Un estudio estima la inmunidad total al virus del PCCh en casi el 70 por ciento de los tejanos

Por Meiling Lee
13 de Agosto de 2021
Actualizado: 13 de Agosto de 2021

Se estima que casi el 70 por ciento de los tejanos tienen inmunidad total, ya sea natural o inducida por vacunas, al virus del PCCh a partir del 4 de julio de 2021, según investigadores del Sistema de la Universidad de Texas.

El estudio de los investigadores, que aún no ha sido revisado por pares (pdf), es la “primera estimación totalmente basada en datos de la inmunidad total al SARS-CoV-2” en Texas.

El estudio implicó la evaluación de datos serológicos, en intervalos de 1 semana, de más de 14,000 muestras de sangre de 10,482 participantes en todo Texas a partir del 30 de septiembre de 2020.

Luego se realizó una estimación de la seroprevalencia de la infección natural ajustada por edad del censo y se combinó con los datos de vacunación a nivel de población anonimizados del Departamento de Servicios de Salud del Estado de Texas, al 4 de julio de 2021, para obtener una estimación precisa de la inmunidad total a nivel estatal.

Los investigadores calcularon que la cantidad de tejanos con anticuerpos naturales contra el virus del PCCh (Partido Comunista Chino) era del 35,3 por ciento y que la inmunidad total estimada era del 69,1 por ciento, lo que significa que casi “el 70 por ciento de la población se beneficia de algún grado de protección contra la reinfección de SARS-CoV-2 y la infección por COVID-19”.

SARS-CoV-2 es el nombre científico del virus del PCCh que causa la enfermedad COVID-19.

Los autores del estudio dijeron que no incluyeron un intervalo de confianza para la inmunidad total “ya que la proporción vacunada es una cantidad de población conocida (fija) en lugar de una estimación, y por lo tanto no se presta a una estimación de variabilidad”.

Además, también notaron que la estimación de inmunidad total era mucho más alta que los datos del estado. “Concluimos que la seroprevalencia de SARS-CoV-2 es cuatro veces mayor que los casos de COVID-19 confirmados por el estado (8.8 por ciento)”.

La seroprevalencia es el porcentaje de personas en una población que tienen anticuerpos contra un virus en particular.

Colección de pruebas de anticuerpos COVID-19 en el Miami International Mall en Doral, Florida, el 18 de junio de 2020. (Jason Koerner/Getty Images para BioReference Laboratories)

El estudio se basó en la suposición de que la reinfección con COVID-19 dentro de unos meses después de la recuperación era rara, los anticuerpos neutralizantes se desarrollaron después de que la infección natural duró al menos cinco meses, y las vacunas COVID-19 proporcionaron una respuesta de anticuerpos razonable a largo plazo.

Una limitación del estudio fue que la demografía de los participantes puede no ser una representación precisa del estado. Aproximadamente el 69 por ciento de la cohorte del estudio eran mujeres, el 88,9 por ciento de raza blanca y la edad media era de 45,9 años.

Según los investigadores, la metodología detallada adoptada en el estudio se puede replicar en cualquier área estatal o regional para ayudar con las decisiones de formulación de políticas relevantes relacionadas con el virus.

“A diferencia de los enfoques basados en modelos, la investigación actual permitirá a los investigadores y a los departamentos de salud calcular estimaciones regionales de la inmunidad total de la manera menos sesgada”, escribieron los autores.

Conocer la verdadera prevalencia de la pandemia y cuántas personas han sido infectadas y tienen inmunidad es una clave importante para ayudar a los científicos a comprender si es posible la inmunidad colectiva.

La inmunidad colectiva ocurre cuando suficientes personas de la población se vuelven inmunes a una enfermedad, ya sea a través de una infección natural o una vacuna, que hace que la propagación de la enfermedad de una persona a otra sea poco probable y brinda protección a quienes no son inmunes.

El porcentaje de la población requerido para alcanzar la inmunidad colectiva contra COVID-19 ha cambiado varias veces durante la pandemia del 70 por ciento al 85 y al 90 por ciento. Pero ahora algunos expertos están diciendo que el concepto de inmunidad colectiva es inalcanzable debido a que la variante Delta causa la enfermedad en individuos vacunados.

“Creo que estamos en una situación aquí con esta variante actual, donde la inmunidad colectiva no es una posibilidad porque [la variante Delta] todavía infecta a las personas vacunadas”, dijo Andrew Pollard, director del Grupo de Vacunas de Oxford, en una audiencia sobre el Coronavirus celebrada el martes.

Pollard, quien participó en el desarrollo de la vacuna anti-COVID de Oxford-AstraZeneca, también dijo que la política pública debe estar dirigida a prevenir las muertes y las hospitalizaciones. No abogó por una tercera dosis de refuerzo.

“Y en todo caso, debemos centrarnos ahora no en lo que podría detener las nuevas variantes porque no creo que tengamos ninguna facilidad para controlar eso”, dijo.

“Necesitamos enfocarnos en pensar en cómo evitar que las personas [mueran] o vayan al hospital… Ahora tenemos más de 4000 millones de dosis desplegadas de la vacuna en todo el mundo, y ahora son dosis suficientes para haber evitado casi todas esas muertes y, sin embargo, continúan”.

La directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Rochelle Walensky, le dijo a CNN la semana pasada que, si bien las vacunas continúan previniendo enfermedades graves y la muerte en personas completamente vacunadas que están infectadas con la variante Delta, la enfermedad entre los vacunados aún puede propagarse. Además, un estudio publicado por la agencia de salud encontró que la variante Delta producía cargas virales similares en personas vacunadas y no vacunadas si se infectaban.

Los casos de contagios posvacunación se están produciendo con una mayor incidencia en países con altas tasas de vacunación, como Islandia, Israel y el Reino Unido, y las personas experimentan síntomas leves cuando se infectan con la variante Delta.

Islandia, con una de las más altas tasas de vacunación, con el 96 por ciento de las mujeres y el 90 por ciento de los hombres de 16 años o más que han recibido al menos una dosis de la vacuna COVID-19, está registrando un gran número de casos, más que en olas anteriores.

Captura de pantalla de los casos nacionales de COVID-19 en Islandia, de enero a agosto de 2021, en www.covid.is. (Captura de pantalla a través de The Epoch Times)

El país no informó de ningún nuevo caso doméstico el 11 de julio, sin embargo, un mes después, 106 casos fueron registrados, con un total de 1731 casos activos, según datos oficiales hasta el miércoles. Entre los infectados nacionales: 74 estaban totalmente vacunados, 43 no estaban vacunados y uno llevaba la primera dosis.

El Dr. Kevin Tracy, presidente y director ejecutivo de los Institutos Feinstein de Investigación Médica, dijo en un artículo de opinión el miércoles que las vacunas no pueden ser la única herramienta en la que se puede confiar para erradicar el virus.

“La solución es invertir y realizar la investigación científica y clínica necesaria para identificar, descubrir y probar nuevas terapias”, escribió Tracy. “Para ganar la guerra contra este virus, necesitamos tratamientos seguros, efectivos y baratos”.

Remdesivir, el único medicamento antivírico aprobado, se usa en pacientes hospitalizados gravemente enfermos con un efecto mínimo, mientras que los anticuerpos monoclonales solo están disponibles para pacientes de alto riesgo.

“Ya es hora de recopilar la evidencia científica de un estudio cuidadoso de medicamentos genéricos (como famotidina, ivermectina, dexametasona y otros) para saber si pueden ser útiles o no”, dijo Tracy.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS