Universidad de Duke confina a los estudiantes citando aumento de COVID-19 por una fiesta

Por Isabel van Brugen
15 de Marzo de 2021
Actualizado: 15 de Marzo de 2021

La Universidad de Duke, en Carolina del Norte, EE.UU., impuso el sábado una orden de permanencia en casa durante una semana para todos sus estudiantes de pregrado, citando un aumento de los casos del virus del PCCh en el campus. Los funcionarios dijeron que esto fue causado por los estudiantes que asistieron a las fiestas de reclutamiento.

Apenas unos días después que el estado reabrió las escuelas, tres dirigentes de la universidad de Durham emitieron una carta a los estudiantes explicando la orden que obliga a los universitarios a “permanecer en su lugar” hasta al menos las 9 de la mañana del 21 de marzo.

La carta advierte que los estudiantes que sean “infractores flagrantes o reincidentes” pueden ser castigados con la suspensión o el despido de la universidad.

La misiva señala que en el período de siete días, más de 180 estudiantes dieron positivo en los test del virus del PCCh (Partido Comunista Chino) y otros 200 estudiantes están en cuarentena porque pueden haber estado expuestos a una persona infectada.

“Esto es lejos el mayor número de pruebas positivas y de cuarentenas en una semana desde el comienzo de la pandemia”, escribieron John Blackshear, decano de estudiantes; Gary Bennett, vicerrector de educación universitaria; y Mary Pat McMahon, vicerrector de asuntos estudiantiles.

Según los funcionarios, el reciente brote fue “principalmente impulsado por los estudiantes que asistieron a las fiestas de reclutamiento de los grupos”.

El portavoz de la Universidad de Duke, Michael Schoenfeld, dijo en una declaración que los recientes casos de COVID-19 “están casi todos relacionados con eventos no aprobados de reclutamiento de fraternidades que tuvieron lugar fuera del campus” y son “el resultado directo de un comportamiento individual que viola los requisitos de Duke en cuanto a la actividad personal”.

Según la política de Duke, las reuniones de estudiantes están limitadas a 10 personas en el interior o en el exterior, a menos que sean especialmente aprobadas por el Comité de Política de Eventos Estudiantiles.

“Aquellos que sean encontrados responsables de organizar y acoger estos eventos serán responsabilizados a través del proceso de conducta estudiantil”, añadió.

“Si esto parece grave, es porque lo es”, escribieron los tres líderes en su carta del 13 de marzo. “Este periodo de permanencia en el lugar está fuertemente recomendado por nuestros expertos médicos. Esta acción es necesaria para contener el rápido aumento del número de casos de COVID entre los estudiantes de Duke”.

Según la misiva, se pusieron en marcha varias restricciones en el campus para los estudiantes universitarios, entre ellas el cambio de todas las clases a través de Internet, con limitadas excepciones, y la prohibición de utilizar los laboratorios, las bibliotecas y otros espacios comunes del campus, salvo para actividades esenciales.

Los estudiantes deben permanecer en su habitación o apartamento en todo momento, excepto para actividades esenciales relacionadas con la alimentación, la salud o la seguridad, dice la carta. Los estudiantes que viven fuera del campus no pueden entrar en él, excepto para participar en pruebas de vigilancia, buscar atención médica o recoger pedidos de comida para llevar.

Además, para los estudiantes de grado que regresen de un viaje, se exigen ahora dos test preventivos negativos.

“La restricción de los movimientos de los estudiantes, junto con una renovada dedicación a seguir el distanciamiento social, el uso de mascarillas, la vigilancia de los síntomas y otras directrices de salud pública, nos da el mejor camino para reducir la propagación”, dice la carta.

“Las violaciones de estos requisitos se considerarán una violación del Pacto de Duke y serán tratadas como tal; las violaciones flagrantes y repetidas serán motivo de suspensión o retirada de Duke”.

“Nuestra capacidad para completar el semestre, la graduación de nuestros estudiantes de último año, y la salud y la seguridad de nuestra comunidad, incluyendo a sus compañeros de grado, pende de un hilo. Ahora más que nunca NECESITAMOS que se unan como comunidad de Duke para afrontar juntos este reto. Sabemos que pueden hacerlo”, añadieron Blackshear, Bennett y McMahon.

La universidad dijo que seguiría vigilando la situación y que proporcionará información actualizada el 18 de marzo. También dijo que está investigando los hechos y las partes vinculadas a los casos recientes.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


 

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS