Vlogger muere en directo al comer ciempiés venenosos en un desafío

Por Jesús de León
24 de Julio de 2019 Actualizado: 24 de Julio de 2019

Un vlogger chino murió durante una transmisión en vivo cuando se mostraba comiendo ciempiés venenosos, gusanos y salamanquesas vivas.

El cuerpo del hombre de 35 años, que fue identificado solo por su apellido Sun, fue encontrado por su novia en su apartamento en la ciudad oriental de Hefei, de acuerdo con el medio británico The Sun.

Era una figura popular en DouYu – equivalente chino de YouTube, ya que esa plataforma de video está prohibida ese país comunista.

Según reportó Xinan Evening News, de acuerdo a esta fuente, Sun se había filmado a sí mismo ingiriendo alcohol y comiendo animales, como parte de un desafío de revolverse el estómago.

El desafío de Sun consistía en hacer girar una rueda marcada con diferentes productos que tendría que consumir si la rueda caía sobre ellos.

Entre las criaturas que el hombre digirió se encontraban ciempiés venenosos, salamanquesas y gusanos de harina, informó MailOnline.

Esta foto tomada el 7 de enero de 2016 en Viena muestra gusanos de harina tostados y salados para comer como aperitivo. Foto de DIETER NAGL/AFP/Getty Images.

En el video filmado para sus 15.000 seguidores el jueves pasado, también bebió vinagre, cerveza y un licor local llamado baijiu.

Sun se desplomó mientras el canal seguía trasmitiendo en vivo. Luego cuando la policía encontró su cuerpo descubrió que su cámara seguía funcionando.

Aún no se estableció una causa formal de su muerte, pero las autoridades descartaron algún acto delictivo.

Los videos de Sun fueron retirados del sitio de DouYu.

El streaming en directo se hizo muy popular en China, donde existen 435 millones de usuarios, según un informe de la Radio Nacional de China.

Algunas streamers se convirtieron en millonarios, simplemente por filmarse a sí mismos yendo de un lugar a otro o cantando, bailando o comiendo.

Imagen de PublicDomainPictures en Pixabay.

Pero en el afán por diferenciarse de algunos vloggers los llevan a intentar acrobacias peligrosas, y a veces fatales.

En noviembre de 2017, Wu Yongning, una estrella de Internet de 26 años, murió al caerse de un rascacielos de 62 pisos mientras filmaba un video.

En mayo, una mujer resultó lesionada después de filmarse tratando de comerse un pulpo vivo que se le pegó en la cara.

En las imágenes captadas se puede ver a la joven gritando de dolor mientras se quitaba los tentáculos del animal de la piel.

En China existen alrededor de 100 plataformas de transmisión en directo, y las autoridades quieren reforzar el control sobre su contenido.

Hace solo unos días, una mujer obesa intentó besar “en vivo” por la fuerza a un hombre mayor y luego fue detenida.

Durante una transmisión en vivo la mujer intentó besar por la fuerza al hombre mayor que pasaba cerca de ella, todo con la intención de ganar más seguidores en línea, según reportaron múltiples medios de comunicación chinos.

***

Te puede interesar:

La historia de un maestro cocinero que llegó a la cima profesional y luego descubrió el verdadero éxito en la vida

TE RECOMENDAMOS