“Salgan ahora”: EE.UU. advierte a empresas que sancionará a quienes apoyen nuevos gasoductos de Rusia

Por Ella Kietlinska
16 de Julio de 2020
Actualizado: 16 de Julio de 2020

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, advirtió el miércoles a los inversores de dos proyectos de gasoductos rusos, que podrían ser objeto de sanciones si el Kremlin utiliza las exportaciones de energía como una herramienta de influencia política.

El Departamento de Estado ha actualizado su guía pública sobre la Ley para Contrarrestar a los Adversarios de Estados Unidos a través de Sanciones (CAATSA) para “aclarar” que la administración Trump está dispuesta a sancionar “las inversiones u otras actividades relacionadas a un alcance más amplio de los gasoductos de exportación de energía de Rusia, incluyendo Nord Stream 2 y la segunda línea de TurkStream”.

El secretario de Estado Mike Pompeo dijo en una conferencia de prensa el miércoles: “Es una clara advertencia a las compañías que ayudan e instigan a los proyectos de influencia maligna de Rusia de que no serán tolerados”.

“Salgan ahora o arriésguense a las consecuencias”, advirtió.

La administración Trump consideró los dos proyectos energéticos como “herramientas clave” utilizadas por Rusia para “explotar y ampliar la dependencia europea en los suministros energéticos rusos” y las empresas o personas que los ayudan o instigan, dijo Pompeo.

“Estos no son proyectos comerciales”, añadió. Son “herramientas que socavan a Ucrania cortando el gas que transita por esa crítica democracia, una herramienta que en última instancia socava la seguridad transatlántica”.

El Secretario de Estado de EE.UU. Mike Pompeo habla durante una conferencia de prensa en el Departamento de Estado en Washington, DC el 10 de junio de 2020. (Foto de ANDREW HARNIK/POOL/AFP vía Getty Images)

El gasoducto Nord Stream 2, una vez completado, transportará gas natural a unos 1200 kilómetros bajo el Mar Báltico directamente desde Rusia a Alemania sin transitar por ningún otro país. El gasoducto es propiedad de la empresa estatal rusa Gazprom, y es similar al gasoducto Nord Stream que ya está en funcionamiento y conecta directamente a Alemania con el gas ruso.

Antes de que se construyera el primer Nord Stream, Rusia exportó su gas a países europeos, incluida Alemania, a través de gasoductos que transitan por Ucrania.

“La infraestructura energética de Ucrania sirve como un elemento disuasorio de la agresión rusa, sin embargo, el Kremlin ahora busca socavar a Ucrania haciendo obsoleta esa infraestructura”, dijo el secretario adjunto de Recursos Energéticos Frank Fannon en la conferencia de prensa.

La posibilidad de sancionar a Nord Stream 2 envía “una clara señal sobre la determinación de esta administración de utilizar las herramientas que tenemos… para apoyar los objetivos de seguridad energética”, añadió.

Estados Unidos, que tiene abundantes reservas de gas natural, está tratando de aumentar sus exportaciones de gas natural licuado (GNL) a Europa. También ha apoyado los esfuerzos de Europa para diversificar sus importaciones de GNL de fuentes distintas a Rusia, incluyendo Noruega. Rusia es actualmente el principal proveedor de la región.

Estados Unidos apoya la diversificación de las fuentes de energía “sin importar de dónde proviene esa energía o el tipo de energía”, dijo Fannon. Apoya el proyecto del Corredor Meridional de Gas que tiene como objetivo llevar gas de la región del Caspio a Europa del Sur, Central y Occidental, así como el desarrollo de fuentes de energía en el Mediterráneo Oriental, añadió.

Muchos países de Europa están buscando oportunidades para diversificar sus fuentes de energía. Bielorrusia ha expandido sus fuentes de crudo más allá de Rusia, Lituania ha adquirido un buque importador de GNL, y Polonia ha construido una terminal de GNL que es capaz de traer gas de fuentes distintas a Rusia, dijo Fannon. Ucrania, Grecia, Bulgaria, Serbia, Croacia, Italia y Rumania también diversifican sus fuentes de energía, agregó.

Varios países europeos comparten la preocupación de Estados Unidos por el impacto de Nord Stream 2 en la seguridad energética europea y el potencial de la agresión rusa, dijo el subsecretario adjunto para Rusia Chris Robinson.

En esta vista aérea, el buque Castoro 10 pipelay coloca una tubería recubierta de concreto para el gasoducto Nord Stream 2 en el fondo del mar Báltico el 16 de agosto de 2018 cerca de Lubmin, Alemania. El gasoducto Nord Stream 2 transportará gas natural ruso desde la bahía de Narva en Rusia hasta Greifswald en Alemania, creando una ruta adicional de gas natural directo entre Rusia y Europa occidental. Tanto Polonia como Ucrania han expresado su oposición al proyecto Nord Stream. (Sean Gallup / Getty Images)

Nord Stream 2 suspendió la construcción en diciembre pasado después de que la empresa suizo-holandesa Allseas, que se especializa en la construcción submarina, se retirara tras las sanciones impuestas por la administración Trump al proyecto.

Dos buques cañeros de propiedad rusa pueden terminar las 100 millas (160 kilómetros) restantes del proyecto. Gazprom está financiando la mitad del proyecto por un valor de unos 9500 millones de euros (10,500 millones de dólares).

Otros socios de Nord Stream 2 son la austriaca OMV, las empresas alemanas Uniper y Wintershall, la anglo-holandesa Royal Dutch Shell Plc y la francesa Engie.

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, Maria Zakharova, dijo que las sanciones en los dos gasoductos equivalían a una presión política, informó la agencia de noticias TASS. Rusia también ha dicho que está considerando medidas de represalia.

El gobierno alemán ha dicho que lamenta la amenaza de sanciones y las considera una interferencia en los asuntos internos del país. Sin embargo, la canciller Angela Merkel dejó claro la semana pasada que Alemania no está considerando tomar represalias contra las sanciones.

Con el gasoducto Turk Stream, que consiste en dos líneas de 930 kilómetros de longitud, el gas ruso pasa por el Mar Negro hasta Turquía. La advertencia de las sanciones se aplica solo a la segunda línea del Turk Stream que lleva gas al sur y sudeste de Europa.

La primera línea del Turk Stream, destinada exclusivamente a abastecer el mercado interno de gas natural de Turquía, no está sujeta a sanciones, según la guía pública actualizada.

Vista aérea tomada el 15 de noviembre de 2018 muestra el barco “Audacia” de la compañía de servicios offshore Allseas, desde donde partes del oleoducto Nord Stream 2 se colocan en el Mar Báltico frente a la costa de la isla de Ruegen, al noreste de Alemania. (BERND WUSTNECK/dpa/AFP vía Getty Images)

Legisladores estadounidenses ampliarán las sanciones a Nord Stream 2

El mes pasado, un grupo bipartidista de senadores de EE.UU. encabezado por Jeanne Shaheen (D-N.H.) y Ted Cruz (R-Texas) presentó un proyecto de ley de sanciones bipartidistas para las entidades involucradas en Nord Stream 2.

Las medidas, que solo se convertirán en ley después de ser aprobadas por el Congreso y el presidente Donald Trump, podrían ampliar las sanciones existentes para incluir sanciones a las partes que prestan servicios de suscripción, seguros o reaseguros y actividades de instalación de tuberías.

“Ahora debemos continuar ese esfuerzo y asegurarnos de que Rusia no extienda subrepticiamente su influencia maligna por toda Europa”, dijo el senador Shaheen en una declaración. “Nord Stream 2 amenaza a Ucrania, la independencia energética de Europa y le da a Rusia una apertura para explotar a nuestros aliados”.

“Existe un consenso bipartidista y bicameral de que el gasoducto Nord Stream 2 de Rusia representa una amenaza crítica para la seguridad nacional de Estados Unidos y no debe ser completado”, dijo el senador Cruz en la declaración.

Añadió que mientras Putin sigue tratando de eludir las sanciones que ya están en vigor, el proyecto de ley aclarará que “aquellos involucrados de cualquier manera con la instalación del gasoducto para el proyecto se enfrentarán a sanciones estadounidenses paralizantes e inmediatas”.

Reuters y The Associated Press contribuyeron a este informe.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

China, Rusia, Corea del Norte e Irán forman alianza antiamericana

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS