3 perros rescatados logran salvar la vida de un joven diagnosticado con una enfermedad terminal

Por La Gran Época
16 de Abril de 2019 Actualizado: 02 de Mayo de 2019

Cuando los médicos te dicen que te queda poco tiempo de vida, ¿qué harías? Para este hombre, que estaba a punto de rendirse, el amor que le mostraron sus mascotas le dio fuerzas para seguir luchando.

Hace diez años, alcohólico y drogadicto, Zach Skow, de 28 años, no tenía esperanza, era un cadáver andante. Sin embargo, todavía le quedaba una chispa de vida, y fue capaz de convertirla en una llama ardiente con la ayuda de sus tres perros rescatados.

“Hace diez años tuve una enfermedad hepática en etapa terminal y menos de 90 días para vivir sin un trasplante de hígado”, dijo Zach a People.

Y para que Zach calificara para un transplante de hígado en el Hospital Cedars-Sinai de Los Ángeles, necesitaba estar sobrio durante seis meses, reportó The Dodo.

El período de abstinencia de Zach fue brutal, pero tuvo la suerte de tener a su padre y a sus mascotas a su lado.

“Cuando estaba pasando por el síndrome de abstinencia, no podía decir qué era real o qué era falso”, le dijo a The Dodo. “Tener a los perros conmigo, que los perros me tocaran, me ayudaron inmensamente, me ayudaron a sentirme conectado”.

El amor que esos perros tenían por Zach lo inspiró a cambiar. Dejó de beber alcohol y de abusar de las drogas, comió adecuadamente y se ejercitó con la ayuda de sus tres bulliciosos amigos caninos.

“Dejé que mis perros se encargaran de la dirección”, agregó Zach. “Iba todas las semanas a hacerme un análisis de sangre y seguía mejorando. Mis doctores no paraban de mirarme con esas miradas de perplejidad en sus caras”.

Y he aquí, todo cambió a su favor: no se necesitaba un trasplante de hígado.

Como resultado de esta experiencia que le cambió la vida, Zach dedica su tiempo y energía a ayudar a otros necesitados.

Ver esta publicación en Instagram

Kind heart. Fierce mind. Brave spirit!

Una publicación compartida de Zach Skow (@zachskow) el

Comenzó una organización sin fines de lucro llamada Marley’s Mutts, donde los perros de los centros de matanza en el condado de Kern, California, son rescatados, rehabilitados y se les da un hogar para siempre.

Más de 5,000 perros han sido salvados a través del programa hasta la fecha, y también dio origen a la iniciativa Miracle Mutts, un “esfuerzo de alcance comunitario y educación a través del cual los voluntarios utilizan perros de terapia para una interactividad reconfortante”.

“Lo que he encontrado es mi propósito, soy un salvador profesional de perros y un salvador de personas”, dijo Zach.

El poder del amor nunca deja de asombrar, incluyendo el amor de las mascotas.

Mira el video a continuación:


Niña supera leucemia y toca la campana de la recuperación

¿Te gustó este artículo?
Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

TE RECOMENDAMOS