Una “enfermedad moderna” que infecta el cerebro y la sangre se propaga por California

04 de Agosto de 2016
Actualizado: 05 de Agosto de 2016

Autoridades de salud del sur de California alertaron la semana pasada por el brote de una extraña y mortal enfermedad conocida como meningocócica.

Se trata de  una afección bacteriana grave y poco común causada por la bacteria Neisseria meningitidis, la cual provoca una infección del tejido que recubre el cerebro y la médula espinal, lo que se conoce comúnmente como meningitis, pero también puede infectar el torrente sanguíneo y provocar una bacteriemia.

La advertencia se presentó cuando había 19 casos, actualmente el número de infectados asciende a 22 personas, desde marzo de 2016, cuando se descubrió el brote. Hasta el momento se registraron 2 víctimas fatales.

Los CDC (Centros para el Control de Enfermedades) aconsejan que para evitar contagiarse del virus hay que aplicarse una vacuna  antimeningocócica, especialmente los hombres homosexuales, debido a que la mayoría de los casos registrados pertenecen a este grupo. La vacuna se coloca gratuitamente.

La enfermedad meningocócica se transmite de persona a persona, a través de secreciones respiratorias de la nariz y de la garganta, saliva y contacto íntimo.

Los síntomas iniciales pueden incluir fiebre, dolores en el cuerpo, rigidez en el cuello y dolores de cabeza que pueden progresar rápidamente y causar confusión. Las autoridades solicitan que en caso de presentarse alguno de estos síntomas se dirija de inmediato al médico o centro de salud más cercano.

Si bien aun las autoridades de salud aún no tienen claro por qué los gays y bisexuales han sido afectados de manera desproporcionada, el contacto íntimo con varias parejas podría influir, informó Univision.

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS