Wu de Liang: Un devoto emperador budista de la historia china

Por Zhicheng-Mingui.org
20 de Febrero de 2021
Actualizado: 20 de Febrero de 2021

El budismo floreció en China durante la Dinastía del Sur, principalmente porque Xiao Yan (464 – 549 d.C.), el emperador Wu de Liang, era un devoto budista. No solo promovió el budismo en todo el país, sino que también practicó a conciencia el budismo en su vida cotidiana y en su gestión de los asuntos de estado.

Después de que Xiao Yan se convirtió en el emperador, logró grandes cosas políticamente. Como había aprendido de la desaparición del Estado Qi, fue diligente en el manejo de los asuntos de estado y siempre se levantaba temprano cada mañana para revisar los memoriales y documentos oficiales sin importar el clima o la estación. En invierno, sus manos a veces estaban tan frías que la piel se agrietaba, pero nunca se quejó.

Para escuchar buenos consejos de todas partes y hacer el mejor uso de los talentos de su pueblo, ordenó que se instalaran dos cajas en la puerta del recinto imperial, una llamada “Bang Mu Han” y la otra “Fei Shi Han”.

Si los funcionarios con méritos o las personas con talento no eran recompensados o promovidos adecuadamente, podían poner sus cartas de apelación en la caja “Fei Shi Han”. Si la gente común quería hacer comentarios críticos sobre asuntos de estado u ofrecer sugerencias, podían poner sus peticiones en la caja “Bang Mu Han”.

El emperador Wu de Liang concedía gran importancia a la selección y el nombramiento de los funcionarios. Exigía que los funcionarios locales fueran honestos y tuvieran la conciencia tranquila y a menudo los convocaba a la corte para recordarles que era su responsabilidad servir al país y al pueblo.

Para promover un alto nivel de gobierno, el emperador también enviaba edictos a todo el país. Si los magistrados de los condados pequeños eran responsables de logros sobresalientes, serían ascendidos a magistrados de los condados grandes y los magistrados de los condados grandes con méritos sobresalientes serían ascendidos al cargo de gobernador de una prefectura. Gracias a estas políticas acertadas, los funcionarios de Liang se desempeñaron bien y la agricultura, la industria textil de la seda y el comercio en Liang florecieron.

El emperador Wu de Liang creía y adoraba a Buda con toda sinceridad. En los primeros años, cuando pasaba la mayor parte del tiempo luchando en el campo de batalla, no tenía tiempo para visitar los templos o quemar incienso y mostrar su respeto a Buda. Después de convertirse en emperador, se tomó muy en serio la adoración de Buda y la visita a los templos y esos acontecimientos se convirtieron en importantes actividades rituales en su país.

En el año 504 d.C., al año siguiente de convertirse en emperador de Liang, llevó a 20.000 monjes y laicos al Pabellón Chongyun de la Sala Chongyun y escribió “She Dao Shi Fo Wen”, declarando su sinceridad en la adoración de Buda.

El emperador Wu de Liang también demostró su compromiso con el budismo en su vida diaria y se ganó el respeto de su pueblo. De acuerdo con los libros de historia, usó los mismos sombreros durante tres años y usó la misma colcha durante dos años antes de reemplazarlos por otros nuevos. Siguió una dieta vegetariana y prestó poca atención a la comida o la ropa. Usaba la misma ropa incluso después de haberla lavado varias veces. Toda su ropa estaba hecha de algodón en lugar de seda, ya que la extracción de la seda mataría a innumerables gusanos de seda, lo que no cumpliría con la prohibición budista de matar. Comía principalmente vegetales y solo una comida al día. Cuando estaba muy ocupado, solo tomaba gachas cuando tenía hambre. Nunca bebía alcohol o escuchaba música por placer, aunque él mismo era un músico competente. Fue el emperador más “frugal” de la historia china.

El emperador Wu de Liang mostró gran compasión en su gobierno. Cuando la corte sentenciaba a un criminal a muerte, se veía muy triste por muchos días. En sus últimos años, declaró que estaba dispuesto a convertirse al budismo y en realidad fue a quedarse en el Templo Tongtai, el templo más grande de la ciudad de Jiankang, cuatro veces. En consecuencia, se le dio el apodo de “Emperador Pusa”.

Xiao Yan, el emperador Wu de Liang, realmente merecía el título de “Emperador Pusa”.

Ordenó la construcción de muchas torres de templos y estatuas de Buda y promovió seriamente el budismo durante su reinado. La capital, Jiankang, que cubría un área de 64 kilómetros en cada dirección, albergaba más de 500 templos, con numerosos pabellones y pagodas. La dinastía Liang tenía una población de cinco millones de habitantes y solo en la ciudad de Jiankang el número de monjes y monjas llegaba a 100.000. También había muchos monjes y monjas en otros condados y prefecturas.

Había una práctica común en esa época, conocida como “sacrificarse”. Había dos formas de hacerlo. Una era entregar los bienes al templo y la otra era unirse al templo para servir a los monjes. Xiao Yan “se sacrificó” cuatro veces como monje en el Templo Tongtai (ahora el Templo Jiming en Nanjing), con tiempos de estancia de cuatro a 37 días. Y cada vez la corte lo redimió con oro. La cantidad total pagada en rescates al templo ascendió a 400 millones de monedas de oro. El budismo alcanzó una prosperidad sin precedentes durante la Dinastía Liang.

Xiao Yan estuvo en el trono durante casi medio siglo, y su país y su pueblo disfrutaron de una notable prosperidad cultural y económica durante su reinado. Incluso los países enemigos del norte se asombraron y siguieron su ejemplo.

El confucianismo tradicional también alcanzó un máximo histórico, mientras que el emperador Wu de Liang promovía vigorosamente el budismo. Todo el país estaba impregnado de una atmósfera de cultura confuciana y los eruditos mostraron un gran interés en los estudios confucianos. Desde el emperador hasta los príncipes y nobles, todos se enorgullecían de ser amables y de tener integridad, y se esforzaban por mejorar su alfabetización cultural.

Como resultado, durante los poco más de 50 años de Liang, un número impresionante de escritores y poetas consumados hicieron contribuciones significativas a la literatura china, como Xiao Tong, que escribió “Obras selectas de Zhaoming”; Shen Yue, autor de “Song Shu”; “Xiao Ziliang, que escribió “Nan Qi Shu”; Liu Xie, autor de “Wen Xin Diao Long”; Zhong Rong, autor de “Shi Pin”; así como muchos otros eruditos conocidos, sin olvidar los dos hijos de Xiao Yan que se convirtieron en emperadores ellos mismos: el emperador Xiao Gang y el emperador Xiao Yi de Yuan. En resumen, los logros literarios durante la dinastía Liang solo pudieron ser igualados por las prósperas dinastías Tang y Song del Norte en la historia china.

El emperador Wu de Liang hizo notables contribuciones a la cultura budista china, la promoción del confucianismo y la difusión de la cultura divina de China.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS