación.

El desafío para esta personalidad es llevar a todos con él y asegurarse de mostrarse como líderes con el ejemplo en lugar de ordenar o ser mandones.

Personalidad
Imagen Ilustrativa. (Crédito: Antonio Guillem/Shutterstock)

Puño Tipo Dos: Honesto

Crédito: La Gran Época)

Así que haces un puño metiendo los dedos y colocando el pulgar en línea recta sobre ellos. Al poner el pulgar de manera tan visible, ya le dices a los demás mucho sobre ti. De hecho, la honestidad es tu rasgo principal de carácter y el que en realidad te define como persona.

Te expones de muchas formas, acercándote a otras personas sin ningún tipo de nerviosismo o temor y dejas que la gente más cercana a ti en el trabajo y en la casa sepan con exactitud lo que piensas.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: stockfour/Shutterstock)

Mostrar tu pulgar de esta manera no significa que seas un presumido. Solo demuestra que no tienes nada que esconder a otras personas. Sin embargo, tu honestidad a veces puede provocar controversia, ¡en especial cuando las personas no están listas para escuchar la verdad pura de sí mismos!

¡Lo mejor de ti es que te aceptas a ti mismo! Esto te da la fuerza para sentirte orgulloso de quién eres y estar abierto a los demás.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Jihan Nafiaa Zahri/Shutterstock)

Puño Tipo Tres: Reflexivo

Crédito: La Gran Época

El último tipo de puño es el que hacemos durante nuestros primeros meses en el mundo, lo que los pediatras a menudo llaman TIF (pulgar en puño). Sin embargo, esto no significa que este tipo de personalidad sea de niño o incluso infantil. Al igual que para los tipos 1 y 2 que tienen el pulgar fuera del puño, lo que indica extroversión fundamental y personalidad enfocada hacia el exterior, meter el pulgar dentro del puño dice mucho sobre el tipo 3.

Esta personalidad está en tu raíz, un introvertido. En primer lugar, encuentras un significado dentro de ti mismo y pasas mucho tiempo observándote a ti mismo y al mundo a tu alrededor y en reflexión.

Personalidad
Imagen Ilustrativa. (Crédito: Mila Supinskaya Glashchenko/Shutterstock)

Debido a que la personalidad de Tipo 3 es calmada y meditativa, a veces te encuentras con gente nueva que te ven cómo retraído y tímido. Pero no te temes a ti mismo ni a nadie más; más bien, te lleva tiempo ajustar tu realidad interna al mundo exterior.

Cuando las personalidades del Tipo 3 tienen su turno para hablar, los demás por lo general se impresionan al revelar ideas inusuales que son producto de largas horas de reflexión. Pueden ver cosas que otros pueden perderse, y esto los hace útiles en un equipo.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: Jacob Lund/Shutterstock)

Si bien este tipo de personalidad tiene mucho a su favor, las personas reflexivas a veces pueden caer en la trampa de pensar en lugar de hacer. Es difícil para ellos actuar hasta que sienten que tienen toda la información que necesitan.

Ahora sabes qué tipo eres. Tómate un segundo para probar esto con tu pareja, tus amigos y compañeros de trabajo y verás qué tipos son. Independientemente de tu tipo, recuerda que se necesita todo un pueblo. ¡Cada tipo tiene algo único que aportar!

En la cárcel, sufrió las formas más brutales de tortura a manos del régimen chino. Esta es la historia de un monje tibetano perseguido y su fe inquebrantable

¿Te gustó este artículo? Entonces, te pedimos un pequeño favor. Apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS