Torrenciales lluvias arrastran personas y autos en Colombia dejando un niño muerto

Por EFE – La Gran Época
27 de Julio de 2018 Actualizado: 27 de Julio de 2018

Las autoridades colombianas permanecen en estado de alerta para atender la emergencia que se presentó la noche del jueves en el municipio de San Gil (noreste), donde el desbordamiento de un riachuelo dejó un niño muerto, 12 heridos y varias viviendas afectadas.

El menor, que se encontraba con otros 12 niños jugando en el polideportivo del barrio San Martín, falleció después que un muro de 40 metros de altura les cayera encima al ceder por la presión del agua, explicó a periodistas el alcalde de San Gil, Ariel Rojas.

La víctima de ocho años fue trasladada al hospital local pero falleció como consecuencia de las heridas que sufrió.

Los otros 12 niños permanecen bajo monitoreo médico.

Por su parte Didier Tavera gobernador del departamento de Santander, del que es parte San Gil, aseguró que la emergencia se registró por “el desbordamiento de la quebrada Las Ánimas, que inundó las calles y afectó a varias viviendas”, dejando damnificadas a unas 300 personas.

Asimismo, quedaron afectados más de 50 vehículos y la red de alcantarillas colapsó.

Por el momento, unos 300 miembros del Ejército Nacional y los organismos de emergencia trabajan para retirar el lodo y las piedras que fueron arrastradas hasta San Gil por las aguas.

Además, en el Coliseo Lorenzo Alcantuz fue instalado el Comando de Mando Unificado para atender la emergencia.

 

TE RECOMENDAMOS