Texas apelará luego que juez federal anule ley que prohíbe shows de drags frente a niños

Por Jana J. Pruet
27 de Septiembre de 2023 8:23 PM Actualizado: 27 de Septiembre de 2023 8:23 PM

La oficina del fiscal general de Texas, Ken Paxton, declaró el miércoles que recurriría la decisión de un juez federal de anular una ley que prohíbe los shows de drag queens delante de niños.

“La Oficina del Fiscal General apelará esta sentencia”, dijo un portavoz del Sr. Paxton a The Epoch Times en un correo electrónico.

El martes, el juez de distrito David Hittner dictó una orden judicial permanente (pdf) que bloqueaba la Ley 12 del Senado, declarándola una “restricción inconstitucional de la libertad de expresión”. El juez Hittner fue nombrado por el presidente Ronald Reagan en 1986.

“La infracción de los derechos de la Primera Enmienda de los demandantes y el inminente efecto paralizador que la SB 12 tendrá sobre la libertad de expresión, en general, supera cualquier dificultad para el Estado de Texas”, escribió el juez Hittner en una sentencia de 56 páginas.

Una orden de restricción temporal dictada anteriormente por el tribunal impidió que la ley entrara en vigor el 1 de septiembre.

La ley habría prohibido los “shows de contenido sexual” en locales comerciales o públicos en presencia de menores de 18 años.

El proyecto de ley (pdf) define un show de orientación sexual como un show visual en el que el artista está desnudo o lleva maquillaje, ropa u otros signos del sexo opuesto mientras hace playback, canta o baila ante un público y apela al “interés lascivo por el sexo”.

“Sin duda, podemos estar de acuerdo en que hay que proteger a los niños de las actuaciones sexualmente explícitas. De eso trata la Ley 12 del Senado. Se trata de una ley de sentido común y completamente constitucional, y esperamos defenderla hasta la Corte Suprema si es necesario”, escribió en X el senador republicano Bryan Hughes, autor de la ley, tras la decisión.

Qué significa

La sentencia impide a los funcionarios del gobierno aplicar la SB 12, que el gobernador republicano Greg Abbott convirtió en ley el 18 de junio.

“Esta lucha está lejos de terminar, ya que esta sentencia será sin duda recurrida. La S.B. 12 protegería claramente a los niños de las actuaciones hipersexualizadas en el estado de Texas. La obscenidad delante de los niños nunca es apropiada”, declaró Jonathan Covey, director de política de Texas Values, en un comunicado tras la sentencia del martes.

La oficina del Sr. Abbott no respondió inmediatamente a la solicitud de comentarios de The Epoch Times.

En agosto, la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) presentó una demanda en nombre de The Woodlands Pride, Abilene Pride Alliance, Extragrams, 360 Queen Entertainment y Brigitte Bandit.

Los demandantes alegaron que la ley amenazaba sus sustentos, censuraba la libertad de expresión y “difamaba” su forma de arte, según la ACLU.

“Estoy aliviada y agradecida por la sentencia de la corte”, declaró la artista drag Brigitte Bandit en un comunicado de prensa. “Mi medio de vida y mi comunidad [han] visto suficiente odio y daño por parte de nuestros funcionarios electos. Esta decisión es un recordatorio muy necesario de que los tejanos queer pertenecemos y merecemos que nuestros legisladores nos escuchen”.

En otro caso, un juez federal falló a favor del presidente de una universidad de Texas que canceló un show de drags en el campus a principios de este año.

El juez de distrito Matthew Kacsmaryk consideró que el presidente de la Universidad West Texas A&M (WT), Walter Wendler, no violó los derechos de la Primera Enmienda de los estudiantes cuando canceló el show de drags programado para el 31 de marzo (pdf).

El acto, al que podían asistir niños acompañados por un padre o tutor, iba a ser organizado por WT Spectrum como recaudación de fondos para The Trevor Project, una organización sin ánimo de lucro que se describe a sí misma como que trabaja para “acabar con el suicidio entre los jóvenes LGBTQ”. El acto se denominó “A Fool’s Drag Race”, según la sentencia judicial de 26 páginas.

“La Primera Enmienda no impide a las autoridades escolares restringir conductas ‘vulgares y lascivas’ que ‘socavarían la misión educativa básica de la escuela’, especialmente en entornos en los que hay niños físicamente presentes”, escribió el juez Kacsmaryk, nombrado por el expresidente Donald Trump en 2017.

Demanda contra la Universidad

En su demanda, Spectrum WT acusó al presidente de la universidad de desafiar la Constitución e impedir el acceso a un grupo estudiantil reconocido.

“La ‘ley del país’ es la Primera Enmienda de Estados Unidos”, dice la demanda presentada el 24 de marzo (pdf). “Y nuestra Constitución prohíbe a los funcionarios públicos, incluidos los presidentes de universidades públicas, silenciar a los estadounidenses porque a un funcionario público no le gusten determinados puntos de vista”.

Diez días antes del acto, el Sr. Wendler dijo que la universidad “no acogerá un show de drags en el campus”, lo que provocó la ira del grupo estudiantil.

“¿Preserva un show de drags un solo hilo de dignidad humana? Creo que no”, escribió el Sr. Wendler en una carta a los estudiantes y al personal el 21 de marzo. “Como espectáculo que exagera aspectos de la feminidad (sexualidad, feminidad, género), los shows drag estereotipan a las mujeres en extremos caricaturescos para diversión de los demás y discriminan a la feminidad. Cualquier acto que menosprecie a un individuo o a un grupo mediante tal representación está mal”.

“¿Debo permitir los comportamientos misóginos que representan a las mujeres como objetos?”, continuó. “Aunque yo no soy mujer, mi mejor amiga, con la que llevo casado más de medio siglo, sí lo es. También tengo la suerte de tener nueras y nietas. Degradar a cualquiera degrada a todas. Esto no es una abstracción intelectual, sino una cruda realidad”.

El juez dijo que la decisión del Sr. Wendler de cancelar el show de drags era “objetivamente razonable”.

“Existe un interés imperioso en proteger el bienestar físico y psicológico de los menores”, escribió el juez Kacsmaryk, citando el caso Sable Communications of California Inc. v F.C.C. (1989).

“Aunque se violaran derechos claramente establecidos, la decisión del presidente Wendler seguía siendo objetivamente razonable”.

Con información de Bill Pan.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.