Una visión más amplia del mundo a través de la danza clásica china

Una visión más amplia del mundo a través de la danza clásica china

Michael Hu quedó cautivado con los saltos que desafían la gravedad y la profundidad de la narración en un espectáculo de Shen Yun Performing Arts. Esto despertó su sueño de convertirse en bailarín. (Edward Dye)

21 de Agosto de 2021

La primera vez que Michael Hu vio Shen Yun Performing Arts, se llenó de emoción y se quedó con la idea de que iba a ser bailarín. Si una imagen vale más que mil palabras, entonces Shen Yun fue una serie de imágenes que se sumaron a un espectáculo capaz de transmitir 5000 años de cultura de inspiración divina, dijo. Para Hu fue emocionante, grandioso y profundo, y sintió que también quería contar historias con ese tipo de profundidad.

Apoyando el nuevo sueño de Hu, sus padres lo enviaron a un campamento de verano de una semana para que aprendiera danza clásica china, la antigua forma de arte que Shen Yun, con sede en Nueva York, ha popularizado en todo el mundo.

Pero la realidad no coincidió con su sueño.

“Sobre todo por el estiramiento”, dijo Hu. “No me gustó mucho”.

Los saltos que desafían la gravedad, las volteretas y las técnicas de giros de la danza china clásica requieren que el bailarín sea ágil y flexible, y se necesita una afinidad natural o una gran cantidad de entrenamiento para alcanzar esa base. Así que el sueño de Hu se quedó en el tintero.

“Entonces, en 2016, todo cambió”, recordó Hu. Estaba a punto de asistir a una academia de arte para estudiar trompeta, pero a última hora sus padres le preguntaron por qué no volvía intentar con la danza clásica china. Podía estudiarla durante un año, o unos meses, y si no le gustaba, podía regresar a la música.

Hu se está preparando para salir a escena solo en la competencia internacional de danza china clásica de NTD. (Edward Dye)
Michael Hu. (Larry Dai)

El primer año estuvo lleno de estiramientos, a veces dolorosos. Pero cuando ya tuvo los fundamentos, empezó la danza, y a partir de ahí, Hu se comprometió. Todos los momentos de dolor que soportó, todos los ejercicios repetitivos que realizó, valieron la pena, ya que su sueño de convertirse en bailarín se hacía cada vez más evidente, hasta que lo tuvo frente a sus ojos y logró ese sueño de ir de gira con Shen Yun Performing Arts, la principal compañía de danza clásica china del mundo. Hu dice que cada vez que ve los rostros del público cuando se abre el telón, se llena de gratitud y satisfacción.

Recientemente, Hu se está preparando para salir al escenario solo: las preliminares de la competencia internacional de danza clásica china de NTD se han realizando durante todo el verano, y las semifinales serán el 4 de septiembre, y las finales y la ceremonia de entrega de premios, el 5 de septiembre.

“Quiero ganar más experiencia en el escenario”, dijo Hu. Para él, no se trata de competir con otros, sino de una oportunidad de subir al escenario solo y ver si realmente puede brillar.

El bailarín Michael Hu representa a Xiang Yu, un gran guerrero chino. (Edward Dye)

Para la competencia, está preparando una danza narrativa sobre uno de los guerreros más grandiosos de China, Xiang Yu, pero no en un momento de triunfo, sino al final de la guerra cuando durante la batalla de Gaixia está rodeado y a punto de ser derrotado. La historia se vuelve introspectiva cuando piensa en la serie de acontecimientos que lo llevaron al presente, y lamenta no haber matado al general oponente cuando tuvo la oportunidad.

“Aquí hace su última parada”, dice Hu. El gran guerrero se da cuenta que, independientemente de su brillo, habilidad o destreza en el campo de batalla, si los cielos no quieren que reclame el trono para el emperador, ese destino está fuera de su control.

“Siempre hay algo superior que juega un papel en tu vida”, señaló Hu. Historias como ésta en la primera representación de Shen Yun que vio fueron las que llamaron su atención, porque, según dijo, no hay solo el bien y el mal enfrentados, sino poderes superiores que hablan del significado y el propósito de la humanidad.

“Como me crié en Estados Unidos (…) no alcanzaba a entender toda la cultura china, sus 5000 años”, dijo. Sin embargo, Shen Yun le transmitió con claridad la esencia de la cultura, así como a los espectadores de diferentes orígenes culturales y condiciones de vida.

“Es hermoso de tal manera que la gente puede entenderlo simultáneamente”, dijo. “Y se dan cuenta que es mucho más hermoso de lo que imaginan”.

Esta es la primera vez que Hu se presenta a una competencia de danza, y esta en particular cuenta con artistas y exalumnos de Shen Yun entre el jurado. Aunque la danza clásica china es una forma de arte que se ha transmitido durante miles de años, era prácticamente desconocida en Occidente hasta que Shen Yun decidió darla a conocer. La compañía artística con sede en Nueva York no solo ha llevado la danza a escenarios de diferentes partes del mundo, sino que la ha llevado a otro nivel.

En la danza clásica china, existe un método que consiste en utilizar el cuerpo para dirigir los brazos y la cintura para dirigir las piernas; muchas escuelas y compañías de danza hablan de este método, pero Shen Yun y su escuela de formación Fei Tian Academy of the Arts son las únicas que lo enseñan.

Es un método en el que la fuerza de cada movimiento comienza en el centro del cuerpo, lo que genera un mayor efecto en el escenario con gestos más amplios y saltos más altos; es sencillo, pero no es fácil.

“Básicamente se trata de usar el corazón para danzar”, dijo Hu.

La final de la competencia se transmitirá por streaming en NTD.com el 5 de septiembre de 1:00 p.m. a 5:30 p.m. (hora del este), y la ceremonia de premiación comenzará a las 7:00 p.m.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí