Senadora Loeffler pide investigar presunto abuso de fondos del PPP por parte de Planned Parenthood

Por Masooma Haq
11 de Agosto de 2020
Actualizado: 11 de Agosto de 2020

La senadora Kelly Loeffler (R-Ga.) está dirigiendo a un grupo de colegas republicanos en un esfuerzo por investigar que Planned Parenthood reciba préstamos del Programa de Protección de Cheques de Pago (PPP).

“Orgullosa de liderar a más de dos docenas de mis colegas del Senado en el pedido a investigar el abuso de Planned Parenthood al #PPP y otras actividades criminales. Planned Parenthood DEBE rendir cuentas por sus prácticas perturbadoras y atrocidades contra los no nacidos”, escribió Loeffler en Twitter.

Como parte de la Ley CARES, el PPP se estableció para brindar alivio económico a aquellas pequeñas empresas afectadas por el cierre económico debido a la pandemia. Fox News informó que USD 80 millones de los contribuyentes se destinaron a varias afiliadas de Planned Parenthood que fueron aprobadas para préstamos del PPP.

Junto con las firmas de otros 28 legisladores republicanos, la senadora Loeffler escribió al inspector general especial para la recuperación de la pandemia (SIGPR) del Departamento del Tesoro, Brian Miller, pidiéndole que determinara si Planned Parenthood engañó a sabiendas al gobierno y a los contribuyentes.

“Le pedimos que investigue cómo estas afiliadas pudieron obtener préstamos del PPP a pesar de no ser elegibles bajo las reglas de afiliación de la Agencia Federal de Pequeños Negocios (SBA), si alguna afiliada de Planned Parenthood proporcionó a sabiendas información falsa en sus solicitudes de préstamos del PPP, y en qué medida la organización matriz, Planned Parenthood for America (PPFA), estuvo involucrada en el proceso de solicitud de dichos préstamos”, escribieron los senadores.

En mayo, luego de que se diera a conocer la noticia de que Planned Parenthood recibía préstamos del PPP de manera inapropiada, Planned Parenthood emitió un comunicado sobre las acusaciones. La declaración del 20 de mayo fue de Jacqueline Ayers, vicepresidenta de relaciones gubernamentales y políticas públicas de Planned Parenthood Federation of America.

“Al igual que muchas otras organizaciones locales sin fines de lucro y proveedores de atención médica, algunas organizaciones independientes 501(c)(3) de Planned Parenthood solicitaron y obtuvieron préstamos bajo las reglas de elegibilidad establecidas por la Ley CARES y la Agencia Federal de Pequeños Negocios (SBA), las cuales cumplieron”, decía el comunicado de Ayers.

“Este es un claro ataque político a los centros de salud de Planned Parenthood y al acceso a la atención de salud reproductiva. No tiene nada que ver con la elegibilidad de las organizaciones de atención médica de Planned Parenthood para los esfuerzos de ayuda del COVID-19”, decía el comunicado.

Además de la primera carta, Loeffler y sus colegas enviaron una segunda carta (pdf) al Departamento de Justicia (DOJ), a la luz del testimonio en video publicado recientemente por el Center for Medical Progress, en donde funcionarios de Planned Parenthood y de empresas biomédicas relatan bajo juramento cómo se extraen bebés vivos luego de un aborto para el tráfico de tejido fetal.

La carta solicita una actualización sobre la investigación del Departamento de Justicia sobre Planned Parenthood e información sobre las medidas de seguimiento tomadas desde que se enviaron las remisiones penales del Comité Judicial del Senado en 2016.

“El abuso de Planned Parenthood del dinero del PPP de los contribuyentes es otro ejemplo del flagrante desprecio de Planned Parenthood por la ley”, escribieron los senadores. “Le instamos a que investigue no solo el grado de participación de Planned Parenthood en la venta de tejido fetal, sino también las inquietantes descripciones de los trabajadores de Planned Parenthood sobre los bebés nacidos vivos que murieron o dejaron que murieran para sustraerles sus órganos”.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo


A continuación

Cómo el comunismo destruye a la familia

TE RECOMENDAMOS