Ventas de armas chinas crecieron en 2020, sólo por detrás de Estados Unidos

Por Andrew Thornebrooke
08 de Diciembre de 2021
Actualizado: 08 de Diciembre de 2021

Cinco empresas chinas representaron aproximadamente el 13 por ciento de todas las ventas de armas realizadas por los 100 productores de armas más grandes del mundo en 2020, según un nuevo informe del Instituto Internacional de Investigación para la Paz de Estocolmo (SIPRI).

Las cinco compañías, NORINCO, AVIC, CETC, CASIC y CSGC, vendieron aproximadamente USD 66,800 millones el año pasado, un aumento del 1.5 por ciento con respecto a 2019. Las cinco compañías son de propiedad estatal y realizan sus negocios en nombre del Partido Comunista Chino (PCCh). Cada una también se ubicó en el top 20 de la lista, y tres llegaron al top 10.

El informe señaló que las cinco empresas enumeradas pueden no representar todas las entidades chinas que deberían figurar entre las 100 principales, ya que las regulaciones del PCCh a menudo limitan la información que se hace pública con respecto a tales transacciones.

“Otras empresas chinas pueden tener ventas de armas lo suficientemente altas como para clasificarse entre las 100 principales”, según un comunicado de prensa de SIPRI, “pero no hay datos suficientes para incluirlas en el ranking”.

Las ventas de armas aumentaron en todo el mundo incluso cuando la economía mundial se vio afectada por la pandemia del virus del PCCh, comúnmente conocida como el nuevo coronavirus. Las ventas de armas y servicios militares de las 100 empresas más grandes de la industria aumentaron un 1.3 por ciento, aunque la economía mundial se contrajo un 3.1 por ciento.

“Los gigantes de la industria se vieron protegidos en gran medida por la demanda sostenida de bienes y servicios militares por parte de los gobiernos”, dijo Alexandra Marksteiner, investigadora del SIPRI.

“En gran parte del mundo, el gasto militar creció y algunos gobiernos incluso aceleraron los pagos a la industria de armas para mitigar el impacto de la crisis de Covid-19”.

Las empresas estadounidenses abarcaron aproximadamente el 54 por ciento de todas las ventas de armas entre las 100 principales empresas, lo que representa ventas por USD 285,000 millones en 41 entidades. El mayor vendedor de armas de la lista fue Lockheed Martin, con USD 58,200 millones en ventas de armas en 2020.

Las ventas colectivas de las empresas de la lista que tenían su sede fuera de China, Europa, Rusia y Estados Unidos fueron de USD 43,100 millones, o aproximadamente el 8.1 por ciento del total.

El crecimiento continuo del sector de defensa de China se produce en medio de un impulso total del PCCh para desarrollar nuevas tecnologías militares y expandir su arsenal nuclear.

El informe de SIPRI encontró que las nuevas tecnologías, particularmente los sistemas basados en el espacio, estaban impulsando las ventas tanto en Estados Unidos como en China, y probablemente estaban detrás de una tendencia de fusiones y adquisiciones de alto perfil en Estados Unidos.

“Esta tendencia es particularmente pronunciada en el sector espacial”, dijo Marksteiner. “Northrop Grumman y KBR se encuentran entre las empresas que han adquirido firmas de alto valor especializadas en tecnología espacial en los últimos años”.

El informe también señaló que la política del PCCh de fusión civil-militar fue un factor determinante para impulsar a las empresas de armas chinas en las filas de los que más venden en el mundo.

“En los últimos años, las empresas de armas chinas se han beneficiado de los programas de modernización militar del país y se han centrado en la fusión militar-civil”, dijo Nan Tian, investigador principal del SIPRI.

“Se han convertido en algunos de los productores de tecnología militar más avanzados del mundo”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS