Salva a un perro herido y lo carga sobre sus hombros. Cuando halla a sus dueño recibe un gran regalo

Por La Gran Época
18 de Febrero de 2019 Actualizado: 24 de Febrero de 2019

El hijo de Tía, de 17 años de edad, se enfrenta a problemas de salud mental y de adicción, lo que lo llevó recientemente a ser internado en un centro de rehabilitación para ayudarlo a recuperarse.

El programa invita a los familiares de los pacientes a participar en ciertas actividades que les ayudarán a “relacionarse” con los que están en el centro de rehabilitación. Ella se inspiró y subió a Table Rock, una colina en Idaho.

“Uno de los objetivos era calcular cuántos kilómetros se pueden caminar y duplicarlos”, dijo a East Idaho News. “Así que decidí que iba a caminar por Table Rock. Caminamos todos los años, pero todos en mi familia estaban lesionados o no podían hacerlo, excepto mi padre de 76 años”.

Acompañada solo por su padre, Tia emprendió la caminata de 11 kilómetros el 5 de julio de 2018.

Una simple pregunta

Con la edad de su padre, habría puntos en los que Tia se le adelantaría en la caminata, mientras que él se quedaría a descansar.

Finalmente llegó sola a la cima de la montaña, al bajar, algunas personas se le acercaron.
“Vi a algunas personas paseando a un perro y me preguntaron si era mío”, dijo.

El perro tenía bastante mal una pata y no podía caminar. La placa del perro decía “Boomer”: era el perro de otra persona.

Como estaba en esa condición, sabía que no podía dejar solo al perro en la montaña, especialmente a esa altura.

A pesar de los kilómetros que tuvo que caminar para regresar al final, la mujer cumplió su misión de llevar al perro a un lugar seguro.

¿Cómo pudo hacer esto? Tuvo que cargar al perro de 25 kilos en sus hombros, para que no se lastimara al caminar.

No fue nada fácil

Uno puede imaginar lo difícil que fue bajar al perro, especialmente cuando estaba cansada antes de encontrar a Boomer.

En ese momento de tanta dificultad en la caminata, el peso del perro le afectaba, y creyó no poder seguir.

Pero la mujer siguió adelante y algo inexplicable la dominó.

“Dije una oración y sentí que alguien caminaba detrás y me quitaba el perro de los hombros”, dijo
Siguió adelante, incluso con clima lluvioso y en un terreno rocoso. Horas después, de que Tia y su padre comenzaran la caminata, llegaron al final con su nuevo amigo.

El perro estaba a salvo, gracias a Tia.

Un nuevo hogar

Ella no perdió tiempo y llevó a Boomer al veterinario, donde fue tratado por sus múltiples heridas.

Luego se contactó con sus dueños, que lo perdieron en la montaña, durante una caminata del 4 de julio.

Resultó que planeaban vender el perro, así que los dueños se lo obsequiaron.

Ella no podría estar más feliz por la noticia.

“No tengo un perro desde hace 15 años, pero Boomer es parte de nuestra familia ahora”, dijo a PEOPLE.

La mujer cree que ella estaba en esa montaña específica por una razón ese día y dicha razón era salvar la vida de un perro.

También hay una página GoFundMe para el hijo de Tia, una que ayudará a su familia a pagar el Centro de rehabilitación al que asiste recientemente.

Finalmente, su hijo no solo tendrá el apoyo de su familia, sino también su nuevo perro quien lo ayudará a superar sus problemas.

Mira el video a continuación:

Estos pescadores oyeron ruidos extraños cruzando el lago y hallaron a un montón de cachorros abandonados en plena isla

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS