Tejón encuentra el mayor tesoro de piezas romanas hallado en una cueva de España

Por Yeny Sora Robles
14 de Enero de 2022
Actualizado: 15 de Enero de 2022

Gracias a sus esfuerzos por abastecerse de comida, un pequeño tejón fue la pieza clave en el descubrimiento del que hasta el momento constituye el mayor tesoro de piezas romanas encontrado en una cueva de España.

En una publicación realizada el mes pasado por el Departamento de Prehistoria y Arqueología de la Universidad Autónoma de Madrid, se reveló el descubrimiento de un conjunto de 209 monedas de cobre y bronce de entre los siglos III y V d. C. acuñadas en Constantinopla, Tesalónica, Francia o Londres, que fueron desenterradas por un tejón mientras buscaba comida.

La cueva donde se realizó el hallazgo está ubicada al sur de Berció, al norte de España, y para llegar hay que atravesar una empinada ladera arcillosa y cubierta de bosque.

Roberto García, residente del área, fue el primero en identificar las monedas, y posteriormente informó a los arqueólogos y los dirigió al lugar. Dijo que encontró algunas monedas asomando a la superficie en una madriguera de tejón, y decidió reportarlo.

Según la publicación, encabezada por el arqueólogo Alfonso Fanju, las monedas “se encontraban en una poza vertical natural vaciada en su tramo inferior por el animal, que había sacado desde la entrada de la madriguera parte del depósito, quedando más piezas enterradas”.

Una vez notificado el hallazgo al servicio de patrimonio de la Consejería de Cultura del Principado, se autorizó y financió una intervención de emergencia, que permitió recuperar el resto de las monedas.

Vista del proceso de excavación. Cueva de La Cuesta, Berció, España. (Crédito de Alfonso Fanjul Peraza)
Detalle de la excavación. (Crédito de Alfonso Fanjul Peraza)

En total se encontraron 209 monedas, que “abarcan desde mediados del siglo III d. C. hasta una pieza con ceca en Roma de Valentiniano III del 430 d. C”, dice el documento, y fueron puestas a disposición del Museo Arqueológico de Asturias.

Debido a las características de las piezas y su configuración, según el informe, los arqueólogos consideran que puede tratarse de un “tesorillo”, del que “sus propietarios tendrían intención de recuperar, o bien se habría ocultado en tiempos de inestabilidad por miedo a robos o ataques. También pudo ser atesoramientos de ahorro en escondrijos que funcionaban como las cámaras de seguridad de los bancos actuales y que los propietarios acrecentaban o disminuían según sus necesidades de efectivo”.

Reverso de pieza n.º 131 Follis de Constantino realizado en Londinium, Londres. Única pieza de esta ceca en todo el conjunto. (Crédito de Alfonso Fanjul Peraza)
Reverso laureado de Constancio II con ceca en Antioquía del tesoro de la cueva de La Cuesta. (Crédito de Alfonso Fanjul Peraza)

En los hallazgos previos de monedas prehistóricas romanas, en la mitad de los casos solo se limitaron a entre 1 y 4 monedas (que no estaban guardadas en recipientes); y en otra decena de cuevas, se encontraron varios de entre 7 y 100 piezas, se añadió.

Además, el reporte señala que “el depósito de monedas rescatado, constituye una mínima parte, de un conjunto monetario mucho mayor, ya desaparecido, tal como demuestra el haber encontrado varias piezas en distintas zonas de la cavidad”.

Anverso de la pieza n.º 138 (Helena 337-340 d. C.) (Crédito de Alfonso Fanjul Peraza)

Se espera que el hallazgo no termine ahí. Fanjul dijo a USA TODAY que él y un grupo de voluntarios y estudiantes planean organizar otras excavaciones en el área. “No sabíamos cuántos podrían estar bajo tierra o incluso si podríamos encontrar objetos más valiosos”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS